Cuadernos de las coimas: Francisco Valenti cerró como arrepentido, Enrique Pescarmona todavía no

Francisco Valenti
Francisco Valenti Fuente: Archivo
(0)
29 de agosto de 2018  • 21:18

El empresario Francisco Rubén Valenti finalmente acordó con la fiscalía de Carlos Stornelli para sumarse como imputado colaborador, tras pasar 25 días preso en la causa de los cuadernos . Directivo de Industrias Metalúrgicas Pescarmona (IMPSA), había comenzado a dialogar con la fiscalía el martes y llegó a un acuerdo, confirmaron fuentes judiciales. Ahora resta que el juez federal Claudio Bonadio homologue su acuerdo.

Valenti figura en varias entregas de dinero negro realizadas y registradas en los cuadernos de Oscar Centeno . De 70 años, está acusado de reunirse en un hotel de la calle Esmeralda con Roberto Baratta . Después, el exfuncionario se retiraba con una valija con dinero y una caja de vinos. Los pagos ascenderían hasta los US$ 2,8 millones.

Las revelaciones de Valenti, que debe apuntar más arriba en la trama de coimas, podrían complicar a quienes estuvieron en la cúpula de IMPSA durante el kirchnerismo. Ayer en los tribunales de Comodoro Py no se descartaba que Enrique Pescarmona, una figura de peso dentro del empresariado argentino y quien estuvo en la conducción de IMPSA durante el exgobierno, también busque sumarse como arrepentido. El empresario presentó un escrito en los tribunales donde ofreció colaboración.

Pescarmona está, desde abril de este año, corrido del control accionario de IMPSA y de su management. En 2014, la compañía de origen mendocino, que realizó grandes obras energéticas, declaró un default con un pasivo de alrededor de U$1.000 millones. Un grupo de acreedores encabezados por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID y por el Banco Nación encabezó un profundo cambio en la compañía y modificó su conducción.

Los datos que puedan aportar Valenti y Pescarmona podrían ser de vital importancia por el rol que tuvo IMPSA durante el kirchnerismo.

El holding ganó la primera licitación para hacer las represas Condor Cliff y La Barrancosa, pero finalmente todos los planes cambiaron. La licitación cambió los nombres de las represas por Néstor Kirchner y Jorge Cepernic y finalmente el proyecto quedó en manos de Electroingeniería junto a socios chinos.

IMPSA es una empresa de proyección internacional. Con plantas en Mendoza, Brasil y Malasia, la metalúrgica realizó proyectos en Asia y Europa.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.