Espiando la práctica de Del Potro antes de la final del US Open con Djokovic y el saque que casi golpea a una cronista

Del Potro, en la práctica del sábado en el US Open
Del Potro, en la práctica del sábado en el US Open
José Luis Domínguez
(0)
8 de septiembre de 2018  • 18:00

NUEVA YORK - Se había anotado en la cancha 2 de prácticas a las 12.30 del mediodía, pero Juan Martín del Potro apareció poco después de las 13. Para entonces, ya había más de 300 personas en las tribunas tubulares ubicadas sobre una de las cabeceras de los cinco courts de entrenamiento que utilizan los jugadores más destacados en el US Open. Mientras miles de personas seguían en el court central la final de dobles mixtos que ganaron Bethanie Mattek-Sands y Jamie Murray (el hermano mayor de Andy), otros eligieron seguir de cerca las prácticas de sus ídolos. Cerca de la salida del estadio, detrás de unas vallas y un alambrado cuidado con rigor espartano por los guardias del staff, varios chicos esperaban la oportunidad de tener un autógrafo de uno de los finalistas, y en el mejor de los casos, una selfie.

Claramente, el clima cambió por completo en el segundo fin de semana del US Open y el calor agobiante que marcó al torneo le dejó paso a un cielo muy nublado y con lluvias que llegaron a tiempo para obligar a cerrar el techo a la hora de la final femenina entre Serena Williams y Naomi Osaka. Justo es señalarlo: la exnúmero 1 del mundo fue la que más aplausos y gritos de aliento se llevó en el mediodía en las pistas de entrenamiento, en lo que fue su puesta a punto minutos antes del duelo decisivo.

Del Potro ingresó por un costado y recibió unos aplausos que devolvió con una mano en alto hacia la tribuna. El tandilense se entrenó durante una hora, lapso en el que practicó los golpes principales: drive, derecha invertida, revés de dos manos, con slice, volea, smash y saques, acompañado por su entrenador, Sebastián Prieto; el preparador físico Leonardo Jorge; el fisioterapeuta Diego Rodríguez, y Kele, uno de los amigos de Del Potro que lo acompaña en las giras. Así fue su último entrenamiento antes de la final del domingo contra Novak Djokovic, en la que buscará su segunda corona de Grand Slam.

En los minutos finales, cuando empezaba a practicar el saque, comenzó a lloviznar un poco, aunque eso no le hizo interrumpir la práctica. En eso estaba cuando uno de sus saques casi impacta en la reportera brasileña Joanna de Assis, que estaba emitiendo desde el fondo de la pista; la certera intervención de Leonardo Jorge a tiempo "salvó" a la cronista del impacto del contundente saque del tandilense. Poco después, nuevamente bajo los aplausos de los seguidores, Del Potro saludó y se abrazó a los pocos metros con Daniel Orsanic, el excapitán de Copa Davis que llegó ayer para comentar las finales para ESPN y siguió con atención la práctica del número 3 del mundo a pocos metros de la cancha.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?