Suscriptor digital

La entrevista completa a Elisa Carrió en LN+: su candidatura "a nada", el "engaño" a Patricia Bullrich y el dardo contra Jorge Brito

Entrevista Completa a Elisa Carrió en LN+

41:28
Video
José Del Rio
(0)
17 de octubre de 2018  • 12:18

En el momento más tenso de su vínculo con Mauricio Macri , la líder de la CC, Elisa Carrió , ratificó su apoyo a la eventual reelección del Presidente. En una entrevista con el programa Mesa Chica, que se emite por LN+, dijo que hay que "dejar pasar el tiempo" para un encuentro con Macri y brindó detalles de por qué decidió embestir contra el ministro de Justicia, Germán Garavano .

"No voy a romper Cambiemos", afirmó Carrió tras presentar el pedido de juicio político a Garavano.

La diputada nacional de la coalición oficialista sostuvo que "no hay una disputa política" detrás de su reclamo para que Macri corra al ministro y remarcó que no quiere postularse a presidente en 2019. "No quiero ser candidata a nada", señaló.

Además, tendió un manto de sospecha sobre los operativos contra el narcotráfico que encabeza la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich . "Creo que sectores de la fuerza la están engañando: le ponen droga para que ella la encuentre, pero el negocio sigue", lanzó.

Por último, cuestionó con dureza al jefe del Frente Renovador, Sergio Massa, a quien vinculó con "el robo" del kirchnerismo y el banquero Jorge Brito. "No le cree nadie. Era secretario de Ducler, jefe de gabinete de Cristina ¡Robaron juntos todos! Brito le financió la campaña.", aseguró. Y reveló que está detrás de una investigación que salpica dueño del Banco Macro.

-Lilita, ¿qué sentiste finalmente esta tarde al ingresar el pedido de juicio político?

-Tranquilidad de conciencia.

Fuente: LA NACION - Crédito: Leo Vaca

-¿Qué pasa el día después?

-Nada. Habría que hacer análisis político, lo que yo enseñaba en la universidad, y explicar por qué Lilita hizo lo que hizo. ¿Qué gana? Nada. Porque ella tiene una excelente relación con el presidente de la república; él también la quiere a ella. ¿Tiene alguna disputa política, como diría Van der Kooy? No, porque la verdad es que yo no quiero ser candidata a nada.

-¿No le interesa ser candidata a presidenta?

A nada. Ni a presidenta ni a nada. Por eso toda la Coalición Cívica está alineada en esto, porque la cuestión de los principios responde a una escuela filosófica y política de comportamiento. Una escuela es el pragmatismo absoluto, que dice que hay que hacer lo conveniente, aunque sea inmoral. Ahí lo tenés al Príncipe, de Maquiavelo. Y otros que dicen que hay que hacer lo correcto: el budismo, el cristianismo, el judaísmo con los mandamientos. Y hacer lo conveniente aun cuando pueda producir un daño circunstancial. A lo largo del tiempo, hacer lo correcto es lo que termina haciendo correcto el conjunto de la situación. Si obrás correctamente en tu casa, vas a tener una buena familia.

-Esa frase también la utilizaba Juan José Aranguren, una frase que lo hizo célebre en Shell cuando denunció a Moreno. Ahora él está afuera del Gobierno.

-A mí no me pueden sacar del Gobierno porque estoy por elección popular en la banca.

-¿Quisieron sacarla del Gobierno?

-No. Al contrario. Mire: ahora el presidente tiene que dedicarse a tratar el Presupuesto y preparar el G-20, y lo está haciendo. Nosotros hemos hecho una disidencia histórica. ¿Qué es eso? No importa que no prospere, no es que el radicalismo no firmó. Yo no quise comprometer al radicalismo ni a gente del Pro. Yo quise mostrar que esta ha sido nuestra bandera, y de esto no vamos a ser cómplices. Con esto, basta. La decisión de sacar a Garavano ahora es del Presidente.

Fuente: LA NACION - Crédito: Leo Vaca

-El Presidente lo respaldó. ¿Qué piensa de eso?

-Yo sé muy bien qué es lo que piensa el Presidente.

-¿Y qué piensa el Presidente?

-Además, a ver. alguien habrá entendido que yo discutí la autoridad. No, yo ejercí la potestad de pedir el juicio político. Por eso la disidencia histórica. yo no le hablo a Garavano desde hace 2 años. Nadie lo sabe.

