Vendedores de droga atacaron a gendarmes en la villa 1-11-14

Arrestos en el Bajo Flores
Arrestos en el Bajo Flores Crédito: Ministerio de Seguridad
El procedimiento se llevo adelante en el sector 3, conocido como Los Peruanos
(0)
4 de octubre de 2018  

Un grupo de vendedores de drogas atacaron una patrulla de la Gendarmería en los pasillos de la villa 1-11-14 en un intento de evitar el arresto. Uno de los gendarmes fue hospitalizado por los golpes recibidos antes que el personal de la fuerza de seguridad federal lograse controlar la situación y concretase las detenciones.

Esa patrulla de gendarmes caminaba en el sector 3 de la villa en el Bajo Flores, en el sector denominado Los Peruanos, cuando detectó el comercio minorista de estupefacientes en la esquina de los pasajes Bolívar y Oceanía.

Tras una persecución, los efectivos detuvieron al principal involucrado, que tenía varias dosis de marihuana preparadas para la venta. "Ante la hostilidad del lugar y debido a que un gendarme fue agredido por varias personas con golpes de puño y de pie (además le robaron su Handy), se procedió a trasladar al detenido al asiento de la base jefatura de la unidad", según informó el Ministerio de Seguridad de la Nación.

El detenido tenía en su poder 273 envoltorios con marihuana, con un peso cercano a los dos kilos. "La marihuana estaba siendo comercializada por una organización que, tras la incautación, comenzó a agredir a los efectivos, quienes debieron ser hospitalizados", afirmó la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, al presentar el operativo desarrollado en la villa 1-11-14.

Y agregó: "Junto a las fuerzas federales y otras agencias trabajamos para brindar seguridad y oportunidades a los vecinos".

Por su parte, el ministro de Justicia y Seguridad porteño, Martín Ocampo, comentó: "Llevamos adelante políticas de seguridad, pero también de contención y cercanía con vecinos, para que se sientan protegidos. Cuando no está el Estado, estos barrios son tomados por los narcos, que fijan las reglas. Junto a las diferentes agencias del Estado, trabajamos coordinadamente para que impere la ley".

El detenido, de 39 años y nacionalidad peruana, quedó a disposición del Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional Federal Nº 7, a cargo de Sebastián Casanello.

Golpes en las redes logísticas

Más allá del control en los puntos minoristas de venta de drogas, otro golpe importante en la cadena logística del narcotráfico se dio ayer en la ciudad misionera de Puerto Rico, donde una patrulla de la Prefectura decomisó 1800 kilos de marihuana.

En ese patrullaje, los prefectos detectaron una camioneta que se acercaba a la ruta nacional 12 alejándose del río, en un paraje conocido como Puerto Natural Mahurat. Al observar al personal de la Prefectura, el sospechoso aceleró su vehículo e intentó darse a la fuga, pero fue bloqueado y se arrojó de la camioneta en movimiento y fue detenido. La inspección del vehículo permitió decomisar el cargamento valuado en $71 millones.

Otro operativo contra la red de abastecimiento narco se desarrolló en las cercanías de la localidad salteña de Aguaray, donde el escuadrón local de la Gendarmería incautó un cargamento de 91 kilos de cocaína que se dirigía a la provincia de Santa Fe.

La droga fue hallada durante un operativo de control vial instalado por la Gendarmería en la ruta nacional 34, donde fue inspeccionado un camión que había partido de la ciudad boliviana de Yacuiba, según informó esa fuerza de seguridad.

El cargamento de cocaína había sido oculto en tubos que fueron colocados debajo del acoplado del camión.

ADEMÁS

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.