srcset

Amores sin ficción

Robert De Niro y Grace Hightower, la mujer que le dio equilibrio a su vida

Paola Florio
(0)
22 de agosto de 2018  • 00:47

En todos los rankings de actores de cine de prestigio está su nombre en los primeros puestos. Es más, para muchos es el número uno. Se podría escribir tanto sobre él que se necesitarían horas y horas de lectura. Es que en sus 74 años Robert de Niro ha hecho literalmente ¡de todo! Desde muy pequeño tuvo en claro que quería dedicarse a la actuación y una vez que comenzó su carrera no se detuvo. Este incansable neoyorquino no tiene en su horizonte la jubilación. "A veces lo pienso, pero no tengo una respuesta todavía", dijo hace algunos años sobre su retiro mientras asegura que no deja nunca de leer guiones. Referente para muchos actores, le ha puesto el cuerpo a personajes emblemáticos y ha dicho frases que aún recordamos. Participó en más de 100 películas; ganó múltiples premios; trabajó con los mejores cineastas; fue productor y director en cine, teatro y televisión; montó su propia productora; fundó un festival de cine (Tribeca) y hasta se convirtió en empresario gastronómico. Hace algunos años le detectaron cáncer de próstata, pero pudo revertirlo (en 2003 se sometió a una cirugía). También ha protagonizado algunas polémicas como cuando mostró su oposición a la vacunación masiva de niños luego de contar que uno de sus hijos (Elliot) padecía autismo, ya que considera que algunas vacunas pueden ser las responsables de desarrollar este trastorno.

Hasta acá el lado A de este acérrimo detractor de Donald Trump , pero hay un lado B menos luminoso que salió a la luz en una biografía escrita por Shawn Levy, llamada De Niro: una vida, que se publicó en 2014. En el libro se lo señala como un mujeriego compulsivo, un hombre despóticos y con serios problemas de drogas. Pero como De Niro es poco amigo a dar entrevistas y es muy común que sus respuestas ante la prensa sean monosílabos, no se refirió al tema. El prefiere que por él hable su obra (que no es poco). Acá hacemos un repaso de su tumultosa historia hasta la aparición de Grace Hightower, el amor que llegó para equilibrarle la vida.

Robert de Niro y Grace Hightower, en 1999, en el estreno de Analízame
Robert de Niro y Grace Hightower, en 1999, en el estreno de Analízame Fuente: Archivo

El Camaleón

Robert De Niro, en El Padrino II - Fuente: YouTube

07:38
Video

En sus años dorados, De Niro fue reconocido por su compromiso en la interpretación de sus personajes, a tal punto que le valió el apodo de "El camaleón" o "El hombre de las mil caras". Pasó cuatro meses en Sicilia aprendiendo a hablar el dialecto del lugar para interpretar a Don Vito Corleone en El Padrino II, ya que parte de los diálogos que su personaje tiene en la película son en esa lengua italiana (lo que le valió su primer Oscar como actor de reparto en 1974); aumentó 27 kilos y aprendió a boxear para interpretar a Jake La Motta en Toro salvaje (acá llegó su segundo Oscar, como mejor actor protagónico en 1980); aprendió a tocar el saxo para New York, New York; se hizo entradas en el cabello y aumentó varios kilos también para interpretar a Al Capone en Los intocables de Eliot Ness; trabajó como taxista cuatro semanas para la película Taxi Driver y le pagó a un dentista para que rompa sus dientes así se veía más creíble su papel de exconvicto en Cabo de miedo (y vaya que logró dar miedo).

La emblemática escena de Robert De Niro en Taxi Driver - Fuente: YouTube

01:59
Video

Con las mujeres también supo ser camaleónico. Se casó por primera vez en 1976 con Diahnne Abbott y adoptó a Drena (hija de la actriz de un anterior matrimonio) y juntos tuvieron a Raphael. Tras su separación, 12 años después, hilvanó una lista de amantes que muchos envidiarían: Bette Midler, Helena Springs, Whitney Houston, Veronica Webb, Uma Thurman y la supermodelo Naomi Campbell en su momento de mayor éxito.

