Tarde para morir joven: un film fluido, elegante y seductor

Fuente: LA NACION
Diego Batlle
(0)
25 de octubre de 2018  

Tarde para morir joven (Chile-Argentina-Brasil-Holanda-Qatar/2018) Guion y dirección: Dominga Sotomayor. Elenco: Demián Hernández, Antar Machado, Magdalena Totoro, Matías Oviedo, Antonia Zegers y Alejandro Goic. Distribuidora: Cía de Cine . Duración: 110 minutos. Calificación: Apta para mayores de 13 años con reservas . Nuestra opinión: excelente

Ganadora del premio a la mejor dirección en el Festival de Locarno, la chilena Dominga Sotomayor ratifica y consolida en Tarde para morir joven el talento y la sensibilidad que había insinuado hace seis años en su ópera prima, De jueves a domingo. Si bien en el medio filmó Mar en la costa argentina, De jueves a domingo y Tarde para morir joven podrían analizarse como un díptico inspirado en experiencias autobiográficas.

En el caso de este tercer largometraje, está ambientado entre fines de 1989 y principios de 1990; es decir, las postrimerías de la dictadura de Augusto Pinochet: tiempos de cambios. En un ámbito rural en las afueras de Santiago, unas cuantas familias se plantean la posibilidad de vivir en comunidad, aunque las condiciones son bastante precarias y se perciben diferencias no menores entre los distintos integrantes. En ese contexto, los adolescentes atraviesan sus propias experiencias de iniciación y empiezan a sentir las contradicciones respecto de los adultos. La obra de Sotomayor prescinde de las tramas clásicas, de las construcciones dramáticas tradicionales, para apostar, en cambio, por el retrato coral, la construcción de climas y el trabajo sobre los estados de ánimo. Bella, lírica y melancólica, "dialoga" con las películas de Mia Hansen-Løve o Maren Ade y, si sus interlocutoras fueran argentinas, con las de Celina Murga, Milagros Mumenthaler o Lucrecia Martel. Un cine concebido con fluidez, elegancia y una poderosa capacidad de seducción.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?