Por el alza de precios en la ciudad, crece la demanda de alquileres en el conurbano

Fuente: Archivo
En la Capital, los precios subieron 35% en el primer trimestre; en la provincia se estima que crecieron entre 26% y 30%
Julia D'Arrisso
(0)
7 de agosto de 2018  

El aumento de los precios de los alquileres en la ciudad de Buenos Aires está haciendo subir la demanda en zonas alternativas del conurbano bonaerense. Según datos oficiales, la suba del costo del alquiler en la Capital Federal en el primer trimestre de este año promedió el 35% con respecto al mismo período del año anterior. Esto empezó a impulsar a los potenciales inquilinos a buscar vivienda en los cordones cercanos a la CABA, donde, según distintos relevamientos, los precios son más baratos.

En la Capital Federal, el precio promedio del metro cuadrado en alquiler aumentó un 35,1% para los monoambientes usados, un 34,3% para los departamentos de dos ambientes y un 35,7% para los de tres ambientes, según datos de la Dirección de Estadísticas de la ciudad. En cambio, los aumentos en la provincia de Buenos Aires oscilan entre el 26 y el 30 por ciento.

Alejandro Bennezar, presidente de la Cámara Inmobiliaria Argentina, explicó que si bien en la ciudad los alquileres promedio siempre fueron superiores a los de la provincia, el precio podría generar una migración hacia zonas limítrofes con la Capital Federal.

"El aumento de precios produce una demanda creciente que inevitablemente va hacia los lugares accesibles y mejor conectados con la Capital, por una cuestión de cercanía. La oferta es constante porque la construcción sigue, pero a medida que la gente se desplace hacia esos lugares va a presionar más los alquileres en el conurbano", dijo.

La tendencia en general es el desplazamiento a localidades contiguas para conseguir mejores precios (ya sea en alquileres o en costos de mantenimiento como expensas o el transporte) o para alquilar un espacio más grande. Las ciudades que se revalorizan más son las del llamado primer cordón del conurbano bonaerense, que incluye Avellaneda, Lanús y Lomas de Zamora, en el sur; San Martín, en el noroeste, y Vicente López y San Isidro, en el norte, entre otras.

Marcelo Bebenco, presidente de la Cámara Inmobiliaria bonaerense, señaló que los precios de los alquileres en la provincia de Buenos Aires siguieron el ritmo de la inflación, mientras que en la Capital Federal "esa diferencia no es solo por la inflación, sino también por la retracción de la oferta, el traslado de los gastos del locatario al locador y la desinversión privada en inmuebles para rentas, entre otros puntos".

En la provincia, según el Colegio de Martilleros y Corredores públicos de Lomas de Zamora, el porcentaje de aumento interanual de junio de este año con respecto al mismo período de 2017 fue de 26,26%.

Menos créditos

Daniel Ortiz, secretario de esa entidad de Lomas de Zamora, comentó que subió la demanda de alquileres en la zona porque disminuyó la solicitud de créditos y hay un retorno de quienes querían comprar una propiedad hacia el mercado de alquileres, donde buscan otras opciones disponibles.

"En la Capital Federal es más cara la locación y hay gente a la que le está costando pagar. En consecuencia, están volviendo a la provincia. Los tipos de vivienda también son distintos, porque en la CABA se acostumbra a vivir en monoambientes o departamentos chicos, mientras que en la provincia las viviendas son más amplias. Las variables económicas hacen que los ciudadanos cambien sus costumbres", analizó Ortiz.

Según el portal Mercado Libre, que realiza un relevamiento de las publicaciones y visualizaciones que recibe en su plataforma, dentro de la ciudad los precios de los alquileres aumentaron un 36,8% en julio con respecto al mismo mes del año anterior, mientras que en la provincia de Buenos Aires el incremento fue del 30%.

"La demanda por alquilar viviendas se incrementó, entre julio de este año y el mismo mes de 2017, un 92% en el Gran Buenos Aires sur, un 44% en el norte y un 22% en el oeste; en la Capital Federal, en tanto, solo se incrementó un 2%", consignaron en el portal de comercio, en relación con la cantidad de visitas recibidas en el sitio para alquilar.

Por el lado de la oferta disponible, se repitió la tendencia en ese período. Se incrementó en menor proporción en la Capital Federal -un 18%-, mientras que los aumentos en la provincia fueron mayores; 104%, 56% y 47% en las zonas sur, oeste y norte del Gran Buenos Aires, respectivamente.

Por su parte, la consultora Reporte Inmobiliario registró que en el último año -según las estimaciones de junio en relación con el mismo mes de 2017- en la provincia de Buenos Aires los alquileres aumentaron un 29,3% y en la Capital, un 36,3%.

Según sus cálculos, el costo de un alquiler de un dos ambientes en Caballito es de $10.140 por mes, en promedio, mientras que el mismo departamento en Avellaneda cuesta $8390; en Vicente López, $11.380, y en Ramos Mejía, $8625.

"En general, el mercado del Gran Buenos Aires tiene una menor cantidad de edificios nuevos. No hay tanto diferencial de precios y a medida que son más grandes los departamentos sube el precio porque se demandan más y se construyen menos de ese tipo. Además, entran a jugar factores como el transporte y el tiempo de viaje. Siguen siendo más atractivos los alquileres en la Capital", dijo Germán Gómez Picasso, cofundador de Reporte Inmobiliario.

Cifras para analizar

$10.140 alquiler en Caballito

Es el precio promedio por un departamento de dos ambientes en ese barrio, según Reporte Inmobiliario

$8390 a lquiler en Avellaneda

Es el precio promedio por un departamento similar al de Caballito

34,3% aumento en la Capital

Es el alza promedio en un 2 ambientes, según la Dirección de Estadísticas porteña

26/30% aumentos en provincia

Es el alza promedio en los departamentos del connurbano bonaerense

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.