Carlos Vila Moret: "Queremos sembrar el ruralismo en la mente joven"

El candidato a vicepresidente de "Unidad y Acción", Carlos Vila Moret
El candidato a vicepresidente de "Unidad y Acción", Carlos Vila Moret
Josefina Pagani
(0)
17 de septiembre de 2018  • 02:30

Carlos Vila Moret es el candidato a vicepresidente de la lista "Unidad y Acción" para las elecciones en la Sociedad Rural Argentina (SRA). Acompaña a Daniel Pelegrina, que buscará continuar como presidente de la entidad.

Vila Moret es director de Registros Genealógicos de la SRA, director de prensa, prosecretario de la Cámara Arbitral de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, preside Innovaciones Tecnológicas Agropecuarias (INTeA), una empresa de capitales mixtos, forma parte del Consejo Directivo del INTA en representación de la Rural, es directivo de la Asociación de Criadores de Shorthorn y consejero de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires. Hace 38 años que está casado y tiene tres hijos.

En una entrevista con LA NACION, habló de su actividad, del vínculo del campo con la sociedad y de las elecciones en la Rural, donde su lista compite con "Movimiento Compromiso Federal". Es la primera vez en 28 años que se da una disputa entre dos listas y cuyo resultado se conocerá el 27 del actual.

-¿A qué se dedica?

-Soy productor agropecuario. Muchos años administré un campo familiar en Coronel Pringles y ahora tengo un campo en la Patagonia, en la Cordillera de Santa Cruz. Lo nuestro siempre fue una empresa familiar: vivimos de lo que hacemos. Trabajar en la SRA es dedicación y voluntarismo puro. Con los años te vas formando: en mi caso, fueron años intensos en el gremialismo.

-¿Hay un prejuicio hacia la SRA?

-Absolutamente. La Rural nació hace 150 años para defender los intereses de los dueños de las vacas: en ese entonces eran unas 20 personas. Mi bisabuelo, Jacques Daireaux, formaba parte de la SRA. Se hizo socio en 1909 y en ese entonces era dueño de 40/60 mil hectáreas. Hoy en día, con mis hermanos tenemos 500 hectáreas cada uno. La herencia oligarca de la Rural está en la mente de algunas personas que buscan antagonismos. Hay que repensar qué es el productor agropecuario. Estamos acostumbrados a que el productor es el propietario y eso hoy cambió: la agricultura se tercerizó. Defendemos al hombre de campo: tanto al propietario, como al arrendatario y al contratista.

-¿Cómo ve la relación campo-ciudad?

-Desde el sector no hemos sabido despertar y cultivar el orgullo de pertenecer al campo. Por ejemplo, el otro día un taxista me decía: "Nosotros no tenemos nada que ver con el campo". Y yo le respondí: "Vos sos la razón de ser del campo: te levantás a la mañana y tomás un café con leche con medialunas, ahí está el trigo y los tambos; usás ropa de algodón, de cuero o de lana, comés un bife. Vos sos el campo y el eslabón más importante de la cadena que es el último, el consumidor". Pero pienso que no lo hemos sabido asociar, hemos visto la cadena productiva y comercial pero nunca sentamos en la mesa a los consumidores y eso es una asignatura pendiente. Las mesas de competitividad no están convocando a los consumidores y es un grave error.

-¿Qué hay que hacer para amigar esa relación?

-Por ejemplo, es importante que el consumidor sepa por qué se paga tanto un animal en la Exposición Rural. Otros años lo hemos hecho, "desmitificamos" las juras porque si no la gente cree que esto forma parte de la excentricidad de un hombre rico que paga un millón y medio de pesos por un toro. Ese animal que se vendió a ese precio va a ir a un centro de inseminación que venderá, en promedio, diez o quince mil dosis de semen por año. La genética se multiplicará en forma extraordinaria. Ese comprador está ejecutando el mandato del consumidor que cuando va a la carnicería pide un producto de buena calidad y eso hay que explicarlo.

-¿Cómo eligieron a las personas que conforman la lista que integra?

-Son productores que viven de lo que hacen y con esto no quiero descalificar a los productores grandes. En el gremialismo cuando la realidad toca tu propia billetera es cuando mejor los defendés. Si vos vivís de producir terneros y baja el precio del animal, a vos te duele y lo defendés con uñas y dientes.

-¿Qué piensa de que haya una elección interna tras casi 30 años?

-Cualquier circunstancia en donde haya más gente queriendo participar de la vida institucional de la entidad enriquece. Lo peor que nos puede pasar es que nadie quiera hacer nada, que nadie le quiera dedicar su tiempo.

-¿Y qué opina de la otra lista?

