Suscriptor digital

Huawei Mate 20 Pro: así es el smartphone capaz de cargar a otros teléfonos

El Huawei Mate 20 Pro tiene una pantalla de 6,4 pulgadas y triple cámara trasera
El Huawei Mate 20 Pro tiene una pantalla de 6,4 pulgadas y triple cámara trasera
Ricardo Sametband
(0)
16 de octubre de 2018  • 12:26

Huawei presentó hoy su nuevo duo de smartphones, los Mate 20 y Mate 20 Pro. El Mate 20 Pro tiene dos distintivos notables: el primero, una triple cámara trasera, como el HuaweiP20 Pro que anunció a principios de este año, combinando una lente normal con un sensor de 40 megapixeles (y apertura f/1.8, para no perder definición al hacer un recorte, y tener mejor sensibilidad con poca luz), otra gran angular de 20 megapixeles (f/2.2), y una tercera lente de 8 megapixeles y 3 aumentos (f/2.4), con estabilización óptica, dispuestos en una grilla que forma un cuadrado con el flash. No es el único equipo en el mercado: además del P20 Pro, el Oppo Find X tiene tres cámaras traseras, lo mismo que el LG V40 ThinQ; Samsung hasta tiene un modelo con cuatro cámaras, el flamante Galaxy A9. Pero Huawei puede presumir de la calidad de sus imágenes, que en el P20 Pro resultaron notables, sobre todo en condiciones de poca luz.

Y aplica, ahora, algoritmos y hardware especializado para analizar las fotos y videos y aplicar filtros que, por ejemplo, ponen todo el fondo de una escena en blanco y negro y dejan al protagonista en color. También suma un modo macro (permite tomar fotos a 2,5 cm del objeto a fotografiar) y promete incorporar a la cámara una suerte de identificador de alimentos para informar las calorías ingeridas; también, como los últimos equipos de Motorola, ofrece información sobre monumentos y otros lugares públicos que estamos fotografiando.

Darle energía a los demás

El segundo punto que distingue al Huawei Mate 20 Pro es que puede cargar a otros dispositivos en forma inalámbrica con su descomunal batería de 4200 mAh, sólo por contacto (la compañía lo llama inducción reversa): en las filtraciones previas al anuncio se habían visto unos auriculares inalámbricos que podían recargarse así, apoyándolos sobre el teléfono; durante la presentación, Huawei usó a un iPhone de ejemplo.

Si se apoya un Huawei Mate 20 Pro contra otro teléfono que tenga carga por inducción, es posible activar una función que permite transferirle energía de su batería de 4200 mAh
Si se apoya un Huawei Mate 20 Pro contra otro teléfono que tenga carga por inducción, es posible activar una función que permite transferirle energía de su batería de 4200 mAh

Por supuesto, el dispositivo a recargar tiene que tener la carga inalámbrica habilitada, pero la mayoría de los smartphones de alta gama de los últimos años incorpora esta tecnología. No es un sistema muy eficiente (y es lento), pero sirve para darle un empujón extra de energía al smartphone de un amigo, o simplemente para maravillarse con las posibilidades de la tecnología.

El Mate 20 Pro integra un sistema trasero triple, con un sensor de 40 megapixeles y lente normal, otro gran angular, y un zoom óptico de tres aumentos
El Mate 20 Pro integra un sistema trasero triple, con un sensor de 40 megapixeles y lente normal, otro gran angular, y un zoom óptico de tres aumentos

El Huawei Mate 20 Pro tiene, también, un sensor de huellas digitales integrado a la pantalla frontal (el Mate 20 normal tiene un sensor trasero) y usa también un sistema de identificación biométrica por reconocimiento de rostro, como definió el iPhone X y han agregado otras compañías, usando una cámara infrarroja frontal para generar un perfil tridimensional del usuario. Esta tecnología sirve, también para crear modelos 3D de un objeto cualquiera que tengamos a mano, y que se puede transformar en avatar animado, enviar como GIF en un chat, etcétera. No es un animoji, como ofrece el iPhone (aunque hay de eso también), ni la versión de Samsung (más limitada): es un cuerpo tridimensional virtual entero que se puede crear a partir de un objeto real.

El teléfono tiene una pantalla OLED de 6,4 pulgadas (3120 x 1440 pixeles, con notch y soporte para contenido con HDR), 6 u 8 GB de RAM, un chip Kirin 980 diseñado por Huawei, 128 o 256 GB de almacenamiento (expandible con una tarjeta Nano Memory, un formato nuevo del tamaño de una nanoSIM creado por Huawei) y protección contra agua y polvo (con certificación IP68; la compañía incluso vende una funda para hacerlo sumergible).

El equipo corre Android 9, tiene carga rápida por USB-C, no cuenta con conector de audio analógico, usa un vidrio texturado en la parte trasera para facilitar el agarre, y trae una nueva versión de su software que permite usarlo como una computadora de escritorio, al estilo de Samsung con DeX; hasta ahora sólo requería un cable, pero ahora ni siquiera eso, ya que puede usar Miracast, un estándar de Intel para vincularse a un monitor compatible vía Wi-Fi.

El Huawei Mate 20 Pro se suma a la propuesta de otros fabricantes e incluye un sensor de huellas digitales integrado a la pantalla
El Huawei Mate 20 Pro se suma a la propuesta de otros fabricantes e incluye un sensor de huellas digitales integrado a la pantalla

El Huawei Mate 20 cambia la pantalla OLED por un panel IPS de menor resolución (FullHD+), tiene el mismo procesador pero menos RAM (4 GB), mantiene la triple cámara trasera pero con una resolución más modesta (12 megapixeles la lente normal, gran angular de 20 megapixeles, zoom de 8 megapixeles), algo menos de batería (4000 mAh) y sensor de huellas digitales trasero, en vez de estar integrado a la pantalla. Tampoco tiene el sistema de reconocimiento de rostro, lo que le permite una pantalla completa, con la clásica muesca en forma de gota para la cámara frontal.

La compañía no venderá estos teléfonos en Estados Unidos, pero sí en Europa: 1049 euros para el Mate 20 Pro, y 799 euros para el Mate 20 normal. Se desconoce su llegada oficial a la Argentina.

La versión gigante, y el reloj

La compañía presentó también una versión gigante, con una pantalla de 7,2 pulgadas (en rigor, una tableta con conectividad celular), el Mate 20X.

Y un reloj , el Huawei Watch GT, con pantalla circular y un sistema operativo propio; el hardware le permite una autonomía de 2 semanas. según la compañía. Si mantiene la pantalla siempre encendida (al estilo del Galaxy Watch) la autonomía baja a un día, mientras mide en forma permanente pulsaciones, movimiento y demás.

El Huawei Watch GT no usa Wear OS, sino un sistema operativo creado por Huawei
El Huawei Watch GT no usa Wear OS, sino un sistema operativo creado por Huawei

La pantalla es de 1,39 pulgadas, la caja es de acero inoxidable, tiene GPS propio y doble procesador, con un núcleo para tareas más intensivas -interactuar con las notificaciones del teléfono, por ejemplo- y otra de bajo consumo para cuando funciona sólo como reloj.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?