Suscriptor digital

Juegos Olímpicos de la Juventud: el lanzador de bala que es fanático de Juan Román Riquelme y otras historias

Nazareno Sasia llega a la final tras haber batido el récord sudamericano sub 18 dos veces
Nazareno Sasia llega a la final tras haber batido el récord sudamericano sub 18 dos veces Crédito: Twitter
Matías Baldo
(0)
12 de octubre de 2018  • 22:55

Nazareno Sasia dejó estupefacto a sus rivales en la prueba de lanzamiento de bala. El argentino quebró dos veces su propio récord sudamericano sub 18, estableció una marca final de 21.94 metros y aventajó por 72 centímetros al segundo. Concluida su participación, fue entrevistado por TyC Sports e inmortalizó una dedicatoria muy especial: "Le mando un saludo a mi abuela y a Juan Román Riquelme". Fanático de Boca y de su

máximo ídolo, el lunes completará su participación y, salvo una catástrofe, se quedará con el oro. Sasia también podría haber participado del lanzamiento de disco, pero cada atleta solo puede participar de una disciplina. Durante un calentamiento, Sasia tomó un disco y lo arrojó más allá de los sesenta metros para el asombro de Connor Bell, el líder de la prueba de disco, quien se acercó y le preguntó si él participaría de la prueba. Ante la negativa, Bell respiró.

Gemelos españoles, historia británica

Los gemelos Joaquín y Javier Bello nacieron en Madrid hace 18 años pero representan a Gran Bretaña en los Juegos Olímpicos de Buenos Aires. Empezaron a jugar a los seis años y debieron mudarse a Londres en 2010 por compromisos laborales de su mamá. Luis, su papá y ex jugador profesional, es su entrenador. Los hermanos Bello están haciendo historia: desde la inclusión del Beach Volley en Atlanta 1996, solo tres duplas habían representado al equipo británico en una cita olímpica y ninguna había conseguido una victoria. Los hermanos Bello aterrizaron en Buenos Aires, triunfaron en sus tres presentaciones y el domingo disputarán los octavos de final.

La atleta que corrió descalza

Hlatshwako corrió descalza
Hlatshwako corrió descalza

Khanyisile Hlatshwako es una de las tres integrantes de la delegación de eSwatini, nombre que el Rey Mswati III eligió para reemplazar Suazilandia, su denominación colonial. La joven de 17 años compitió ayer en los 1500 metros y finalizó octava en su serie con un tiempo de 5m12s56/100, una marca no le alcanzó para clasificar a la final. Pese a su decepción, Hlatshwako atrapó al mundo porque decidió correr descalza y recordó la proeza del etíope Abebe Bikila en los Juegos Olímpicos de Roma 1960 aunque con resultado dispar: en la capital italiana, Bikila se consagró campeón olímpico.

Érase una vez una amenaza australiana

Australia, potencia del hockey, había llegado a Buenos Aires como la principal amenaza a la candidatura natural de los Leoncitos y de Las Leoncitas que dirige Carlos Retegui. Pero su viernes fue fatal: el conjunto masculino quedó eliminado frente a Zambia y el combinado femenino cayó eliminado por penales ante Sudáfrica, próximo rival de las anfitrionas. Sin las australianas, la Argentina se erige como la máxima candidata en ambos sexos.

El Dream Team 3x3

El combinado femenino de básquet 3x3 de los Estados Unidos es un verdadero Dream Team: ayer vapuleó Egipto y a Ucrania para consolidarse en la cima de su grupo. Después de la eliminación del equipo masculino, las chicas son las máximas candidatas en el camino hacia el oro. Las integrantes del cuarteto son los mejores prospectos del básquet norteamericano. Samantha Brunelle es la número uno de la clase 2019 y la capitana del sub 17 y Paige Bueckers lidera el ranking de la generación 2020. Ambas, junto a Aliyah Boston (3º - 2019) integraron el plantel que se consagró en el FIBA Américas U16 del año pasado en la Argentina. Hailey van Lith, MVP del clasificatorio estadounidense para Buenos Aires, completa el podio de la clase 2020.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?