Suscriptor digital

Misión Rojo: lo que piensa Gallardo para enfrentar a Independiente y quiénes son sus referentes en esos partidos

Gallardo, listo para un nuevo choque mano a mano
Gallardo, listo para un nuevo choque mano a mano
Juan Patricio Balbi Vignolo
(0)
1 de octubre de 2018  • 14:33

"Son partidos de ida y vuelta. Hay que ser inteligentes y entender cómo se juegan". La frase de Marcelo Gallardo en la previa del duelo de ida con Independiente fue un claro mensaje: River contaba con 180 minutos para intentar ejercer dominio y superioridad sobre su rival en los cuartos de final de la Copa Libertadores . En Avellaneda pudo lograrlo por momentos, con un primer tiempo arrollador al que solo le faltó el gol. Mañana, en el Monumental, buscará imponer su presencia para inclinar la serie a su favor y lograr la tercera clasificación a semifinales de los últimos cuatro años.

Para eso, el entrenador eligió repetir la fórmula Cardales. Aislamiento y concentración absoluta a casi 60 kilómetros de Núñez para fortalecer lazos, trabajar con tranquilidad y potenciar el estado anímico de un plantel que volverá a jugar una instancia decisiva, situación que se ha repetido a lo largo de los más de cuatro años del ciclo Gallardo. Sin contar el que se definirá mañana, ya son 43 los cruces de definición directa que afrontó el DT millonario, logrando ganar 35 de ellos.

Son 61 partidos en los que consiguió 42 victorias, ocho empates y 11 derrotas. ¿Contra quién no pudo avanzar? Rosario Central en las Copas Argentina 2014 y 2015, Huracán en la Supercopa Argentina 2015 y las semifinales de la Copa Sudamericana 2015, Barcelona en la final del Mundial de Clubes 2015, Independiente del Valle en los octavos de final de la Libertadores 2016, y Lanús en la Supercopa Argentina 2017 y las semifinales de la Libertadores 2017.

Pero los números no se sostienen solos. Están sustentados por una columna estructural que ha sufrido retoques lógicos por el paso del tiempo, pero que intenta seguir la misma línea desde aquel 6 de junio de 2014, cuando el Muñeco asumió como DT de la institución. Los dos máximos referentes son Leonardo Ponzio y Jonatan Maidana, pilares del equipo y piezas fundamentales para esta clase de partidos de pierna fuerte, mente fría y corazón caliente. Tanto el capitán como el subcapitán serán titulares en el Monumental ante el Rojo y buscarán transmitir la seguridad necesaria al resto del equipo. El otro futbolista que aún perdura de aquella primera alineación es Rodrigo Mora, tercer capitán y ficha de recambio en la actualidad.

Pero además, hoy tanto Franco Armani como Javier Pinola también se han transformado en jugadores esenciales dentro de la estructura de River. Y por eso dirán presentes, al igual que Nacho Fernández, otro hombre clave para el juego que imagina el DT por su despliegue y su manejo de pelota, y a la espera de Pity Martínez, la gran carta de desequilibrio que aún no se sabe si podrá estar por su molestia muscular en el isquiotibial izquierdo.

Pero Gallardo no solo apuesta a la experiencia, sino que también le da lugar a los jóvenes del club: Gonzalo Montiel (21 años) y Exequiel Palacios (19 años, cumplirá 20 el viernes) se han ganado su lugar tras sucesivos buenos rendimientos, al igual que el colombiano Borré (23 años), compañero del experimentado Pratto en la delantera.

Gallardo, listo para un nuevo choque mano a mano
Gallardo, listo para un nuevo choque mano a mano Fuente: FotoBAIRES

¿Cómo piensa estos partidos el entrenador de River? Primero, busca brindar confianza absoluta hacia sus dirigidos, apoyándose en los referentes del plantel pero sin dejar que nadie se relaje: siempre ha demostrado que juega el que mejor esté, sin importar qué apellido sea. Y luego, se aferra a la concentración máxima y a la inteligencia para llevar a cabo el diseño del plan de juego, tal como en los primeros 45 minutos de la serie, en los que River fue muy superior a Independiente.

"Es jugar contra un gran equipo en un choque decisivo. Quiero que estemos a la altura para poder llegar a la final de la Copa. Vamos a enfrentar a un gran equipo, que viene demostrando en torneos internacionales. Va a ser una serie muy pareja, de dos equipos que siempre intentan visualizar el arco de enfrente como una prioridad", fueron las palabras que usó Gallardo antes del duelo de ida. Y la realidad lo demostró: la serie está más que abierta y ambos equipos han apostado a golpear al rival. Aunque esa situación puede ser un arma de doble filo para River, ya que le dejará más espacios de lo normal para atacar, pero puede llegar a sufrir más fácil un gol que lo condene a tener que marcar dos obligadamente para seguir con vida.

Sin poder definir el equipo, y aunque cuenta con sus soldados infaltables, el DT vuelve a afrontar un choque vital con una posible baja: esperarán hasta último momento a Pity Martínez. Pero ya es algo habitual, porque en varias ocasiones ha tenido que apostar su confianza plena en juveniles o futbolistas sin mucha trayectoria en instancias decisivas ante eventos que le modificaron sus planes.

La posible formación es: Armani; Montiel, Maidana, Pinola, Casco; Nacho Fernández, Ponzio, Palacios, Pity Martínez/Quintero; Borré y Pratto

Así, por ejemplo, Giovanni Simeone debió jugar en las semifinales de la Sudamericana 2014 frente a Boca en la Bombonera por la lesión de Rodrigo Mora; Emanuel Mammana en la final de la Sudamericana 2014 ante Atlético Nacional en Colombia y en ambos duelos frente a Boca de los octavos de final de la Libertadores 2015 por distintas suspensiones de Gabriel Mercado; Pity Martínez en la Bombonera para el duelo de vuelta frente al Xeneize en 2015 por la expulsión de Teo Gutiérrez en la ida; el recién llegado Mayada en la final de la Copa Libertadores 2015 frente a Tigres por la suspensión de Mercado y la lesión de Mammana; Martínez Quarta en lugar de Arturo Mina en la final de la Copa Argentina 2016 por rendimiento; y Montiel en el duelo de vuelta de los cuartos de final de la Libertadores 2017 ante Jorge Wilstermann por decisión táctica. Todas ellas entre otras decenas de elecciones a lo largo de su ciclo.

River se juega su gran carta del año en un clásico copero frente a un duro rival como Independiente. Y volverá a sustentar su futuro en los pilares de siempre y en la cuota de frescura que le pueden dar los más jóvenes.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?