Suscriptor digital

Mar del Plata: el hijo de Pepita La Pistolera, condenado a prisión por violar a niña de 7 años

Darío Palavecino
(0)
8 de septiembre de 2018  • 00:42

MAR DEL PLATA.- Un hijo de la ya desaparecida Margarita Di Tullio, más conocida como "Pepita La Pistolera", recibió una condena de 13 años de prisión por el abuso sexual de una niña de 7 años, hecho que compartió con un amigo que en este mismo fallo recibió una pena de 15 años de cárcel.

Los jueces Néstor Conti, Alejandro Simaz y Roberto Falcone, miembros del Tribunal Oral en lo Criminal N°2, consideraron probado que Gustavo Schelling, de 39 años e hijo de la ex propietaria de cabarets del puerto local, y Carlos Sáenz, de 52, violaron a la menor. Este último en dos oportunidades.

En juicio oral y público se ventiló este caso que tiene origen en marzo de 2016, cuando se radicó la denuncia en sede judicial. La niña es hija de un marinero, amigo de ambos acusados, que se la habían dejado para cuidarla mientras él estaba embarcado en una salida laboral de pesca de altura.

La pequeña fue quien se atrevió a contar lo que había sufrido. Primero dio algún detalle a sus maestras, que ante la ausencia del padre de la niña trasladaron el dato a personal de la Comisaría de la Mujer. La investigación avanzó pronto ya que el informe forense confirmó que la víctima presentaba lesiones en zona genital compatibles con acceso carnal. También hizo su aporte en primera persona, cuando profesionales recogieron su versión mediante el sistema de Cámara Gesell.

El fiscal Fernando Castro había solicitado penas de 20 y 23 años de prisión para Schelling y Sáenz. El tribunal escuchó ese alegato pero a los acusados, que habían llegado a esta instancia bajo régimen de detención domiciliaria, les confirmó condenas de 13 y 15 años de prisión de cumplimiento efectivo que ya cumplen en la Unidad Penal N°44 de Batán.

Schelling arrastraba algunos antecedentes penales previos por robo de un arma de fuego. Es hijo de Di Tullio, que se ganó el mote de "Pepita la pistolera" luego de asesinar a tres hombres en un mismo enfrentamiento. En 1997 fue involucrada con el crimen del fotógrafo José Luis Cabezas, hecho por el que fue detenida y luego liberada por falta de pruebas.

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?