Horizonte nublado para los créditos

Carla Quiroga
Carla Quiroga LA NACION
(0)
6 de octubre de 2018  

El mercado sigue en el freezer y por tercer mes consecutivo cayó la venta de propiedades en la Capital . Agosto registró una caída del 24,5 por ciento respecto al mismo mes del año pasado. Un dato clave es que se trató de la baja interanual más fuerte del año según datos del Colegio de Escribanos de la Ciudad de Buenos Aires. Como era de esperar, las operaciones con crédito también se desmoronaron: en este caso la baja fue del 60 por ciento. "Antes, mes a mes, la tasa de crecimiento de operaciones con hipoteca superaba holgadamente el aumento de las escrituras; ahora se está dando el fenómeno inverso", analiza José Rozados, director de Reporte Inmobiliarios. La explicación a ese fenómeno es que cada vez menos gente tiene sueldos que les permitan calificar para los préstamos.

De hecho, las últimas cifras de Reporte Inmobiliario calculan que para un préstamo que cubra el 80% del costo de la propiedad en el Banco Nación, en mayo de 2017 -con un tipo de cambio aproximado era de $16,30-, se necesitaban $1.369.200 para comprar una propiedad de dos ambientes promedio en la Capital Federal (unos US$105.000). En cambio, con un dólar promedio de $39, el costo creció a US$115.000 -es decir 4.485.000 en pesos-. Números que plantean un aumento del 162,05 por ciento en moneda local. Además, la cuota inicial en mayo de 2017 era de $6540 y ahora ronda los $22.916. En tanto, el ingreso necesario por familia para acceder al préstamo era de $25.884 en mayo de 2017 y ahora subió a $90.721. Pero a futuro, el panorama es desalentador. Hoy recién se están sintiendo los efectos de la devaluación de mayo. Hubo un descenso de ventas a partir de abril, mayo y junio. Eso se refleja 120 días después y lo que se ve hoy puede ser efecto de mayo, cuando la mayor cantidad de los compradores se apresuró a poder calzar el crédito.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.