Cómo cuidar tus plantas de forma orgánica

Todos los miembros de la familia pueden participar en el cuidado del jardín orgánico. Crédito: Archivo Jardín
11 de septiembre de 2018  • 17:52

A las plantas les pasa lo mismo que a las personas: si están bien alimentadas, es más difícil que se enfermen. Eso implica proporcionarles un suelo rico en nutrientes, uno de los principios básicos de la jardinería orgánica, junto con un control eficaz de las plagas que puedan afectarlas. En los últimos años, este cuidado va de la mano con el respeto por el medio ambiente y el evitar productos químicos, lo que tiene un segundo efecto positivo porque permite reducir los costos.

Por eso te ofrecemos algunas recetas caseras para que apliques en tu espacio verde y ganes tanto en salud vegetal como en economía familiar.

Para que crezcan sanas

El suelo es el anclaje de la planta y su fuente de alimento. Las lluvias, el viento, el paso del tiempo y las necesidades de crecimiento de las especies hacen que se vuelva pobre, y esta es una de las principales razones por las que las plantas comienzan a decaer o dejan de florecer. Para mantener el suelo alimentado hay varios métodos que pueden ayudar:

Sumar a la compostera cáscaras de verduras y frutas, infusiones y cajas de pizza y huevos, restos de poda. Crédito: Archivo Jardín
Compostera en un balcón urbano. Crédito: Archivo Jardín
Compost listo para agregar a los canteros. Crédito: Archivo Jardín

Preparados naturales contra plagas y enfermedades

Hay métodos orgánicos y amigables con el medio ambiente. Algunos son caseros y de fácil preparación, y otros podés adquirirlos en viveros y comercios:

Hormigas y caracoles, dos plagas muy comunes. Crédito: Archivo Jardín
Pulgón y cochinilla, los enemigos de nuestras plantas. Crédito: Archivo Jardín

TEMAS EN ESTA NOTA