Los Pumas ganaban con facilidad pero cayeron ante Australia y concluyeron últimos en el Rugby Championship

The Rugby Championship
  • 34
Argentina

Argentina

  • 45
Australia

Australia

Alejo Miranda
(0)
6 de octubre de 2018  • 19:14

Las imágenes televisivas fueron elocuentes. En el vestuario visitante durante el entretiempo, Michael Cheika, el entrenador de Australia , les gritaba a sus jugadores con vehemencia. Nos es difícil adivinar que les hablaba de orgullo, de hambre, de vergüenza. Los Pumas venían jugando un partido casi perfecto y ganaban 31-7. Inexplicablemente se desdibujaron, empezaron a cometer un error mental atrás del otro y permitieron que los Wallabies, con otra actitud, dieran vuelta un partido que parecía imposible y con cinco tries en la segunda mitad se quedaron con la victoria 45-34.

Así, los Pumas dejaron pasar una increíble oportunidad de cerrar en gran forma un Rugby Championship que ya desde antes que empezara el partido en el estadio Padre Martearena de Salta ya era el mejor en sus siete participaciones desde que ingresaron en 2012. Sin embargo, no pudieron evitar terminar una vez más en la última posición. Sólo en la versión abreviada de 2015 fueron terceros.

Tackles errados, patadas mal concebidas, pérdidas de pelota, confusión total a la hora de salir del propio campo, inestabilidad en las formaciones fijas: errores mentales y falta de actitud que conspiraron para que los Pumas se desintegraran como un hielo.

Fuente: AFP

Con tres tries en los primeros 10 minutos del segundo tiempo y dos más en un lapso de dos minutos (23 y 25) los Wallabies transformaron una desventaja de 24 puntos en un triunfo por 11. Algunos fueron lucidos y los australianos demostraron toda su temeraria capacidad ofensiva. Pero otros fueron producto de la pasividad argentina y hasta hubo un par demasiado ingenuos.

Ni siquiera un punto bonus defensivo alcanzaron a rescatar los Pumas, cuando aspiraban a conseguir por primera vez en la historia los 5 puntos. ¿Exceso de confianza?

Los Pumas habían salido inspirados y apoyaron dos tries en los primeros tres minutos del encuentro, el sexto y último del Rugby Championship 2018. Primero Pablo Matera con un feroz ingreso por el centro de la cancha y una carrera de 40 metros y enseguida Emiliano Boffelli tras una intercepción de Nicolás Sánchez (también asistente en la primera conquista). El apertura debió dejar la cancha prematuramente por un golpe a los 28 minutos.

Lo mejor llegaría a los 28 minutos. Luego del primer descuento australiano, los Pumas elaboraron una genial jugada colectiva que incluyó control y varios pases en el contacto, incluido el último de lujo de Jerónimo de la Fuente a Matías Orlando. Australia estaba desorientado y los argentinos lo aprovecharon con un try demasiado fácil anotado por Santiago González Iglesias, el reemplazante de Sánchez en su primera aparición en el certamen. En la segunda mitad, el ímpetu cambiaría abruptamente de lado.

Los Pumas cierran ante Australia la edición 2018 del Rugby Championship, en Salta.
Los Pumas cierran ante Australia la edición 2018 del Rugby Championship, en Salta. Crédito: Prensa UAR

En su test match número 80, Agustín Creevy superó a Lisandro Arbizu como el jugador que más veces llevó la cinta de capitán en la historia de los Pumas (49).

Los Pumas cerraron así su participación en el Rugby Championship con cuatro derrotas y dos victorias, su máximo en los siete años que llevan involucrados en el certamen con los tres grandes del hemisferio sur. Los 18 tries apoyados y los 151 tantos marcados también son récords para el equipo argentino.

Quedan como manchas el último puesto y, sobre todo, la forma en que se desmoronaron en el segundo tiempo en este partido. Queda mucho trabajo por hacer por parte de Mario Ledesma. Hay un concepto distinto, pero las bases todavía no están sólidas. Los compromisos de noviembre, ante Irlanda, Francia, Escocia y Barbarians, servirán para confirmar u obligar a rectificar el rumbo.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.