-Estoy convencido de que tenemos los mismos objetivos, queremos lo mejor para la SRA. No creo que nadie quiera hacerle daño a la entidad, por eso me abstengo de hacer comentarios de la otra lista. Son buena gente, los conozco y muchos son amigos míos. Buena gente con buenas intenciones. Prefiero hablar de nuestra lista que, además de buena gente, con buenas intenciones tienen el know how, el saber hacer. Ese valor agregado lo tenemos nosotros por estar haciendo lo que hacemos.

-¿Cómo ve la propuesta de la lista alternativa de federalizar más la entidad?

-Se habla de federalismo pero nosotros ya lo estamos haciendo: tenemos 14 distritos con 14 directores titulares y 14 suplentes, todos viven en el interior. Son 305 delegados zonales que viven en el interior del país y hay más de 100 sociedades rurales. Nosotros tenemos la oficina acá en el predio de Palermo pero si quieren que la llevemos a otro lado, la llevamos.

-¿Qué le parece la propuesta del Fondo Federal (la otra lista propone reintegrar a la entidad la mitad del sueldo del presidente y el vicepresidente de la Rural)?

-Tanto el presidente como el vicepresidente de esta entidad tienen que percibir una retribución económica. Si no es así, sólo una persona de buen nivel económico podrá dirigir la entidad. Si un socio de La Rural que no tiene una hectárea quiere ser presidente de la entidad tiene los mismos derechos que un señor con dinero que no necesita de un sueldo para vivir. Este trabajo es full time, de lunes a viernes. Sábados y domingos tenés que ir a todas las exposiciones. La retribución económica tiene que existir y estar acorde a la responsabilidad de las personas que van a asumir el cargo. Después si la persona puede resignar parte de esos recursos y donarlos la SRA, me parece extraordinario.

-¿Y qué planes tienen para aumentar la cantidad de socios?

Actualmente la entidad tiene 3500 socios aunque supo tener 10 mil. Tenemos un proyecto para hacer un convenio con las universidades donde toda persona que estudie agronomía, veterinaria o carreras afines, en cualquier lugar de la Argentina, mientras esté realizando la carrera sea socio de la Rural. No será socio activo con derecho a ocupar un cargo, pero sí recibirá información de la entidad, podrá asistir al predio de Palermo y sentirse parte. Esta es la mejor inversión que podemos hacer.

-¿Tienen un programa para la educación?

-Sí, queremos hacer convenios con universidades, con semilleras, con empresas de maquinarias. Lo mejor que podemos hacer es sembrar el ruralismo en la mente joven. El promedio de edad de los socios de La Rural hoy es de 59 años. Los jóvenes no pueden pagar la misma cuota que alguien que tiene 50 años y una vida resuelta. Actualmente, para ser socio, la SRA debe estar cobrando 12 o 13 mil pesos. Tenemos que crear una forma de escalonar la tarifa del socio según la edad: por ejemplo, que de los 25 años a los 35 pagues $6000, de los 35 a los 45 pagues $10.000, y después de los 45 pagues la cuota completa. Esa es una de nuestras propuestas.

-¿Qué piensan hacer con la mudanza?

-La idea es mudarnos al edificio Las Piedritas: traer todos los servicios de la SRA acá y, con respecto al edificio de Florida, la idea es destinarlo a educación.

-¿Qué opina del presidente de la entidad, Daniel Pelegrina?

-Lo conozco hace 30 años y nunca lo vi discutir con alguien. Está muy bien preparado y es joven, tiene 55 años. Es un hombre firme pero es un componedor. Tiene un carácter similar a Luciano Miguens, un gran conciliador.

-¿Cómo evalúa la gestión de Mauricio Macri?

-Este gobierno trajo un cambio muy importante para el sector agropecuario: hoy se nos escucha. La creación de las mesas de competitividad han sido muy exitosas. Veo un Gobierno con quien se puede dialogar. Tiene dificultades, pero está haciendo lo que hay que hacer para tener una Argentina creíble.

-¿Y qué le parece la de Luis Miguel Etchevehere?

-Es una buena gestión. Lo que puede hacer siempre está supeditado al Ministerio de Economía. Etchevehere ha trabajado muy bien con las Mesas de Competitividad.

-¿Qué pasaría si no ganan la elección?

-No está dentro de las posibilidades no ganarla. Vamos a ganar porque tenemos una propuesta creíble y contamos con el apoyo de los socios. Sabemos que la gente quiere que Daniel Pelegrina siga manejando a la entidad. Vamos a ser buenos ganadores e invitaremos a la otra lista a sumarse para trabajar en una SRA para todos.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.