Trump y Erdogan sacudieron la economía turca

Adam Taylor
(0)
11 de agosto de 2018  

WASHINGTON.- La lira turca se desplomó ayer dramáticamente frente al dólar, perdiendo más del 18% de su valor en un solo día y profundizando la depreciación de la moneda de los últimos meses.

¿Por qué se produjo esta abrupta devaluación de la lira? Los factores son múltiples, y muchos de ellos están relacionados con la política económica del presidente turco, Recep Tayyip Erdogan.

Pero en la caída de ayer se sumó otro elemento particular que empeoró aún más las cosas: un tuit del presidente Trump.

A las 8.47 de la costa este norteamericana -las 15.47 en Turquía-, Trump recurrió a Twitter para anunciar que duplicaría las sanciones arancelarias sobre el acero y el aluminio de origen turco. La decisión llega en medio de las tensiones diplomáticas entre Washington y Ankara por la detención en Turquía de un pastor evangélico oriundo de Carolina del Norte.

El arresto de Andrew Brunson, quien irá a juicio acusado de haber participado en un intento fallido de golpe de Estado en Turquía en 2016, le asestó un duro golpe a las relaciones entre ambos aliados de la OTAN.

La semana pasada, Estados Unidos les aplicó sanciones a dos integrantes del gabinete de Ankara, y advirtió que no serían los únicos.

Esta incertidumbre económica terminó de sacudir a una economía turca ya endeble, y desde los primeros días de agosto la lira sufrió una seguidilla de devaluaciones.

Ayer, antes del tuit de Trump, Erdogan había intentado frenar la corrida cambiaria llamando a sus conciudadanos a cambiar sus dólares, euros y oro por liras turcas, para sostener la moneda local. "Esta es una batalla nacional, nuestra", dijo ante una multitud en la ciudad de Bayburt, en el nordeste del país. "Esa será la respuesta de mi pueblo a quienes desataron una guerra económica contra nosotros".

El presidente, que asegura que un sombrío "lobby de las tasas de interés" y las agencias calificadoras occidentales están intentando hacer caer la economía de Turquía, apeló así al patriotismo de los turcos.

Las palabras del líder turco, que ganó las elecciones presidenciales en junio pasado, no llevaron precisamente tranquilidad a los inversores: no bien terminó de hablar, el precio de la lira sufrió una baja significativa.

Muchos analistas desestiman las acusaciones de una "guerra económica" extranjera contra Turquía y dicen que Erdogan intenta buscar un chivo expiatorio del fracaso de su propia política económica.

Pero el tuit del presidente Trump puede cambiar esa percepción.

En su mensaje de ayer, el mandatario norteamericano subrayó específicamente que la lira turca se estaba "desplomando rápidamente frente a la fortaleza de nuestro dólar". Y agregó: "¡Nuestras relaciones con Turquía no están nada bien en este momento!".

No sería la primera vez que el gobierno de Trump usa su poderío económico como arma política para pegarles a las potencias extranjeras. Ya redobló las sanciones contra países como Corea del Norte, Irán y Rusia, entre otros, y con idénticos resultados: una fuerte depreciación de las monedas de esos países.

Según un comunicado del gobierno turco, los comentarios de Trump en Twitter "no se pueden conciliar con la seriedad propia del Estado".

Mientras tanto, Estados Unidos sigue embarcado en su guerra comercial con China, a través de aranceles a las exportaciones de ese país y otras medidas. Algunos coletazos del choque golpearon incluso a aliados de la Casa Blanca, como México, Canadá y la Unión Europea.

El tuit que escribió ayer Trump demuestra que en muchos casos, los factores políticos y económicos se superponen: la decisión de Trump de duplicar las sanciones contra Turquía es posible gracias a una crucial ley comercial llamada Sección 232. Esa norma le otorga al presidente norteamericano amplias facultades para imponer aranceles en casos de seguridad nacional.

Traducción de Jaime Arrambide

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.