Cinco ficciones sobre el cuarto poder

Vilipendiados, sobornados, intocables e idealistas, los periodistas de estos ciclos muestran todas las facetas de la profesión
(0)
9 de agosto de 2018  

House of Cards

Disponible en Netflix

En las cinco temporadas previas, los periodistas que cubren la Casa Blanca del matrimonio Underwood han llevado las de perder. No importa el tenor de las investigaciones, la solidez de las fuentes o los funcionarios traicionados, siempre han logrado escapar indemnes. ¿La prensa logrará atraparlos en esta última temporada?

La fragilidad de los cuerpos

Disponible en Flow

En los ocho episodios de esta serie adaptada de una de las novelas de Sergio Olguín dedicadas a las investigaciones de la indómita periodista Verónica Rosenthal (Eva de Dominici), es la acción individual de la reportera, y las de varios ciudadanos comunes, lo que logra descubrir la verdad, ante la inacción del Estado.

The Paper

Disponible en Netflix

El último diario independiente de Croacia es adquirido por un magnate de la construcción luego de que sus periodistas comienzan a investigar un accidente, un escándalo que puede alcanzar al empresario. La ficción muestra cómo la llegada del nuevo dueño pone en crisis los valores de la institución.

Secret City

Disponible en Netflix

Esta excelente serie australiana -que tiene confirmada una segunda temporada- tiene como centro a una periodista acreditada en el Parlamento (Anna Torv, de Fringe y Mindhunter) que parte de un asesinato para reconstruir una enorme red de espionaje de China, el vecino del norte cuya cercanía es cada vez más amenazante.

The Newsroom

Disponible en HBO Go

Los cuatro años transcurridos desde el final de la serie de Aaron Sorkin, quien se mudó definitivamente al cine, parecen muchos más: el idealismo de los integrantes de la redacción de un noticiero televisivo -y los chispeantes diálogos de Sorkin en boca de un dream team actoral- parece una rémora de tiempos pretéritos.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.