Suscriptor digital

Skanska: la Cámara reabre toda la investigación

La decisión revitaliza así la primera gran causa de corrupción del kirchnerismo
La decisión revitaliza así la primera gran causa de corrupción del kirchnerismo Crédito: DYN/LUCIANO THIEBERGER
(0)
9 de octubre de 2018  

La Cámara Federal anuló ayer los sobreseimientos que habían favorecido a los primeros funcionarios investigados en el caso Skanska, una causa de corrupción que tiene más de diez años.

Lo hizo en respuesta a un planteo del fiscal federal Carlos Stornelli, que había solicitado que se declarara la "cosa juzgada írrita", con el argumento de que cuando se dictaron esos sobreseimientos la Justicia todavía consideraba nulas como pruebas las grabaciones internas de la empresa Skanska que daban cuenta del pago de coimas.

Ayer, la Sala I de la Cámara Federal, con una conformación íntegramente nueva (tres jueces nombrados durante este gobierno), anuló por "presentar un vicio grave en su fundamentación" los sobreseimientos que ese mismo tribunal, con otra conformación, había dictado en 2011.

El fallo que ayer anuló la Cámara había revocado 42 procesamientos. Entre ellos, los de los exfuncionarios kirchneristas Fulvio Madaro, Néstor Ulloa y Daniel Cameron. Fue un fallo que en aquel momento nadie impugnó.

La historia empezó a revertirse el 13 de abril de 2016, cuando la Sala IV de la Cámara Federal de Casación hizo lugar a un planteo de la Fiscalía Nacional de Investigaciones Administrativas y declaró la validez de las grabaciones como prueba. Esas grabaciones eran de conversaciones entre un auditor interno de Skanska y el gerente comercial de la empresa y son "un factor trascendente" que fortalece la hipótesis del pago de sobornos, dijo ayer la Cámara Federal.

Caso Skanska: la justicia validó una prueba clave

01:01
Video

Como consecuencia de ese fallo de la Casación, el fiscal Stornelli le pidió al nuevo juez de la causa, Sebastián Casanello, que declarara la "cosa juzgada írrita" de los viejos sobreseimientos. Casanello dispuso entonces "declarar procedente en lo pertinente" el planteo del fiscal y "elevarlo a consideración" de la Cámara, para que fuera ese tribunal el que resolviera. En aquella oportunidad, los entonces camaristas se negaron a resolver y le devolvieron el expediente al juez.

Ahora, los nuevos integrantes de la Sala I de la Cámara Federal, Leopoldo Bruglia, Mariano Llorens y Pablo Bertuzzi, dijeron que el viejo fallo de la Cámara tuvo un "grave defecto de fundamentación", que fue no haber tenido en cuenta las grabaciones. "Una sentencia que no considera entre sus fundamentos un elemento probatorio relevante para la solución del caso no puede ser considerada un acto jurisdiccional válido", afirmaron ayer los camaristas.

En paralelo, también por el caso Skanska, el juez Casanello procesó el año pasado al exministro de Planificación Federal Julio De Vido y al exsecretario de Obras Públicas José López, que no habían sido alcanzados por los sobreseimientos de 2011.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?