Suscriptor digital

Macri espera mejorar el vínculo con la Corte Suprema con la asunción de Rosenkrantz

Garavano reconoció tensiones con Lorenzetti a partir del enfrentamiento que mantuvo con Elisa Carrió; anhelan con que se abra una nueva etapa
Garavano reconoció tensiones con Lorenzetti a partir del enfrentamiento que mantuvo con Elisa Carrió; anhelan con que se abra una nueva etapa Fuente: Archivo
Jaime Rosemberg
(0)
2 de octubre de 2018  • 12:46

El día después de la asunción de Carlos Rosenkrantz como nuevo presidente de la Corte Suprema, el gobierno de Mauricio Macri dejó en claro que espera una relación "fuertemente institucional" con la nueva cabeza del Poder Judicial, lejos de los cortocircuitos que supo tener el expresidente Ricardo Lorenzetti con la diputada y líder de la Coalición Cívica-ARI, Elisa Carrió .

"No hemos tenido conflictos con Lorenzetti, más allá de los ataques o peleas con algún miembro de la coalición gobernante", dijo el ministro de Justicia, Germán Garavano , luego de la reunión de gabinete encabezada por Macri en el primer piso de la Casa Rosada.

"Hemos tenido (con Lorenzetti) una relación fuertemente institucional, que esperamos continuar con Rosenkrantz todos los miembros de la Corte, las reuniones periódicas (con ellos) y el jefe de gabinete se mantienen, por los temas que son prioridad para los argentinos como la lucha contra el narcotráfico, la mejora del sistema penal para combatir la inseguridad y el acceso a Justicia", agregó Garavano ante una consulta de LA NACION.

El ministro de Justicia defendió además la continuidad en el máximo tribunal de Elena Highton de Nolasco, a pesar de que cumplió 75 años en diciembre pasado. "Fue una decisión de la Justicia, ella hizo una presentación y se resolvió en su favor", agregó Garavano, que eludió así referirse a un eventual recambio.

Más allá de las declaraciones públicas, en el Gobierno respiran tranquilos: esperan que ni Carrió ni ningún otro miembro del Gobierno sostengan la belicosidad que tuvieron contra Lorenzetti. "Lo vengo denunciando desde hace 10 años. Terminaron la impunidad y la extorsión", se alegró Carrió hace tres semanas, cuando se confirmó que Rosenkrantz sería el nuevo titular de la Corre Suprema.

En su momento, Carrió acusó a Lorenzetti de querer "voltear" al Gobierno, y presentó un pedido de juicio político en su contra mientras lo acusaba de haberse enriquecido ilegalmente. Su andanada no terminó allí: a principios de este año lo acusó de montar un "aparato de inteligencia paralelo" al estatal, lo que valió la queja del propio Lorenzetti hacia el presidente Macri, quien optó por hacer el equilibrio entre el juez y su socia política.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?