Suscriptor digital

Amo y señor del clásico de Milán, Mauro Icardi viaja encendido a Barcelona

El festejo de Icardi, héroe de Inter en el clásico de MIlán
El festejo de Icardi, héroe de Inter en el clásico de MIlán Fuente: AFP
Cristian Grosso
(0)
22 de octubre de 2018  

Los goleadores son así y Barcelona debe estar advertido. Si el derby della Madonnina había encontrado una pirotécnica razón promocional, allí estaban Mauro Icardi y Gonzalo Higuaín , un duelo que olía a pólvora. Pero entre los dos apenas habían pateado una vez al arco en el minuto 92, cuando el clásico entre Inter y Milan se consumía en un olvidable empate sin gritos. Pero Icardi lo hizo de nuevo. Cuando se agotaba el tiempo añadido, aprovechó un centro del uruguayo Matías Vecino, desorientó al zaguero argentino Mateo Musacchio simulando que iba al primer palo para desprenderse de su marca, y cabeceó al gol ante una mala salida del arquero Gigio Donnarumma. Il Capitano, amo del clásico para delirio de los tifosi nerazurri. ¿Y para temor de los hinchas catalanes?

¿Por qué Icardi lo hizo de nuevo? Porque los últimos cinco goles de Inter en los tres derbys más reciente como local los convirtió., Icardi. Y porque hace exactamente un año, en el instante final del clásico, de penal, Icardi le regaló la victoria a su equipo por 3 a 2; antes, también había anotado los otros dos tantos. Indiscutiblemente, el clásico le sienta muy bien. "El Inter debe acostumbrarse a ganar, debemos continuar en este camino. Ganar un Derby sobre el final y con un gol mío es espectacular, no tengo voz, grité demasiado", analizó tras el juego, todavía en el estadio Giuseppe Meazza.

Parece la antesala perfecta para el próximo desafío que asumirá Icardi: este miércoles visitará a Barcelona por la tercera fecha de la Champions League. Comparten el primer lugar del Grupo B, con dos victorias cada uno, en la zona de la muerte que también integran el Tottenham de Pochettino y PSV Eindhoven. Inter está revitalizado: atrapó la séptima victoria consecutiva por todas las competiciones, y después de un flojo comienzo, el equipo de Luciano Spalletti ya trepó hasta la tercera posición, a seis del puntero Juventus. No habrá manera más estimulante de viajar a Barcelona y probarse con el conjunto de Ernesto Valverde.

"Después de esta victoria contra Milan, tal vez sea más fácil hacerle frente al Barcelona por la Champions. Sabemos del potencial que tenemos, somos un equipo fuerte y podemos jugar con cualquiera", advirtió el rosarino, de 25 años. Sin el lesionado Lionel Messi, el conjunto catalán debe asimilar la advertencia: Icardi está encendido, de los seis goles que suma en la temporada, dos abrieron el tanteador y los otros cuatro sirvieron para cerrarlo y ganar el partido. En 2011, Icardi se marchó de las divisiones juveniles de Barcelona y por primera vez pisará el Camp Nou. No puede llegar mejor.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?