Suscriptor digital

A todo o nada: la seguidilla que define el destino de Boca y River en 3 semanas

Mano a mano: Gallardo y Barros Schelotto se jugarán mucho en las tres competencias
Mano a mano: Gallardo y Barros Schelotto se jugarán mucho en las tres competencias Fuente: Reuters - Crédito: MARCOS BRINDICCI
Ariel Ruya
(0)
14 de septiembre de 2018  • 23:59

El mundo del fútbol argentino gira alrededor de lo que les sucede a River y Boca. Los gigantes, adversarios históricos y referentes domésticos en el planeta, tienen historia, grandeza y presupuesto para afrontar el mayúsculo desafío de las tres competencias. La Copa Libertadores -la prioridad-, la Superliga y la Copa Argentina, con diverso grado de interés, aunque con la obligación de conseguir una estrella más a sus ricas vitrinas. En la escalera para ese objetivo, a partir de hoy, el conjunto que dirige Marcelo Gallardo y el equipo que conduce Guillermo Barros Schelotto tendrán un riesgoso y comprimido programa, en el que resolverán buena parte de su futuro. En la Libertadores, afrontarán desde la semana próxima los cuartos de final. En la Copa Argentina, River le lleva ventaja: ya está instalado en los cuartos de final, luego de superar el miércoles pasado a Platense por 2 a 0. Boca quedó anclado en los octavos, con la fecha prevista del 27 de septiembre -en Córdoba, desde las 21.10- con Gimnasia LP. Esta historia tendrá como prólogo la Superliga -el único torneo a largo plazo, sin choques a todo o nada-, que abarcará un sábado picante, con River ante San Martín, de San Juan, a las 15.30, en el Monumental, y con Boca frente a Argentinos, a las 20, en la Paternal. El calendario, ahora, agobia: River jugará 6 partidos en 21 días y Boca disputará 7 encuentros en 23 días. Casi, casi, a todo o nada.

Lo apasionante, además, es que podría haber cuatro superclásicos en menos de tres meses. El primero está previsto para el domingo próximo, en la Bombonera, a las 17.45, aunque un conflicto económico lo dejó en suspenso. La Unión de Trabajadores de Entidades Deportivas y Civiles (Utedyc), le reclama a la AFA reabrir la paritaria salarial; el martes próximo habrá una concentración en la sede de la calle Viamonte; ese mismo día el Comité Ejecutivo debe resolver el conflicto. Si no se llega a un acuerdo, no prestarían servicio en la fecha 6 de la Superliga y el resto de los torneos.

Al margen de esa situación, podría haber un cruce en las semifinales de la Copa Argentina, el torneo que tiene a River como bicampeón. El conjunto de Núñez pasó a Platense y está en cuartos de final, instancia en la que se enfrentará con Atlético de Rafaela (Primera B Nacional) o Sarmiento de Resistencia (Federal A). Por la misma vía, se encontrará con el doble ganador de la llave Boca-Gimnasia y Brown de Adrogué-Central Córdoba de Santiago del Estero. River está a un partido; Boca, a dos. Las semifinales -como todos los encuentros-, se juegan a un partido definitorio y en estadio neutral. El ganador de este certamen conseguirá un lugar en la Libertadores 2019.

Justamente, por la Copa, podría darse un auténtico choque de planetas: en la final, ida y vuelta, en un escenario histórico. River, que en esa hipotética instancia definiría en el Monumental y será el 28 de noviembre, ahora tendrá un clásico por los cuartos: se enfrentará con Independiente -el miércoles, a las 19.30, en Avellaneda-, mientras que Boca recibirá esa misma noche, desde las 21.45, a Cruzeiro. Los tres primeros encuentros de esta seguidilla jugarán los mismos días, con diferentes horarios.

El factor viajes resulta otro de los puntos que suelen provocar polémicas. En sus 7 partidos, Boca deberá salir de Buenos Aires en dos ocasiones: el 27, a Córdoba, por la Copa Argentina ante el Lobo, y el 4 del mes próximo, por la Libertadores, a Belo Horizonte, por el desquite con Cruzeiro. Si pasa, jugará con el ganador de la serie entre Palmeiras y Colo Colo. En sus 6 partidos, River no se alejará de Buenos Aires. Después de afrontar el cruce con Racing y si deja en el camino a Independiente, se medirá en las semifinales de la Libertadores con el vencedor de la llave entre Atlético Tucumán y Gremio.

Por: Ariel Ruya

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?