Mendoza: no logran extinguir el incendio en el cerro Arco

Pablo Mannino
(0)
24 de septiembre de 2018  • 02:05

MENDOZA.- El incendio que se originó el viernes en el reconocido cerro Arco, en la capital mendocina , aún no pudo ser extinguido. Por seguridad de los brigadistas, durante la tarde de ayer el operativo de control del fuego debió suspenderse, motivo por el cual este lunes se retomarán las tareas en el lugar para intentar detener las llamas, que se originaron tras un asado "mal apagado" durante los festejos estudiantiles. Hasta ahora, ya son más de 1.500 las hectáreas afectadas y se evacuaron dos barrios precarios aledaños. Pero no hubo que lamentar muertos ni heridos.

Los encargados de resolver la situación esperan que el fuego avance hacia la ruta provincial 13 con el fin de "encerrarlo". Sin embargo, la preocupación radica en el retroceso que están haciendo las llamas, con posibilidad de dirigirse hacia el cerro Gateado, aunque en este sitio no habría "riesgo humano".

"Hay una carga de combustible muy alta y va quemando en retroceso. Dependiendo de cómo estén las condiciones, podremos avanzar. Si el fuego llega a la ruta 13 lo encerramos, pero si quema en retroceso se complica. Viene quemando muy lento, por lo que todo se demora", indicó el titular del Plan Provincial de Manejo del Fuego Guillermo Ferraris a LA NACION. Y añadió: "No podemos decir que está contenido. El incendio sigue activo, sobre todo en el sector oeste".

Dos aviones hidrantes trabajaron intensamente en la jornada de ayer para sofocar las llamas en las inmediaciones del Cerro Arco. Anteayer la situación se agravó por la presencia de viento Zonda, lo que generó una gran preocupación entre los ciudadanos.

Ayer, los medios aéreos realizaron lanzamientos de agua interrumpidos, con más de 160 intervenciones, de unos 80 mil litros en total, pero no fueron suficientes para acabar con las llamas. A raíz de los trabajos que se realizan en la zona, los cuales continuarán a primera hora de hoy, con las mismas características técnicas y humanas, desde el Gobierno solicitaron a la población que no se dirijan a la zona del Cerro Arco hasta nuevo aviso. Además, aclararon que el humo que se divisa son cenizas en suspensión.

Desde el Ejecutivo provincial confiaban en que se iba a terminar de extinguir las llamas con el trabajo de los aviones y los brigadistas, pero el retroceso de las llamas impidió concretar esta posibilidad. En total, en la provincia se detectaron 150 focos de incendio durante el sábado, entre los cuales se mantienen activos los de la zona oeste, cercanos al cerro Gateado.

A partir de las 8 de hoy se realizará una nueva evaluación del estado de situación, por lo que se espera el traslado de maquinaria pesada en el sector de la ruta 13, además de volver a operar con los medios aéreos y subir nuevamente al personal. "La idea es volver a organizar todo y ver si lo podemos liquidar este lunes. Si bien bajó la temperatura, las condiciones meteorológicas no ayudan, ya que los bajos porcentajes de humedad hacen la tarea difícil para lograr extinguir las llamas", concluyó Ferraris.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.