Suscriptor digital

Elisa Carrió insiste y amplía su pedido de juicio político contra Ricardo Lorenzetti

Fuente: Archivo - Crédito: Rodrigo Néspolo
(0)
13 de septiembre de 2018  • 19:51

A pesar de que hace dos días dejó la presidencia de la Corte Suprema, Ricardo Lorenzetti continúa en el radar de Elisa Carrió , con quien hace años mantiene un duro enfrentamiento. La diputada nacional lo denunció la semana pasada por falso testimonio, cohecho y encubrimiento por supuestas irregularidades en el manejo del Laboratorio de Toxicología de la Morgue Judicial y hoy presentó una nueva ampliación de pedido de juicio político en la Cámara de Diputados.

El 3 de septiembre, Carrió presentó una denuncia penal contra Lorenzetti por mal desempeño en el ejercicio de sus funciones y hoy destacó la importancia de volver a ampliar el pedido de juicio político. "Consideramos de suma importancia realizar una segunda ampliación del pedido de juicio político oportunamente presentado con la finalidad de relatar estos nuevos hechos que fueron objeto de la denuncia mencionada en el parágrafo anterior y que, como se verá, reviste de una extrema gravedad institucional", manifestó.

"Estamos, sin duda, frente a un tema de gravedad institucional por la insospechada implicancia colectiva que tiene como responsable primario al señor Presidente de la Corte Suprema, en tanto este -según información recabada- ignoró lo que se le estaba denunciando, posibilitando la continuidad en el alarmante funcionamiento de un organismo de vital importancia para la resolución de las causas judiciales, situado bajo su exclusivo control", agregó.

No es el primer capítulo en la pelea entre Carrió y Lorenzetti. La líder de la Coalición Cívica ya había presentado un pedido de juicio político el 5 de abril de 2017, por patrimonio poco transparente que no podría justificar, incumplimiento de la ley de ética en el ejercicio de la función pública, irregularidades en la administración del Poder Judicial de la Nación; cooptación de las estructuras del Consejo de la Magistratura para la concentración del poder y el manejo de los fondos de la justicia, entre otras causas.

Un año después se amplió la presentación ante la Cámara de Diputados, algo similar a lo que hizo hoy, enfocada en la hipótesis de que el presidente de la Corte Suprema armó una agencia de espionaje paralela a través de la Dirección de Asistencia Judicial en Delitos Complejos y Crimen Organizado, la oficina encargada de realizar intervenciones telefónicas a pedido del Poder Judicial.

Mientras tanto, Lorenzetti anunció que dejará el cargo en el máximo tribunal de Justicia después de 11 años a partir del 1 de octubre próximo y su reemplazante será Carlos Rosenkrantz, mientras que Elena Highton de Nolasco será la vicepresidenta.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?