-¿Por qué no?

-Porque estuvo interfiriendo en la Justicia en el caso de encubrimiento de la AMIA de manera directa y amenazante sobre la abogada querellante, sobre [Mario] Cimadevilla. Yo cuento solo el 10% de un universo de 100.

-¿Cuál es el 90% restante?

-No puedo. No puedo porque ahí sí. yo estoy en la Comisión Interamericana porque Garavano intervino en la investigación del encubrimiento. Esto lo sabía el Presidente nada más, y nadie lo tomó en serio. Cuando designó a María del Carmen Falbo, a quien yo le pedía la indagatoria porque ella es la segunda de Aníbal Fernández , y siguió el crimen del Unicenter, y a eso le sumamos una denuncia por encubrimiento del Triple Crimen (de General Rodríguez) junto con Aníbal, y está probado, ¡y es asesora del ministro!

-¿Por qué lo sostiene el Presidente?

-Bueno, lo que yo quiero es distender. Que la sociedad entienda que yo no voy a romper Cambiemos, pero tampoco puedo romper mi conciencia. Yo no les enseñé eso a los miembros de la Coalición Cívica ni la gente me votó para que mienta.

Yo sé, además, que hay periodistas que han sido pagados mucho tiempo por el expresidente de la Corte, que yo entiendo que tengan discrepancias, porque -claramente- el sistema de Bourdin era de dinero para también hablar bien de Lorenzetti. Ahora, lo que no se puede decir es que estas son cuitas que se cuidan entre familia, porque el encubrimiento de un atentado a la comunidad judía en la Argentina es una cuestión familiar, lamentablemente entonces estamos en dos universos distintos.

Si es una cuestión familiar, que se resuelve en la intimidad, que la tengan a Falbo de asesora mientras [la diputada de la CC] Paula Oliveto Lago y yo estamos con custodia por Aníbal Fernández , entonces estamos hablando de otra cosa.

Y la tercera causal estaba fundada en estos dichos. Los dichos fueron el límite. Yo una semana antes sabía cómo salía la sentencia de Riggi.

-¿Por qué lo sabía?

-Porque se sabía en Tribunales.

-¿Por qué fue así?

-Porque hay un acuerdo.

-¿Para qué?

-Hay una línea desde el PJ oficial, siguiendo por Pichetto, para lograr la impunidad de Menem. Tuvimos la causa de sobresueldos, si no, venía con largo tiempo.

Fuente: LA NACION - Crédito: Leo Vaca

-¿El acuerdo es entre quiénes?

-Entre sectores del PJ y sectores de Cambiemos que quieren limpiar esto y postergar lo más posible el tema de Cristina, y el otro tema es el empresarial. Por eso vino Corach a la Argentina y espero que eso no condicione a Bonadio. Yo lo respeto mucho a Corach, pero déjeme recordarle que cuando yo acusé a Oyarbide, logramos la acusación por unanimidad en 1997. Yo soy la acusadora en el Senado y el 11 de septiembre de 2001, el senador Corach, él mismo, logró la impunidad de Oyarbide. ¿Saben por qué? Porque esa era la caja de la Policía Federal, que recibía el comisario. ¡se imaginan, estoy hablando de hace 20 años! Pero un comisario que era intocable, y yo sé de esa relación porque para Pichetto era intocable en la Cámara de Diputados.

-¿Qué gana Cambiemos con este acuerdo?

-No sé, la conveniencia. pero que la hay, la hay. Muchos de Cambiemos nos sentimos usados.

-¿Quién más? La Coalición.

-Hay muchos dirigentes, queribles, adorables, que nos sentimos usados.

-¿Usados por quién?

-Y usados. digo, yo no quiero que las mafias del fútbol gobiernen esta Nación. El que vota es Mahiques, que es el peor voto de todos. Mahiques es el Gobierno; el hijo de Mahiques es nuestro representante en el Consejo de la Magistratura. Por eso yo confío en que el Presidente va a recapacitar. Lo cierto es que este no es el momento, porque parecería que yo le ganaba una disputa. Mire, yo no podía dormir cuando no le podía decir la verdad a la sociedad.

-¿Eso le pasó cuándo?

-Fue mi peor año en términos de vida personal, vida política y de salud.

-¿Los últimos 12 meses?

-Sí.

-¿Más aún que en el kirchnerismo?

