Suscriptor digital

Exequiel Palacios se hace camino en River al ritmo de Kroos, Modric e Iniesta

Fuente: LA NACION - Crédito: Aníbal Greco
Juan Patricio Balbi Vignolo
(0)
24 de septiembre de 2018  • 07:32

Restaban cuatro minutos para el final del encuentro y la pelota merodeaba la mitad del campo de juego de la Bombonera. Un pase fallado por él desata toda su ira: Exequiel Palacios alza un grito al cielo y gesticula con sus brazos como si hubiera errado un gol para ganar el partido. Pero, instantáneamente, comienza una carrera en velocidad para intentar la recuperación de la posesión. Un fiel reflejo de una actuación consagratoria en el primer superclásico oficial del chico de River que se convirtió en hombre a los 19 años.

Ni cerca estuvo el ambiente que se vivió en la Ribera de intimidar a Palacios, uno de los soldados revelación del plantel de Marcelo Gallardo, quien apostó por él cuando nada hacía parecer posible su explosión. Hoy, el técnico puede sonreír por su acertada decisión: en el 2-0 de River sobre Boca, el volante se encargó de confirmar su nivel, siendo la figura del equipo, líder en la recuperación y la contención, con un buen aporte ofensivo con mucho criterio para decidir qué hacer cuando el balón pasaba por sus pies.

Resumen del triunfo de River sobre Boca en el Superclásico - Fuente: Télam

07:03
Video

Los jugadores xeneizes intentaron combatirlo, pero no pudieron nunca desactivar el juego del juvenil, que en su encuentro número 35 con la camiseta millonaria -18 como titular y seis goles- no tuvo problemas en hacerse cargo del equipo. El mediocampista tucumano fue el eje del equipo y apoyo esencial para Ponzio y Enzo Pérez. Se ubicó flotando delante de ellos, aunque cuando el juego lo dispuso retrocedió o se situó hacia la izquierda. Demostrando su abanico de recursos para hacer fácil lo difícil. En el corto plazo será complicado que salga del equipo de cara a los duelos trascendentales del semestre, con la Copa Libertadores y la Copa Argentina como principales objetivos.

Palacios nació el 5 de octubre de 1998 en Famaillá, provincia de Tucumán, pero no pasó muchos días allí: a las pocas semanas su familia se mudó a San Martín, provincia de Buenos Aires, donde aún vive, al lado de la casa de sus padres. Su camino en el fútbol lo inició en el club Junta Vecinal José Ingenieros, luego pasó al baby de Parque Chas y desembocó en River a los 10 años. Un sueño cumplido tanto para él como para su familia: son todos hinchas del Millonario.

Fanático de Toni Kroos, Luka Modric y Andrés Iniesta, en las inferiores se desempeñó como volante por la derecha, aunque supo jugar de doble cinco o enganche. Su debut en primera se produjo el 8 de noviembre de 2015 en una derrota 2-0 con Newell's: ingresó para jugar la segunda mitad en lugar de Lautaro Arellano. Meses atrás había disputado el Sudamericano y el Mundial Sub-17 con la selección argentina.

Gallardo fue clave en su crecimiento, llevándolo muy de a poco. Hizo la pretemporada con el plantel profesional en el verano pero solo jugó 27 minutos en primera durante 2016 -en el 0-0 con Vélez del 30 de abril-. Relegado ante las llegadas de Domingo, Arzura y Rossi, bajó a Reserva y recién volvió a tener su oportunidad en 2017. Aquel verano, jugó su primer superclásico: entró para jugar el último cuarto de hora en el amistoso que River ganó 2-0 en Mar del Plata en lugar de Nacho Fernández. Ese mismo año, jugó el Mundial Sub-20 con la selección y creció mucho en la consideración del DT, que lo sigue desde el inicio de su ciclo.

"Es un chico que hemos llevado en todo este tiempo del proceso. Lo retamos cuando había que retarlo y lo acompañamos cuando había que acompañarlo. A mí me llamó mucho la atención cuando lo vi, lo tengo visto desde la novena u octava división. Siendo muy chico, se convirtió en un hombre. Me llena de satisfacción, pero seguiremos acompañando su crecimiento. Es un chico que aparenta una edad mucho más importante", destacó el Muñeco hace días.

Luego del gran nivel que mostró en su primera convocatoria con la selección mayor, en los amistosos frente a Guatemala y Colombia a comienzos de mes, la dirigencia millonaria analiza aumentar la cláusula de rescisión de 15 a 30 millones de euros -el club tiene el 75% de su pase-. Con contrato hasta junio de 2021, el joven vive un momento único en lo futbolístico, aunque también tuvo una alta exposición en el último tiempo: tras una serie de rumores sobre un posible romance con la mediática Sol Pérez, su representante Renato Corsi contó que, junto con los padres, decidieron cambiarle el número de teléfono.

Pese a eso, Palacios ayer demostró que hace rato dejó de ser un chico para convertirse en hombre. Un hombre que con tan solo 19 años puede ser la figura de un superclásico en la Bombonera.

Por qué fue figura

1| El factor de presión

Sorprendió arrancando por el centro dentro de un esquema 4-2-3-1. Y se destacó en los primeros minutos bloqueando la salida de los defensores xeneizes y atacando con rapidez, con transiciones rápidas.

2| Actor clave

En el 1-0, él es quien recuperó con Montiel ante Pavón; aceleró y trató de filtrar un pase para Borré. El pase no prosperó, pero presionó ante la pérdida. Provocó ese rechazo de Mas que terminó en el golazo del Pity.

3| El que más recuperó

Tocó 73 balones y fue el jugador de River que más pelotas recuperó: 12 (3 de ellas manteniendo la posesión). Recibió 4 faltas y solo cometió 1, según datos de Opta.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?