Suscriptor digital

Averiado, pero en carrera: el campo pide pista para otra cosecha récord

La superficie con soja crecería en 200.000 hectáreas
La superficie con soja crecería en 200.000 hectáreas Crédito: SHUTTERSTOCK
Fernando Bertello
(0)
29 de septiembre de 2018  • 11:00

Después de la dura sequía del ciclo 2017/2018, que no solo golpeó de lleno a los productores, con una pérdida de ingresos brutos por unos US$7500 millones, sino que también fue uno de los factores que incidieron en la caída de la economía y en la falta de dólares para frenar la volatilidad cambiaria, la nueva campaña 2018/2019 ya tiene un gusto a revancha al menos por el lado de las proyecciones. Si el clima acompaña como se perfila, se viene un récord de producción de 125,9 millones de toneladas de granos, superando los 94,3 millones de toneladas del ciclo pasado y el anterior registro histórico de 121,2 millones de toneladas en 2016/2017.

Desde lo productivo, es otra señal de que el campo está en carrera, tal como lo reflejó esta semana la Bolsa de Cereales de Buenos Aires en su Tercer Congreso de Perspectivas Agrícolas con esas estimaciones. Si bien persisten dudas sobre cómo van a terminar impactando cuestiones vinculadas con el encarecimiento del financiamiento, la pista, vale repetir si el clima no falla, está despejada. Algunos elementos refuerzan que, más allá de las cuestiones coyunturales, se apuntará a más tecnología.

De acuerdo con el relevamiento de uso de tecnología que realiza la entidad sobre la base de seis cultivos (soja, maíz, trigo, girasol y sorgo) la cantidad de productores que usan un nivel tecnológico alto pasó del 29% en la campaña 2014/2015 al 34% en el ciclo 2016/2017 y 36% en la campaña anterior. El aumento se dio principalmente en cereales. Desde 2014/2015 ya hubo un 8% de traslado de superficie total de leguminosas a gramíneas, según datos que presentó Esteban Copati, jefe de estimaciones de la entidad, y para 2018/2019 se espera un 59% de leguminosas y un 41% de gramíneas, una relación más equilibrada.

En el evento, la entidad proyectó una superficie total sembrada de 33,5 millones de hectáreas, un 3,6% más sobre el ciclo pasado y una cobertura récord para grano comercial. "En 2018/19 se espera un nuevo crecimiento del nivel alto de tecnología", señaló Juan Brihet, del Departamento de Investigación y Prospectiva de la Bolsa de Cereales porteña. En tanto, el nivel de tecnología media sigue ocupando más de la mitad de la superficie.

La inversión total para la campaña rondará en esos seis cultivos los US$10.700 millones, US$800 millones más que en el ciclo anterior. En semillas, habrá un crecimiento del 5% en la inversión, que llevaría el mercado 2018/2019 a US$1221 millones. Vale recordar que el mercado de semillas ya se había expandido un 3% el ciclo anterior. Con más maíz, trigo y la presencia de la cebada, sigue creciendo la participación de las gramíneas en la inversión total en semillas y ya está en el 67% (56% con el cultivo de maíz, 8% en trigo y 3% con cebada).

Esteban Copati
Esteban Copati

Por el lado de los fertilizantes, para los seis cultivos considerados se espera una suba del 7%, a 3 millones de toneladas. El porcentaje podría estirarse al 11% y el volumen a 3,1 millones de toneladas con el maíz tardío. Pero es algo en suspenso con las nuevas retenciones. Para el maíz, es sobre las siembras más tardías donde podría verse algún cambio en las decisiones de los productores tras el aumento de las retenciones. Es decir, con muchas decisiones ya tomadas para las siembras tempranas, el eventual efecto habrá que buscarlo más adelante.