-Sí.

-¿Por esto de Garavano? ¿O por qué más, Lilita?

-No, son cosas personales, familiares, de salud. son, bueno, vos sabés la situación familiar por las que he pasado. No sé cómo estoy caminando, no tengo tiempo ni para hacer los duelos personales que debo hacer. Quiero una pastilla para poder llorar. A mí me causa mucho dolor el tema del hambre, por ejemplo. Me revuelve la conciencia. Gracias a Dios sacamos la ley de "Banco de Alimentos" y yo pido a todos los empresarios que donen y se armen los bancos de alimentos. Un dirigente del Banco de Alimentos me dijo una vez: "Sabés, Lilita, a la política no le interesa el hambre". Y yo le di la razón. ¿Un año para una ley como estas, para que las empresas donen y los argentinos coman? Tenemos 1.500.000 personas con hambre. Esto forma parte del compromiso del Presidente, así como la salida de la ley de urbanización de villas. Todas son victorias en estas semanas, pero por esta cuestión también yo dije que iba a suspender la presentación del juicio a Garavano para que el Presidente pudiera hacer un anuncio importante en tema de vivienda, los créditos UVA. Lo que pasa es que algunos empezaron a decir "capitulación" y pavadas de ese estilo. Los que me conocen a mí saben que cuando digo una cosa no lo digo impensadamente. Puedo decirla mal y yo pido disculpas, porque soy directa. No tengo filtro, pido disculpas.

-¿Habló con el presidente de la Nación después de la catarata de tuits?

-No. Yo creo que lo mejor es dejar pasar el tiempo, con los temas graves del país. Hay tiempo para hablarlo. La pelota ya no está del lado nuestro. No está sujeta a negociación.

-¿De qué lado está la pelota?

-Del lado de Macri.

-¿Y no cree que se puede cansar? Usted tiene un sector de la sociedad que la respalda, y mucho, y otro que se pregunta qué le pasa.

-El Presidente se puede cansar y me puede echar, si quiere. Yo no tengo problema en irme. Ahora, voy a seguir peleando por la verdad y la Justicia toda la vida.

Fuente: LA NACION - Crédito: Leo Vaca

-¿Qué pasa con Moyano, la CIA? ¿Está nervioso, como diría el ex presidente Kirchner?

-La verdad que no lo entiendo. Yo no me estoy ocupando en este momento de Moyano. La verdad que tampoco sé, ni pertenezco a la CIA. Tuve muchas relaciones en los Estados Unidos, ni con la CIA, ni con la DEA. Eso se lo puedo asegurar. Solo con el Departamento de.

-¿Le sorprende que vaya por ese lado?

-Es como si el Gordo Valor dijera que lo está buscando toda la Interpol del mundo. Ni Moyano cree que es lo que es. No sé cuál es la causa a la que se refiere. Sé que es un criminal, que es un multimillonario, que maneja la basura, sé que tiene el CEAMSE, sé que tiene relaciones con sectores del Gobierno o lo ha tenido.

-¿Con qué sectores?

-Con Franco Macri, con Nicky Caputo.

-¿Y eso se rompió en algún momento?

-No lo sé. Mire, yo estoy ahora con el tema de la Hidrovía, que es un tema enormemente complejo, y en Puertos, y con Narcotráfico, concesiones. Ustedes no saben lo que es. Estamos con el jefe de Aduana, con Leandro Cuccioli [titular de la AFIP], que quiero ratificarlo porque me parece excelente porque ha tomado las mejores decisiones al ponerlo a [Jaime] Mecikovsky en lavado.

-¿Pero se enojó al comienzo con la salida de tres funcionarios?

-No. Ese chico es un gran valor para la Argentina. Estuvimos ahí, a lo mejor el error fue que estuvimos con otros funcionarios que filtraron algunas cosas. Pero todo quedó bárbaro, la verdad que estoy contentísima, y él también.

-Cuando se ven algunas encuestas que le dan a Cristina Kirchner un 30% de aceptación o más, ¿qué siente?

-La verdad que nunca miré encuestas en estos 25 años, y las encuestas mienten un año antes. No hay encuestas presidenciales un año antes. ¿Quién pagó la encuesta que pone candidatos a presidentes dentro del PRO?

-¿Quién la pagó?

-No sé, pero alguien está haciendo ruido, y no pertenece a la Coalición. Porque el candidato a Presidente es Macri.

