El mundo oculto de Sabrina reveló algunos de sus misterios en el festival de Sitges

El mundo oculto Sabrina se presentó en Sitges
El mundo oculto Sabrina se presentó en Sitges Crédito: gentileza festival de Sitges
Diego Batlle
(0)
8 de octubre de 2018  • 10:22

SITGES.- Este festival que se realiza desde hace 51 años en el hermoso balneario ubicado muy cerca de Barcelona es el paraíso para los amantes de los géneros (terror, acción, fantástico, comedia negra). Las salas están tan llenas y el público es tan fiel (aplaude tras cada escena que considera lograda) que ya no hay productora que se resista a la hora de enviar sus novedades. Por eso, no extraña que en las últimas ediciones haya ganado cada vez más espacio aquí el universo de las series, en especial aquellas ligadas a las temáticas que más gustan en Sitges.

En las últimas horas, por ejemplo, recorrieron la alfombra roja del inmenso Auditorio Meliá los protagonistas de El mundo oculto de Sabrina , Netflix también adelantó otra de sus inminentes series como La maldición de Hill House; El Rubius, el youtuber más famoso de España con 32 millones de suscriptores, vino a presentar los tres primeros episodios de su animé Virtual Hero para Movistar +; Greg Nicotero llegó para promocionar la novena temporada de The Walking Dead y hubo actividades ligadas a numerosas series locales y extranjeras como A Discovery of Witches, Castle Rock, Dorien, Folklore y Si no t'hagués conegut.

El evento más promocionado fue El mundo oculto de Sabrina, la nueva apuesta de Roberto Aguirre-Sacasa (showrunner de Riverdale) que contó con las presencias en Sitges de Kiernan Shipka (la Sabrina Spellman, mitad bruja-mitad mortal, del título) y Ross Lynch (que interpreta a su novio Harvey). El show fue completo: alfombra roja, proyección del primer episodio, entrevista pública a las dos jóvenes figuras, una selfie desde el escenario con todo el público usando una peluca rubia que se había repartido previamente y regalo de miles de cómics de Archie, que son el origen de esta nueva versión para televisión.

Trailer de El mundo oculto de Sabrina - Fuente: YouTube

0:49
Video

El mundo oculto de Sabrina -cuyos 10 episodios estarán disponibles desde el 26 de octubre- reconstruye los orígenes de la protagonista, una adolescente del pueblo de Greendale que está a cuatro días de cumplir 16 años y de celebrar su bautismo oscuro, justo cuando coinciden Halloween y un eclipse.

El piloto arranca en un cine donde se está proyectando La noche de los muertos vivos, de George A. Romero, y luego describe la cotidianidad de la encantadora protagonista en su vida escolar (planea una venganza contra el misógino director del Instituto Baxter que desestima denuncias de bullying), afectiva (no sabe cómo contarle a su novio que es una bruja y deberá dejarlo para explorar a pleno su nueva condición en Baltimore) y familiar (sus padres han muerto en un "accidente" y vive con sus tías Hilda y Zelda que interpretan Lucy Davis y Miranda Otto).

Por supuesto, ya en el primer episodio aparecen las amenazas (Michelle Gomez encarna a una malvada de temer), los conjuros de las brujas rivales, los espíritus del bosque, las apariciones diabólicas, los murciélagos, los gatos negros (Salem tendrá una presencia fundamental en la trama) y las referencias al padre (que fue Sumo Sacerdote y luego excomulgado de la Academia de Artes Oscuras) en una apuesta que combina terror y comedia juvenil, que se permite jugar con múltiples referencias cinéfilas, pero también coquetea con el musical (Sabrina baila en una escalera) y tiene una clara impronta contemporánea (ella lidera la creación de un Club de Mujeres contra los abusos machistas). Más allá de su origen de historieta y de la serie anterior, El mundo oculto de Sabrina parece tener en la mira a la saga de Harry Potter, ya que tiene muchos elementos en común con la creación de J.K. Rowling.

"Es un personaje que me fascina: Sabrina es valiente, generosa, divertida, alegre. Sería mi amiga perfecta", dijo tras la proyección Kiernan Shipka, a quien varios recordarán como la Sally Draper de Mad Men. "Trabajar con Roberto Aguirre-Sacasa ha sido un placer. Cuando me reuní más de una hora con él solo hablamos tres minutos de la serie, porque ya me había vendido todo el proyecto. Los dos somos de Escorpio, nos fascina la Astrología, conectamos al instante. No sé qué café toma para generar tantas ideas, pero es un verdadero genio. Cuando llegué al set no conocía a nadie. Ahora llevamos ocho meses juntos rodando en Vancouver y somos como los amigos que comparten el dormitorio en el campus de una universidad", agregó.

La otra serie que el gigante del streaming presentó en Sitges es, también, una historia con muchos antecedentes (novela de Shirley Jackson y películas previas de 1963 y 1999). La maldición de Hill House, que estará disponible desde el próximo viernes, es una creación de Mike Flanagan, estrella del cine de terror tras Ausencia, Oculus, Somnia: Antes de despertar, Ouija: El origen del mal y El juego de Gerald (película de Netflix).

Carla Gugino, Michiel Huisman, Timothy Hutton, Elizabeth Reaser, Kate Siegel, Oliver Jackson-Cohen, Victoria Pedretti y Henry Thomas son algunos de los intérpretes de esta apuesta coral sobre el pasado y el presente de los integrantes de una familia ligados siempre a la casa del título, donde de pequeños los hermanos Crain vivieron experiencias por demás traumáticas que los siguen afectando (y enfrentando) en la adultez. El promisorio piloto describe precisamente las desventuras en aquel hogar embrujado y una actualidad que los tiene separados y distanciados en diferentes ciudades, pero siempre atentos a las consecuencias que la mentada casona (que en 2018 permanece vacía y tapiada) todavía puede generarles.

El otro momento multitudinario que tuvo Sitges fue la visita de El Rubius por partida doble: con un proyecto de realidad virtual y con la serie que está basada en un animé que este popular veinteañero había publicado en 2015. Entre gritos histéricos de cientos de adolescentes, uno de los mayores influencers del planeta presentó los tres primeros capítulos, que lo muestran -en versión animada, claro- luchando contra las fuerzas del villano Master Trollmask en un mundo virtual del que no puede salir. Dirigida por Alexis Barroso, la serie tiene en lo visual una clara reminiscencia japonesa, aunque con muchos chistes autoparódicos que los fans de El Rubius celebraron a cada instante.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.