Si bien hay una mejora en el consumo de fertilizantes, Brihet hizo una advertencia: "En siete años, la producción de granos aumentó un 27%, pero el volumen de fertilizantes es similar". Para la campaña 2018/2019, la reposición de nutrientes sería del 45%, un valor por encima del 41% del ciclo 2016/2017 y el 34% de 2014/2015. En el ciclo pasado, 2017/2018, la reposición mejoró (al 54 por ciento), pero hay que tener en cuenta el efecto de que se cosecharon 30 millones de toneladas menos de granos por la sequía.

Si bien mejora la tecnología en general, hay alertas que vienen por el lado de que hay que cuidar las tecnologías. En maíz, por ejemplo, el experto señaló que según los resultados que se conocen solo un 33% siembra refugio.

Lo que viene

Según se dijo en el encuentro en la Bolsa de Cereales porteña, por el lado de los "incentivos" los precios para el período de la precampaña julio-septiembre, considerando los valores a cosecha en soja y maíz, dieron un 5% arriba de igual momento del año pasado. Para julio-agosto, antes del cambio de las retenciones en septiembre, ese porcentaje se estiraba al 10%.

Agustín Tejeda
Agustín Tejeda

Diversos estudios privados en el último mes dieron cuenta de una fuerte merma en la rentabilidad tras la suba de las retenciones, sobre todo en el maíz, con zonas donde cae más de la mitad la rentabilidad en campos alquilados. En este contexto, hay una mejora en los números para la soja, que gana en competitividad, según se reflejó en la jornada. De hecho, la soja se está expandiendo 200.000 hectáreas en el nuevo ciclo, a 17,9 millones de hectáreas.

Para tener en cuenta, habrá una superficie récord de soja de segunda (por la buena combinación con el trigo), que se ubicará en 5,5 millones de hectáreas, por encima de los 5,1 millones de hectáreas de la campaña pasada, según señaló Copati.

En el evento fueron inevitables los comentarios sobre cómo van a impactar en la superficie agrícola los cambios en las retenciones. En este punto, Agustín Tejeda, economista de la entidad, apuntó que ya mirando la campaña 2019/2020 es posible que se "ralentice el crecimiento de los cereales", en tanto que podría acelerarse el de la soja.

Juan Brihet
Juan Brihet

No hay que dejar de ver lo que está pasando con la guerra comercial entre los Estados Unidos y China (ver aparte) y lo que hacen otros países.

En su participación en el congreso, Seth Meyer, presidente de la Junta de Perspectivas Agrícolas Mundiales (WAOB) del Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (USDA), señaló que la disputa está generando incertidumbre entre los farmers sobre qué hacer para la nueva campaña. Para Estados Unidos, consideró que uno de los temas críticos es que no se amplíe el diferencial de precios con la mercadería de otros países, donde la pelea abarató el producto en ese mercado.

Planificar para competir

Las perspectivas para los próximos diez años para el comercio de commodities agrícolas son que continúen con un buen ritmo de crecimiento.

Así lo explicó Leandro Pierbattisti, asesor de la Federación de Acopiadores de Granos, en el lanzamiento del congreso sobre perspectivas para la campaña gruesa de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires.

Según datos que presentó en base al Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (USDA), desde 2000/2001 hasta el ciclo agrícola pasado las importaciones mundiales de trigo subieron 73%, las de maíz 96% y las de soja un 176%.

En tanto, para los próximos diez años, las importaciones de trigo crecerían otro 17%, las de maíz 25% y las de soja un 35 por ciento.

"Independientemente de la coyuntura, hay una realidad estructural de que como país producimos alimentos para 400 millones de personas. Y la Argentina, según los productos, está en el top ten de exportadores", dijo el experto destacando las posibilidades para exportar. Luego señaló que hay que "planificar" para que más allá de las cuestiones urgentes el país esté preparado para mejorar su competitividad ante países, como Rusia, Ucrania y otros, que vienen creciendo en materia de producción.

Leandro Pierbattisti
Leandro Pierbattisti

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?