-Acá en LN+ Carlos Pagni mostro algunas encuestas que dan a ciertos ministros con alto perfil, con buen resultado. Por ejemplo, Rogelio Frigerio. ¿Se refiere a esa encuesta?

-No sé cuál. Veo por los diarios que se hacen encuestas, pero claro, Rogelio quiere ser presidente.

-¿Quiere y puede? ¿Debe ser presidente?

-Con el peronismo puede.

-¿Y con Cambiemos?

-No lo sé.

-¿Quién es el mejor candidato de Cambiemos para 2019?

-Macri.

-¿Por qué?

-Porque ha tomado decisiones muy profundas, porque los va a tomar. Yo perdí la confianza en este tema. Hay cierto machismo escondido en este tema, que cree que las mujeres somos menos inteligentes que los hombres. Además, no digo que soy inteligente, pero sí perceptiva. No me gustan los dobles juegos. Yo le dije al presidente que debía elegir este juego o el otro. En el acuerdo, él eligió este juego, pero luego me juega doble.

Fuente: LA NACION - Crédito: Leo Vaca

-¿Por ejemplo, con Angelici?

-Por ejemplo.

-¿Cuál es el análisis que hace de Angelici hoy?

-Que va a gobernar las mafias del fútbol en la Argentina si acaso gana, o las va a gobernar el otro que es yerno de Moyano. Están todos en el negocio del CEAMSE.

-¿Qué esconde el fútbol?

-Los basurales siguen iguales y el depósito fiscal del Mercado Central sigue en manos de un testaferro de Angelici.

-Angelici habló de usted

-Yo he leído todos los expedientes de narcotráfico, la mayoría de los que hay en la Nación. Usted sabe que en todos los delitos, y lo hemos entregado en su momento a Julio Comte Grande, en todos los delitos de violencia, piratas del asfalto, y narcotráfico, están las barras de fútbol de los clubes. Así como Angelici es amigo de Macri, es amigo de Di Zeo. Yo les pregunto a los argentinos si acaso quiere un país gobernado por los Moyano o por las mafias del fútbol, donde hay señores de bien. Ahí se está jugando el poder en la Argentina. Eso es antirrepublicano, y en mí van a tener una enemiga declarada.

-¿Tiene miedo, Lilita?

-Yo no. Yo le tengo temor a Dios, y en estos meses que pasaron le estaba temiendo más porque sabía que estaba protegiendo en demasía al presidente y tapando cosas porque lo quería mucho. Tenía un gran cargo de conciencia. Yo no sé si la Nación me entiende, pero hay cosas que no puedo tolerar. Yo, esconderles a ustedes, no puedo. Soy representante del pueblo de la Nación y tengo el deber de decirles la verdad, la verdad posible de admitir, porque hay verdades que si yo las digo, me internan en el Moyano. Pero hay límites y el límite llegó. Para mí, la conciencia existe, y para toda la Coalición Cívica, también.

-¿Para Cambiemos no?

-Para muchos hombres y mujeres de la nación, la conciencia no existe. Quieren tal mina, tal guita. Para mí existe la conciencia, y por mi relación con Dios, yo prefiero morir por decir la verdad o perder los votos por decir la verdad a ser presidente mintiendo. ¿Está claro?

-Institucionalmente es grave lo que está diciendo.

-Estoy confesando la verdad. Y estamos todos muy tranquilos. A algunos se les baja la presión. Estoy viendo a Paula Oliveto muy amenazada. Ustedes saben que estamos en los puertos, no es fácil. Entraron a la casa de al lado, ya están con custodia. Ellos tienen hijos chiquitos. Voy a contarles una anécdota que me conmovió y me motivó a seguir por este camino: cuando salgo del Banco Nación de Resistencia, me saluda un policía y me dice "Saludos a Nacho", que es mi hijo más chico. Y cómo lo conoce, le pregunto. Me dijo que había sido custodio de mi familia en 1996 y 1997 cuando fue el caso Andentan (el polideportivo de Olivos). Él comía en el quincho con la Policía Federal entonces. Y ahora Nachito se recibió de abogado. Entonces, 25 años y callarme por. ¿vieron la cara de Garavano? No parece ni ministro.

-Se habla de aprietes, de barrabravas de Independiente, de la mafia del futbol. [en el caso de Pablo Moyano]

-Es así.

-¿Cuándo va a cambiar eso?

-Cuando en la política institucional no se consienta que se mezclen, que ganen elecciones, que estén en el Consejo de la Magistratura, elijan jueces, pongan ternas. ahora, esto es una decisión del Presidente. Este juez está amenazado, ¿y sabe cuántos más también? Hay muchos que deciden callar por la familia.

Crédito: Leo Vaca

-¿Qué significa?

-Claro, deciden callar y decir "yo me voy".

-Se abren.

-Claro. Caputo, Luis Toto Caputo, se sintió tan mal porque le afectaron a su mujer. Yo decidí divorciarme por el miedo que tenía no lo podía trasladar a toda la familia y ni siquiera a los hijos de mi ex marido, que para mí eran como hijos míos, pero a los cuales no podía transferirles este riesgo. Por eso me quedé sola.

-¿El precio en su vida es la soledad?

-Sí. Estoy llena de amigos y de hijos, y me quieren, pero no pude porque te amenazan la familia. Esto es lo que ha dicho Moyano, que amenaza.

-¿Por qué el poder sindical nunca cambia?

-Porque no los meten presos y porque son amigos de los empresarios. Porque arreglaron todo. Siempre arreglaron con los gordos en la UIA.

-¿La UIA?

-Porque son empresarios.

-Pero empresario no es el que arregla.

-Ellos son grandes empresarios. Y ojo porque Laura Sesma (concejal de Córdoba) está atacada por los grupos recolectores de basura, que además incluye el reparto de la droga.

-¿Usted dice que Moyano está involucrado en eso?

-No, digo todo lo que involucra. Porque la logística es central en la distribución de la droga. No son temas menores; el tema del CEAMSE es grande, y ahí está Tapia.

-¿La droga bajó o sigue aumentando?

-Bajó un poco porque hay una actitud distinta de la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich , porque creo que sectores de la fuerza la están engañando: le ponen droga para que ella la encuentre, pero el negocio sigue.

-¿Quién la engaña?

-Sectores de Prefectura, de Gendarmería. Ellos hacen el negocio, pero te entregan una parte porque te dicen que están luchando. Yo estuve en el Norte, con varias recorridas, y en ningún momento me paró un control. Ni uno solo.

Fuente: LA NACION - Crédito: Leo Vaca

-¿No cambió eso en la Argentina?

-Cambió, pero aún estamos en el camino, sobre todo en lo que es la hidrovía.

-¿Por qué hay tanta ingratitud o enojo de los funcionarios que se van?

-Se sienten usados. Hay un problema de ingratitud. Yo no puedo superar todavía que se haya ido Mario Quintana, porque era el que manejaba el Gobierno.

-¿Habló después de la partida?

-No, él está de retiro, pero quiero que baje del Monte Sinaí o donde quiera que esté, y que vuelva. Porque la verdad, tenés que hablar con los Granaderos a Caballo.

-¿Él era parte del esquema de contención a usted?

-A toda la Coalición Cívica, y a Mario Negri (UCR) más. Al único que le controlo la estética -a mí todos me dicen Gorda- es a Negri, la panza y todo, porque es un gran presidente de interbloque. Él se siente muchas veces que nos enteramos las cosas por los diarios.

-Mario Negri, aparte de Quintana.

-Con Mario Quintana aprendimos a hablar para que las decisiones sean aglutinadas. Pero lograron el objetivo de que este lugar ahora lo ocupen algunos amigos que tienen negocios.

-¿Amigos de Quintana?

-Amigos de Macri. Mire: las diferencias que yo tengo son claras, y las voy a seguir teniendo. -Son IECSA y Energía. Y le agradezco a Pepín (Fabián Rodríguez Simón), que es mi amigo, que él, la verdad, ha logrado que el directorio decida ser querellante en la causa que tengo abierta por vaciamiento de YPF desde el año 2006. No puede una diputada llevar y sostener una causa como el vaciamiento de YPF; no puede luchar una sola para demostrar que se estaban robando todo y Baratta era el síndico del Estado.

-¿Por qué la dejaban sola?

-Porque el Estado no se presentaba, si los que robaban eran Kirchner y Eskenazi. Ahora lo que logró Rodríguez Simón es que el directorio se presente como querellante. Porque hay que investigar este vaciamiento y ahí les van a salir Cristina y Néstor.

-¿Sabían ellos?

-Sí. No saben lo que es el acuerdo expropiatorio. Brufau y todos los españoles quedan inmunes de responsabilidad, y nosotros tenemos dos juicios, uno por US$4500 millones y otro casi por US$7000 millones. ¡Una locura! Tiene que ir preso Kicillof, ella y todos.

-Pero Kicillof da cátedra.

-Pero Kicillof firmó. Era un acuerdo sobre el precio. Brufau terminó siendo el CEO del año en España por sacarle el doble de precio a la empresa. ¿Se acuerdan lo que hicieron con Aerolíneas e Iberia, hasta que la vaciaron? Fue el mismo procedimiento con la participación de altos funcionarios y ejecutivos españoles y argentinos, hasta algunos con títulos nobiliarios.

-¿Cómo quién?

-No me voy a meter con el Reino de España.

-¿Qué pasa con Vidal en este escenario? ¿Se empieza a despegar?

-Nosotros trabajamos mucho. Yo la verdad es que la quiero mucho. Trabajamos codo a codo con María Eugenia, sobre todo en temas de corrupción. Yo le pido a la provincia de Buenos Aires que aproveche la oportunidad de tener la mejor gobernadora con pocos recursos y, sobre todo, sabiendo que es una provincia mafiosa que está tratando de cambiarla.

-¿Ha hablado con ella?

-Nosotros tenemos diálogo con todos. El otro día que estábamos en el evento de las Pymes (el jueves pasado, en el CCK) que decían que se armó lío, estábamos todos riéndonos. Yo estaba con el canciller, estaba con Sica, que se ríe cuando yo lo amenazo, porque yo soy representante de la gente.

-¿Por qué se ríe de las amenazas?

-Porque yo le digo que si me pone enfrente a uno de la UIA, lo mato. Quería ver pymes en primera fila. Vinieron industriales del Interior, y así estuvo. Yo también defiendo el Interior. Estaba Etchevehere, que lo conozco de toda la vida. Era un clima bueno adentro. Cuando yo dije lo de Garavano, que si lo ponía o lo sacaba, lo dije en broma. Si yo tengo que leer un discurso, me voy de la política, porque me aburro. Yo hago también entretenimiento.

Fuente: LA NACION - Crédito: Leo Vaca

-¿Qué le dice Vidal cuando sale a la cancha, y se mete en Twitter?

-Ni yo determino sus decisiones ni se mete en las mías. En el caso de la ministro (Stanley), de Paula, de la segunda diputada que fue conmigo, Polledo, con Lospenatto, me llevo muy bien. Yo la adoro a Lospenatto, aunque dijeran que estábamos enfrentadas por el aborto. Las mujeres sabemos respetarnos y no nos dejamos usar.

-¿Hay mucha cultura del descarte?

-Yo me llevo bien con todo el mundo. La única diferencia que tenemos, está hace dos años. Llegó momento de resolverla. Si se resuelve ahora o después, es cuestión del Presidente. Esa cuestión es la de la Justicia. Las tensiones se producen seis meses antes de elegir candidato a presidente. Yo no puedo hacer esta tensión en junio. A ver si algún periodista estudia ciencia política: la fase agonal es seis meses antes de una elección.

-¿Por eso el timing?

-Por eso. Si yo lo hago en elecciones, el Presidente puede perder. Si yo lo hago ahora, él puede recomponer y estar listos para ganar en octubre. El que no entienda política, que vaya a estudiar.

-¿El peor enemigo de Cambiemos es la economía?

-No. Son los analistas. Hacen un análisis disparatado del instante, sin contexto. Hay un microclima en Capital, y como ya no hay periodismo viendo la situación, lo que se saca se extrae, se extrae un párrafo, un título. En esa conferencia, yo hablé de pymes, y luego entretengo. Desde que estoy en la facultad tengo 500 a 600 alumnos en aulas. Blasco de la Moneda (un exiliado español) y yo somos famosos. Yo aprendí a ser una showman para que la gente ame el Derecho, la Constitución.

-¿Qué le dice a la gente que la ama?

-Que me siga amando, y yo los seguiré amando a todos.

-¿Y al que la odia?

-Yo no tengo ese sentimiento. Tengo muchas amigas. Yo estaba el otro día con una amiga, Martita, comiendo chipá -que es adictivo- en Corrientes y venía entonces Mariana Zuvic y decía "hay un lío en Buenos Aires" y yo le decía "Correte", que estamos viendo TNT y una película de investigación criminal, con la custodia. Gracias a la amistad, tengo seres queridos de hace 60 años. Tengo amigas, hoy, de hace 60 años. Eso es una bendición, tener los hijos, los hijos de la vida, los grandotes que tengo como este Diego Villanueva, mi vocero que con 50 años parece que todavía come huevo frito, como a los 7.

-¿Cómo vive el día a día con custodios?

Para mí son como mi familia. Vengo de una familia de provincia. Todo el que llega es como de la familia. Me cuidan en serio y yo no puedo jugarles en contra. Además, yo lo quiero mucho al Presidente, y estoy herida en el alma porque él no tiene derecho de hacerme esto.

-Marcos Peña, ¿qué es hoy?

-Excelente persona y talentosísimo.

-¿Nicolás Dujovne?

-Todos, todos. Me parecen excelentes.

-¿Sergio Massa?

-A ese ni lo conozco. Creo que es ese que cuando yo entraba a la Cámara salía corriendo, pensando que yo era un monstruo.

-¿Qué es Massa en la política argentina?

-Una masa. Como esas masas que no tienen forma. Yo lo veo así. Yo no veo nada, me parece una ameba. Pobre, perdón. No quise decir eso, pero lo siento.

Fuente: LA NACION - Crédito: Leo Vaca

-¿Quién es el principal competidor de Cambiemos?

-¿Ven que yo no puedo hablar? No tengo filtro. Perdón, Massa, pero siento que es una masa, es algo amorfo. No le cree nadie. Era secretario de Ducler, jefe de gabinete de Cristina, ¡robaron juntos todos! Brito [Jorge, banquero] le financió la campaña.

-¿Por qué no aparece Jorge Brito?

-Ya va a aparecer. La cuestión financiera. yo me estoy ocupando.

-¿Viene un anuncio por ese lado?

-No, no. ahora tenemos cumpleaños.

-¿Se desconecta?

-Sí, siempre, con TNT, con Hola TV, con Netflix, y con el fado portugués. Ahora estoy sevillana.

-¿Baila?

-No, pero hago que bailo porque Sevilla me inspira. pasa que la por la ruta no se puede andar a caballo, pero había pensado en una boutique itinerante. donde haya libros de filosofía, ropa que diseño. mucha gente quiere participar de eso. Y ahora estoy por ir a Capilla en caballo, con Caseros (sic). Caseros se compró un carro para ir conmigo al centro de Capilla.

-¿Qué va a hacer?

-No sé, algo vamos a hacer. Con Casero nunca se sabe.

-Van a vender un par de flanes..

-Pero lo voy a hacer fuera del G-20.

-¿Es parte de un proyecto real?

-Sí.

-¿Retirarse de la política?

-Y recorrer el mundo, recorrer a los argentinos.

Fuente: LA NACION - Crédito: Leo Vaca

-¿Qué le dice la gente común, la que no está casseteada?

-Muchos están muy decepcionados. También muchas veces me he sentido decepcionada pero vaya que le están poniendo el hombro. La clase media le está poniendo el hombro porque no quiere que vuelvan los otros. Y eso no lo valora suficientemente el Gobierno. Hay millones de argentinos haciendo un esfuerzo sideral para sostener esto, y eso se merece respeto, cariño. Le dije a [Juliana] Awada y lo hizo bien, le dije que tenía que recorrer unidades, hablar con la gente. Yo me voy a dedicar a salir de nuevo, pero una vez que me recupere de la salud porque estos golpazos han sido fuertes.

-La mayoría de los que la critican dicen que rompe siempre las coaliciones

-Cuando rompí UNEN me criticaron ferozmente. Pero armé la coalición ganadora de la república. Ahora, los periodistas se olvidan las barbaridades que dijeron cuando rompí UNEN y me fui con la carterita. Hay que volver a estudiar muchachos, los analistas no estudian semiótica. Yo estudié semiótica para entender lo que las cosas quieren decir. Me gustaría eso, porque le falta formación a la Argentina para entender los personajes de las personas. Uno tiene distintas actuaciones, no es lo mismo actuar de madre que de novia. Para retener a los hombres hay que festejarlos. Aunque lo veas horrible hay que decirles qué lindas piernas tienen, etcétera. Si no, se van con otras mujeres.

-¿Cómo le gustaría ser recordada en la política?

-Como Lilita.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?