Rumbo al número 3 del mundo: lo que tiene que suceder para que Del Potro alcance su mejor ranking

Juan Martín del Potro participa esta semana en el torneo de Los Cabos en México
Juan Martín del Potro participa esta semana en el torneo de Los Cabos en México Fuente: LA NACION
José Luis Domínguez
(0)
30 de julio de 2018  • 20:04

Mientras comienza la gira norteamericana sobre cemento, una de sus etapas preferidas de la temporada -junto con el tour indoor europeo de octubre-, Juan Martín del Potro está cada vez más cerca de convertirse en el número 3 del mundo y tocar el mejor ranking de su carrera. El tandilense disputa esta semana el ATP de Los Cabos, en México, un certamen de rango menor, con 250 puntos de premio al ganador, pero de todos modos está en condiciones de superar al alemán Alexander Zverev , que participa en el torneo de Washington.

De acuerdo con el ranking publicado este lunes, Zverev suma 5665 puntos, pero esta semana defiende 500, justamente como defensor del título en Washington. En el mejor de los casos, sólo podría mantener el puntaje que tiene actualmente. Del otro lado, Del Potro acumula 5395, pero solamente descarta 45 puntos, ya que el año pasado perdió en Washington en los octavos de final. Descontados los puntos, el alemán empieza esta semana con 5165 unidades, mientras que el argentino tiene 5350. Como Del Potro puede sumar 250 como máximo, llegaría a 5600; en este contexto, el título es el único resultado que le garantiza a Zverev la continuidad en el tercer escalón. Una caída más prematura lo dejará expuesto al avance de Del Potro.

Hay otra variante: si Zverev es finalista en Washington, sumará 300 puntos y obligará a Del Potro a llegar a la misma instancia en Los Cabos (el argentino reuniría 150 unidades). Pero si el alemán queda eliminado antes de la final, el tandilense escalará de manera directa al número 3 del ranking, cualquiera sea su actuación en el cemento mexicano. Más aún: incluso si esta semana los números le dieran la espalda, Del Potro tendría otra gran oportunidad la semana próxima, ya que Zverev deberá refrendar 1000 puntos en el Masters 1000 de Canadá. Las posibilidades matemáticas son muy favorables para el argentino, cuyo puntaje más alto por defender son las semifinales del US Open: en Flushing Meadows tendrá que revalidar 720 puntos; una cifra para nada despreciable, pero relativamente menor dentro de los números que se manejan dentro del Top 10.

En caso de lograr el ascenso, Del Potro se sumará al reducido grupo de argentinos que estuvieron dentro de los tres mejores del ranking, un club que sólo integran Guillermo Vilas (2º), David Nalbandian y Guillermo Coria, ambos terceros. Del Potro había alcanzado por primera vez el 4° escalón, su mejor ubicación hasta aquí, en enero de 2010.

Usualmente Del Potro comenzaba el camino hacia el US Open en Washington, pero esta vez eligió Los Cabos, un torneo en el que surge como claro favorito. Sólo Fabio Fognini (15°) y Sam Querrey (28°), defensor del título y posible rival en cuartos de final, asoman como rivales de cierta complejidad. Como primer preclasificado, el debut del tandilense será directamente por la segunda rueda, ante el ganador del duelo entre el estadounidense Marcos Giron y el salvadoreño Marcelo Arévalo, en un encuentro que se jugará el miércoles por la noche. Al igual que sucede con el torneo de Acapulco -que también tuvo este año como campeón a Del Potro-, la mayoría de los partidos se disputan por la noche, a causa del fuerte calor en el extremo austral del estado de Baja California Sur, a orillas del Pacífico.

Claramente, Del Potro eligió un arranque de ligera exigencia de cara a los tres torneos que disputará en las próximas semanas, los Masters 1000 de Canadá (este año se disputa en Toronto) y Cincinnati, y el Abierto de los Estados Unidos. Allí se jugará una parte importante de sus aspiraciones para crecer en el ranking y consolidarse en los primeros puestos. Pensar en Rafael Nadal y Roger Federer, los que acaparan el número 1 y 2 del mundo, respectivamente, será otra meta.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?