Suscriptor digital

Nuevo paro y otro récord en escuelas bonaerenses: habrá 26 días sin clases

Los docentes comenzarán mañana una huelga por 48 horas; no hay antecedentes
Los docentes comenzarán mañana una huelga por 48 horas; no hay antecedentes Crédito: SUTEBA
María José Lucesole
(0)
17 de octubre de 2018  

LA PLATA.- El Frente de Unidad Docente Bonaerense convocó a un nuevo paro por 48 horas , para mañana y pasado mañana. El frente sindical ampliará, así, un triste récord: 26 días de clases perdidos en un ciclo lectivo.

Se trata de un registro sin antecedentes en lo que va de este siglo. A nivel nacional se recuerda la prolongada huelga de 45 días de la Ctera entre marzo y mayo de 1988, durante el gobierno de Raúl Alfonsín .

El plan de lucha anunciado ayer por los gremios docentes , luego de que la semana pasada se frustrara una nueva negociación salarial, incluye una movilización que se hará mañana a la Casa de Gobierno, junto a médicos, judiciales y estatales de la provincia.

Los sindicatos atribuyen la medida de fuerza a la ausencia de voluntad de negociación por parte del gobierno de María Eugenia Vidal . "No estamos dispuestos a firmar una paritaria a la baja. Aceptar eso sería convivir con miles de docentes en situación de miseria", dijo la secretaria general de la Federación de Educadores Bonaerenses (FEB), Mirta Petrocini, al considerar insuficiente la última oferta salarial.

En la última reunión paritaria, el jueves pasado, el gobierno bonaerense mejoró sustancialmente la oferta al Frente de Unidad Docente y propuso un alza del 30% a noviembre, más un plus por material didáctico, lo que daría una suba anual de bolsillo del 31,7 por ciento. Ofreció, además, volver a negociar en diciembre.

Los gremios rechazaron la oferta y realizaron una contrapropuesta: exigieron esa suba al mes de septiembre, más una cláusula gatillo. La diferencia implicaría un desembolso de $1000 millones para la provincia. "Esto marca claramente la intención política de hacer una acción mediática que no tiene ninguna lógica de discusión ni de negociación", dijo el ministro de Trabajo, Marcelo Villegas .

Ofertas sucesivas

La nueva oferta del 31,7% incorpora los aumentos a cuenta que ya fueron depositados a lo largo del año: 5% en enero, 3% en marzo, 2% en mayo, 3% en junio, 2% en julio y 4% en agosto, lo que suma un 19%, a lo que se debe añadir un 1,7% por materiales didácticos.

Los gremios consideran que tomar la suba del 11% que supone el último tramo es aceptar un acuerdo a la baja del bolsillo de los maestros.

"No nos ofrecieron el 31,7 por ciento. Nos propusieron el 30% y vernos en diciembre. No nos cierra", dijo Roberto Baradel , secretario general del Sindicato Unificado de Trabajadores de la Educación de Buenos Aires (Suteba), uno de los sindicalistas presentes en la reunión. "Queremos que se determine un mecanismo de actualización a partir de noviembre", dijo Petrocini.

El gobierno de Vidal informó que pagará por decreto, a cuenta de un posible acuerdo en paritaria, la suma que los docentes rechazaron.

La puja volvió a tensarse y, una vez más, los perjudicados son los 4, 5 millones de alumnos. En particular, los que asisten a los 12.000 establecimientos públicos, donde se siente con más fuerza cada vez que hay un paro.

De acuerdo con los registros oficiales, nunca antes desde el año 2000 se perdieron tantos días de clases en las aulas de esta provincia. Hasta la semana pasada se contabilizaban 24 días perdidos en este territorio, con la suma de los paros nacionales más los paros provinciales y las medias jornadas de suspensión de tareas sorpresivas.

En 2014 se perdieron 20 días de clases en el territorio bonaerense. Antes se habían perdido 19 jornadas en 2013, 17 en 2012 y otros 17 en 2013. Estos casos se registraron durante la gobernación de Daniel Scioli .

Vidal aún no definió cómo recuperará los contenidos perdidos pese a que evalúa extender el ciclo a fin de año. En 2017 adoptó una resolución similar ante la pérdida de 17 jornadas de clases. Pero finalmente dejó la resolución sin efecto.

Aval a movimientos sociales

El equipo de curas villeros, con el obispo Gustavo Carrara a la cabeza, expresó su respaldo a los movimientos sociales, por sus aportes al bien común y a la paz social, y destacó "su compromiso por una patria de todos". La Iglesia estimó conveniente transmitir un reconocimiento público "porque a veces se escuchan distintas voces que los descalifican". Recordó, además, que "con distintas acciones, los movimientos sociales han contribuido a que salga la ley de emergencia social, proceso muy valioso porque ha logrado visibilizar al pueblo pobre trabajador". Rescató especialmente su presencia "donde la mano invisible del mercado, con su teoría del derrame, nunca termina llegando".

Los principales temas del día

Principales noticias del día - 17 de octubre

03:08
Video

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?