De Niro, en Cabo de miedo - Fuente: YouTube

01:15
Video

Según su última biografía, con la separación de su primera esposa llegó también su adicción a la cocaína y los excesos. Así fue como a todas las mujeres que pasaban por su vida las iba dejando apenas le exigían un compromiso serio o se cansaban de sus maltratos. Cuando aún estaba casado con Abbott, la cantante Helena Springs quedó embarazada. En 1981 nació Nina, a la que De Niro no quiso reconocer como propia. Diez años más tarde, un test de paternidad constató que no era su hija. A mediados de los noventa, junto con su novia la modelo Toukie Smith (hermana del actor Will Smith) tuvo dos hijos gracias a un vientre de alquiler, Julian Henry y Aaron Kendrick.

Algunos señalan que la incapacidad de relacionarse de forma estable con una sola mujer derivaba del modelo familiar del actor. Fue el propio De Niro en la presentación de un documental sobre la vida de su padre, Recordando al artista Robert de Niro, Senior (donde se develaba por primera vez la homosexualidad de su progenitor, un reconocido pintor), quien se manifestó al respecto: "Mi padre se marchó de casa y abandonó a mi madre cuando yo tenía 12 años. Mi padre y yo nunca hablamos de su homosexualidad. Él la vivió de forma muy conflictiva y con sufrimiento. Mi madre alguna vez hacía alguna alusión, pero sólo con los años supe cómo fueron realmente las cosas".

Su mejor compañera

Robert de Niro conoció a Grace Hightower a fines de los 80
Robert de Niro conoció a Grace Hightower a fines de los 80 Fuente: Archivo

Grace Hightower nació en un hogar humilde de Mississippi, en 1955. Sus ganas de conocer el mundo la llevaron a trabajar de azafata y a instalarse en Londres, donde trabajaba como mesera de Mr. Chow, un restaurante de comida china que se volvió el favorito de los famosos, a mediados de los 80.

Fue un día de 1987 que le tocó atender a un cliente bastante difícil, quien le hacía todo tipo de preguntas sobre la carta, las mesas y los ingredientes de los platos. La molestó tanto que fue a quejarse a su jefe, Michael Chow, quien le explicó que estaba ante el actor del momento. Grace, que juraba no conocerlo, tuvo que volver a la mesa y seguir atendiéndolo sin imaginarse que ese hombre cambiaría su vida para siempre. Durante los siguientes años, cada vez que él iba a Londres se veían y así se fueron enamorando hasta que en 1994 terminó su relación con Toukie Smith y se fue a vivir con ella.

Tres años después, se casaron y tuvieron un hijo (Elliot), pero el zorro pierde el pelo pero no las mañas, y tal como había pasado con sus anteriores compañeras, todo de derrumbó: no habían pasado dos años de la boda cuando ya estaba introduciendo la demanda de divorcio en contra de su mujer, a quién le exigía además la custodia de su hijo. Fueron épocas de mucha exposición mediática, ya que la prensa del corazón no les perdió pisada, pero el amor pudo más por lo que desistieron de la separación, se reconectaron y volvieron a vivir bajo el mismo techo. Unos años después, en 2004, y con un par de amigos famosos como testigos (Meryl Streep, Martin Scorsese y Ben Stiller), renovaron sus votos nupciales y se recluyeron de las cámaras para siempre o... hasta que alguna avant premiere o causa puntual los obligara a desfilar por alguna alfombra roja.

No obstante, en 2011, volvieron a ser noticia: De Niro era padre por sexta vez, a los 68 años. La segunda hija de la pareja, Helen Grace, nació de una subrogación de vientre. Juntos -y lejos de los escándalos del pasado-, transitan la vida hace 21 años. Ella se convirtió en una filántropa muy reconocida que apoya causas sociales en Nueva York, la ciudad en la que viven con sus hijos. Y él, él es Robert De Niro, un incansable al que nunca queremos despedir.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?