El Gobierno evalúa la reducción de la coparticipación del IVA

Macri, ayer, en una reunión esta semana con empresarios
Macri, ayer, en una reunión esta semana con empresarios Crédito: Presidencia
Lo negocia con las provincias e implicaría un recorte de $40.000 millones; se sumaría a la poda del fondo sojero
Mariano Obarrio
(0)
15 de agosto de 2018  

Luego de eliminar el fondo sojero para las provincias y negociar que estas asuman subsidios del transporte, el gobierno de Mauricio Macri y los gobernadores negocian la posibilidad de recortar la coparticipación a los estados federales de entre 35.000 y 40.000 millones de pesos de la recaudación del IVA para completar un ajuste de 100.000 millones de los giros nacionales a las provincias en 2019.

Así lo hicieron trascender a LA NACION funcionarios de las provincias involucradas en la negociación y fue confirmado por altas fuentes de la Casa Rosada.

En la actualidad, la Anses percibe el 11% de la recaudación del IVA y, según se negocia, pasaría a recibir entre 5 y 8 puntos más. Ello se restaría de la coparticipación del IVA a las provincias.

La Anses pasaría a percibir entre 16 y 19% del IVA, entre $35.000 y $40.000 millones adicionales que dejarían de percibir los gobernadores por coparticipación. "Todavía no está nada definido y se está negociando, porque faltan reuniones con los ministros de Hacienda y los gobernadores", relativizó un funcionario oficial.

Se podría llegar así al recorte de $100.000 millones de giros nacionales a las provincias. La Nación debe recortar otros 200.000 millones para lograr la meta de déficit fiscal de 1,3% del PBI en el presupuesto 2019. Ese es uno de los requisitos previstos en el acuerdo por el préstamo stand-by con el Fondo Monetario Internacional (FMI) por 50.000 millones de dólares.

Para llegar al ajuste de $100.000 millones, el Gobierno adelantó ayer un decreto de necesidad y urgencia (DNU) por el cual dispuso el recorte del Fondo Federal Solidario (FFS, fondo sojero) a las provincias. Este fondo está compuesto por el 30% de la recaudación de las retenciones de las exportaciones de la soja y en 2019 implicaría unos $26.500 millones, según informó el Ministerio de Hacienda.

"Esto era parte del acuerdo con los gobernadores para 2019, pero se adelantó a 2018 para dar una señal a los mercados de que vamos a cumplir la meta del año que viene", señaló a LA NACION una alta fuente oficial, en el contexto de un recorte de gastos anunciado ayer por el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne , tras la suba del dólar de anteayer por la crisis en Turquía.

La eliminación del fondo sojero en 2018 desató la protesta de varios gobernadores. Pero el gobierno de Macri replicó con números en la mano. La quita del FFS es de $8392 millones para lo que resta de 2018, y si se compensa con la quita de reintegros a exportaciones de $2653 millones la pérdida neta de las provincias será de $5739 millones.

En tanto, las provincias recibieron por sobre el presupuesto de 2018 $81.936 millones más entre enero y julio y superarán los $147.000 millones para todo el año. Esto es así porque la coparticipación presupuestada para este período era de $508.620 millones y recibieron $590.556 millones.

"Las medidas impulsadas por el PEN tienen un impacto casi nulo en las arcas provinciales: $5700 millones en 2018, menos del 4% de los $82.000 millones que recibieron por sobre el presupuesto de las provincias", dijo un funcionario.

La Casa Rosada avanza además en un acuerdo con las provincias para que estas asuman parte de los subsidios del transporte. El total de esas transferencias es hoy de $75.000 millones y el Gobierno les endosaría a los distritos federales el gasto de $40.000 millones.

En suma, si la Nación dejara de coparticipar $35.000/40.000 millones del IVA y 26.500 millones del fondo sojero, y además les recortara subsidios al transporte por $40.000 millones, se llegaría a un recorte de recursos nacionales destinados a las provincias de entre $100.000 y $110.000 millones. Esta es una fuerte señal que la Casa Rosada busca dar a los mercados para superar la vulnerabilidad ante crisis externas.

En ese contexto, Hacienda informó ayer tres decretos con un ajuste fiscal de $12.500 millones para lo que resta de 2018 y $53.000 millones para 2019. Se redujeron el 66% los reintegros a las exportaciones, por 5000 millones en 2018 y $29.000 millones en 2019; se suspendió por seis meses la baja de retenciones para aceites y harinas, con ingresos adicionales de $1500 millones en 2018 y $12.000 millones en 2019, y se eliminó el fondo sojero.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?