srcset

contentLab para Buenos Aires 2018

Richard Kierkegaard: "Tengo como sueño llegar a Tokyo 2020"

(0)
9 de octubre de 2018  • 00:00

Richard Kierkegaard no imagina cómo sería la vida sin los caballos. Nació en 2002 en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, se crió en Morón y heredó la tradición hípica de su familia: sus padres fueron los grandes impulsores de la carrera profesional que hoy lleva como jinete a los 15 años. "Me críe alrededor de caballos y empecé a practicar saltos a los nueve años porque mis papás me incitaron y le quise dar una oportunidad. A partir de ahí, nunca lo dejé y siempre fue cada vez más, hasta llegar a ser el pequeño profesional que soy hoy", cuenta Richard, quien será el representante argentino en ecuestres en los Juegos Olímpicos de la Juventud Buenos Aires 2018.

Su primera competencia fue la Copa de Verano de Mar del Plata en 2012. Aquel fue el puntapié inicial de una temprana y exitosa trayectoria como atleta, siendo una de las grandes promesas a futuro en un deporte que rodea a su familia: el alemán Christian Ahlmann es su tío y ha logrado dos medallas de bronce en Atenas 2004 y Río 2016.

"Tuve un camino súper largo para llegar a la posición en la que estoy hoy en día. He pasado por un montón de cosas. Tengo un entrenamiento diario basado en mucha responsabilidad, pasión y amor por el deporte y los caballos. Monto nueve caballos por día, intentando dar lo mejor de mí para llegar a la mejor performance. Tenemos casi todos los fines de semanas competencia: elijo cuáles son las que tengo que saltar según la importancia, para cuidar el caballo y la salud", agrega el joven deportista, que en agosto fue elegido como representante argentino para los JJOO de la Juventud tras finalizar las pruebas en el Club Alemán de Equitación de las que también participaron otros tres jinetes.

Habrá 30 atletas entre hombres y mujeres participando de la competencia, que se dará entre el 8 y el 13 de octubre en el Club Hípico Argentino: los dos primeros días se realizarán los saltos por equipos internacionales (habrá seis equipos, uno por continente), luego habrá dos días de descanso y finalmente se llevarán a cabo las dos rondas de saltos individuales.

Se competirá en ecuestre entre el 8 y el 13 de octubre en el Club Hípico Argentino. Para más información sobre los las diferentes fechas que se compiten, podés ingresar en el sitio oficial de Buenos Aires 2018.

"Mi objetivo es poder llegar a la medalla de oro, tanto por equipos como individual. He trabajado muchísimo para eso y tengo expectativas altas. Aunque también va mucho del lado de la suerte, según qué caballo me toque, ya que son sorteados. Cada uno tiene sus virtudes y sus defectos. Pero tengo expectativas muy altas y espero poder conseguir la medalla, voy a dar todo de mí, intentando lograr lo mejor", comenta Richard, quien el mes pasado fue medalla de plata en el FEI World Jumping Challenge, una competencia mundial disputada en Uzbekistán de la que participaron más de 600 jinetes.

"Fue algo que nunca había podido vivir y me resultó una perfecta preparatoria para los Juegos, ya que fue una final mundial con caballos sorteados. No me tocó el mejor pero igualmente logramos, después de mucho trabajo y altibajos emocionales, llegar a la medalla de plata. Estoy muy contento de haber logrado ese resultado, después de haber quedado sexto entre los 20 que clasificaron a la final de los 600 competidores", dice Kierkegaard, quien además estudia a distancia mientras compite.

Su última competencia antes de Buenos Aires 2018 fue el Aniversario del Club Hípico Argentino: fue segundo en el Gran Premio de los Seniors de 1,50 metros. Ahora, tendrá por delante el gran objetivo de los Juegos Olímpicos de la Juventud, soñando con poder estar algún día entre los mayores: "En mi carrera como atleta, tengo como sueño llegar a Tokyo 2020. Ahí voy a tener 18 años y me da la edad para poder ir. Sería un paso enorme, espero poder cumplirlo. Es mi mayor sueño".

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios