Suscriptor digital

El drama del paro docente en Provincia: "Mi hijo Andrés va a quinto grado y no sabe ni leer"

Fuente: Archivo
El atraso en los planes de estudios es la principal inquietud ante otra medida, que empieza hoy y continúa mañana
María José Lucesole
(0)
18 de octubre de 2018  

LA PLATA.- Enzo, de siete años, alumno de primer grado de la Escuela Primaria Nº 67 de esta capital, esta semana solo tuvo dos días de clases: el martes y ayer. Ni hoy ni mañana asistirá al colegio, por un nuevo paro docente. Así, por la sucesión de medidas en lo que va del año, Enzo sumará 26 días sin tener clases.

Él es uno de los 4,5 millones de chicos que estudian en las 12.000 escuelas públicas y las 6000 privadas que se distribuyen a lo largo de la provincia de Buenos Aires . En los establecimientos trabajan unos 280.000 docentes en conflicto con el gobierno desde que se inició el ciclo lectivo. En ese contexto, este año se perdieron más días de clases que en los anteriores años escolares desde el comienzo del milenio.

El nuevo paro, que se extenderá por 48 horas, fue convocado por el frente sindical para rechazar la última oferta salarial del gobierno de María Eugenia Vidal : un aumento del 31,7% -en comparación con diciembre pasado a pagar en diciembre próximo- y una oferta para sentarse a renegociar a fin de año.

Los gremios docentes, en cambio, exigen que la suba se deposite este mes y que se actualicen, por una cláusula gatillo, los salarios según la inflación.

El gobierno de Vidal ya depositó un incremento salarial del 20,7% a cuenta del posible acuerdo. Y depositará los 11 puntos de aumento restante antes de diciembre, pese a que los gremios rechazaron la nueva oferta.

La madre de Enzo, Daniela Pérez, señala que la falta de continuidad pedagógica afecta su rendimiento en el aula. Y, también, su vínculo con la escuela. Generalmente, en primer grado no se suelen acatar los paros porque la discontinuidad afecta toda la experiencia de los alumnos en el aula. Recién ahora, a fin de año, Enzo está aprendiendo a escribir su nombre y las fechas en su cuaderno de primer grado.

"La falta de continuidad lo enoja. Pierde días y el ritmo de clases. Y después no quiere venir a la escuela porque ya no se acuerda de lo que están estudiando", dice Pérez, frente a la Escuela Nº 67 Enrique V. Galli, del barrio Los Porteños, de esta capital.

Lisandro, el hermano de Enzo, atraviesa la misma situación. Según cuenta su madre, empieza a estudiar las tablas de multiplicar y, por falta de continuidad de clases, se olvida y se dispersa. "Es fin de año y no sabe múltiplos de dos dígitos", se lamenta.

"Ya hubo demasiados paros. Pierden un día de clases por semana. Eso seguro", se queja la madre de Enzo y Lisandro. Sus hijos se levantan cada día a las 6.30 para llegar a las 8 al establecimiento, ubicado en la calle 144 entre 467 y 454.

Avisos

Muchas veces sus hijos se enteran de que no hay clases en el momento en que llegan a la escuela. Aun aquellos días en que se celebran actos los alumnos llegan al establecimiento y deben regresar a sus hogares sin poder actuar. De hecho, pasado mañana se suspendió el acto previsto por el Día de la Diversidad Cultural. Al menos esta semana los padres ya están avisados. Y no tendrán que llegar a la puerta del colegio con los hijos caracterizados y listos para actuar.

Pérez, que egresó de la misma escuela a la que asisten sus hijos y que tiene doble jornada, no recuerda otros años en los que se hayan registrado tantos días de paro como el actual. "Los perjudica muchísimo", se lamenta.

Como teme por el futuro de sus hijos, cuando hay paro lleva a sus hijos a su hogar y los pone a estudiar. Así, la rutina se cumple: Enzo repasa el abecedario y Lisandro, las tablas de multiplicar.

"Se desmejoró mucho la calidad de la educación pública", opina. Y agrega: "Cuando yo iba a la escuela no había tanta cantidad de paros". "Entiendo a los maestros. Sé que es justo su reclamo, pero a los chicos los perjudica mucho no tener clases", opina. "No creo que al gobierno le importe mucho si todos los chicos tienen las mismas posibilidades", sostiene, luego de dejar a sus dos hijos en la puerta de la escuela y volver a pie a su casa, que está ubicada detrás del country más exclusivo de esta capital.

Opiniones encontradas

A unos 20 kilómetros de Los Porteños, en la Escuela Secundaria Nº 22 del barrio San Carlos, estudian Valentín y Andrea. Cada día, su padre, Fabián Ramírez, los va a buscar en bicicleta. "Mañana [por hoy] no hay clases y se quedan en casa. Así, las cosas se tornan difíciles", dice Ramírez, que es empleado textil en una fábrica.

"Este año ya hubo más de 20 paros. Es peligroso que estén en la calle, porque es un barrio complicado. Entonces, cuando no hay clases no tienen otra que quedarse en casa", sostiene. "Yo veo que están estancados. Que no avanzan en el aprendizaje", se lamenta.

José Raúl Fredes cuida a sus sobrinos cuando no hay clases en la Escuela Nº 14 de El Dique, en Ensenada. Él está orgulloso del colegio porque hace poco ganaron una maratón de matemática y porque las maestras mantienen el edificio bien cuidado.

Sobre los paros tiene opiniones encontradas. "Por un lado, estoy a favor de la medida, porque los maestros tienen derecho a reclamar, porque la verdad la situación viene muy mala. Y por otro lado estoy en contra, porque se retrasan mucho la educación y el aprendizaje de los chicos", indica.

Cuando a alguna de sus hermanas o sus sobrinos los mandan a compensar asignaturas en las que no tuvieron un buen desempeño durante el año o los hacen repetir, él se pregunta: "¿A quién le echo la culpa? A nadie". En este ciclo lectivo, dice, sintió aún más los paros que en el pasado.

En el mismo barrio vive Romina Perdomo. Ella tiene cuatro hijos en la Escuela Primaria Nº 5, y uno en jardín. Mientras los chicos corren por la casa y la calle, cuenta que por los paros sus hijos se atrasan en el aprendizaje. "Les cuesta arrancar. El lunes no tuvieron clases por el feriado. Ayer [por anteayer] no pudieron ir porque se fueron al hospital a poner la vacuna. Hoy, como se levantaron con fiaca, les insistí que había que ir a la escuela. Y cuando fui a buscarlos al mediodía me dijeron que ya mañana y pasado no tienen clases", explica.

Su hijo más grande, Andrés, está en quinto grado. "Entre los paros que se registraron el año pasado y los de este año, Andrés no sabe ni leer", dice Perdomo.

Los testimonios se multiplican: los padres entienden el reclamo salarial de los maestros que dicen estar bajo la línea de la pobreza, pero ante 26 días de clases perdidos hay desazón por la falta de continuidad en las escuelas del territorio.

Las medidas que impidieron dictar clases

5/3 y 6/3

Paro de Ctera: se pidió la reapertura de la paritaria en rechazo del aumento del 15% propuesto

8/3

Paro de mujeres: en rechazo de la propuesta de suba del 15% en tres tramos, más $3000 de capacitación y $6000 de presentismo

5/4

Paro provincial: en rechazo del aumento semestral del 10% y un reconocimiento de presentismo de $3000 para 2018

25/4

Paro provincial: se exigieron la reapertura de la paritaria nacional y la aprobación de una nueva ley de financiamiento educativo, entre otros puntos

22/5

Paro provincial: en contra de los despidos en el Estado, los tarifazos, el techo en las paritarias y el acuerdo con el FMI, entre otros temas

23/5

Paro Ctera: se volvió a pedir la reapertura de las paritarias a 50 días de su cierre

14/6

Paro Ctera: los docentes se sumaron al paro de la CGT y la CTA, y pidieron discutir los salarios del sector

15/6

Paro provincial: a los reclamos salariales se sumó el repudio a la represión de docentes en Chubut y Corrientes

25/6

Paro CGT-CTA : se realizó un paro a partir del mediodía por la demora en el depósito de los sueldos por parte de la provincia

3/7

Paro Ctera: además del reclamo salarial, se pidió la resolución de los conflictos en Buenos Aires, la Capital, Chaco y Corrientes

6/7

Paro provincial: protesta por la muerte de una vicedirectora y un conserje durante la explosión en una escuela de Moreno

30/7 y 31/7

Paro Ctera: jornada provincial de protesta ante la represión de los trabajadores del Astillero Río Santiago

3/8

Paro provincial: en rechazo de la propuesta de aumento del 20,7% del gobierno provincial

21/8

Paro CTA provincial: en reclamo de justicia por los muertos en Moreno, la declaración de la emergencia edilicia provincial y el aumento salarial

28 al 30/8

Paro provincial: apertura de la paritaria nacional, mayor presupuesto educativo y mejores condiciones laborales, entre otros reclamos

12/9

Paro provincial: en reclamo de salarios dignos, seguridad en las escuelas, la apertura de paritarias y mayor presupuesto para educación

13/9

Paro Ctera: en reclamo de mejoras salariales y contra la "persecución" de docentes por parte del gobierno provincial

24/9 y 25/9

Paro CGT-CTA: en reclamo de salarios dignos, seguridad en las escuelas, la apertura de paritarias y mayor presupuesto para educación

8/10 y 9/10

Paro provincial: en reclamo de mejoras salariales y contra la "persecución" de docentes por parte del gobierno provincial

Informe: Rosario Marina

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?