Escuelas de huerta y jardinería: 3 espacios comunitarios para aprender y conocer

Hay quienes brindan solidariamente herramientas para que otros se capaciten y cultiven la tierra.
Hay quienes brindan solidariamente herramientas para que otros se capaciten y cultiven la tierra.
María Inés Vilela
(0)
31 de octubre de 2018  • 19:47

Comer sin agroquímicos, respetar el medioambiente y cuidar el jardín propio son acciones que, además de mejorar nuestra calidad de vida, algunas personas ofrecen a los demás con sentido social: brindan herramientas para que otros se capaciten y cultiven la tierra. En esta nota te presentamos las historias y las acciones de quienes siembran una semilla que permitirá obtener frutos en todo sentido.

Huertas comunitarias: Ignacio Floridi

Hay quienes brindan solidariamente herramientas para que otros se capaciten y cultiven la tierra.
Hay quienes brindan solidariamente herramientas para que otros se capaciten y cultiven la tierra.

Es consultor psicológico ( counselor) y acompañante terapéutico. Hace 15 años que trabaja con personas con discapacidad, a través de las emociones. Es, también, promotor del programa Prohuerta, y resolvió unir sus dos profesiones y desde hace 10 años especializarse en agroecología. Se desempeña en el Municipio de San Isidro, en la Secretaría de Integración Comunitaria. Allí, mediante un acuerdo entre Prohuerta e INTA, se armó un espacio de Huerta Laboral Inclusiva, que consiste en capacitar durante un año a personas con discapacidades para que puedan obtener un título y un trabajo.

Hay quienes brindan solidariamente herramientas para que otros se capaciten y cultiven la tierra.
Hay quienes brindan solidariamente herramientas para que otros se capaciten y cultiven la tierra.

Hay quienes brindan solidariamente herramientas para que otros se capaciten y cultiven la tierra.
Hay quienes brindan solidariamente herramientas para que otros se capaciten y cultiven la tierra.

El área de estudio se desarrolla en el Hipódromo de San Isidro y en Puerto Libre tienen una huerta de 1200 m2 frente al río, donde venden sus verduras agroecológicas al público y a otras entidades comunitarias. Emplean a más de 20 personas con discapacidad, quienes además pertenecen a Los Huerteros, un equipo que arma (también como salida laboral) huertas en casas particulares, acompañado por un coordinador y un egresado. Ofrecen asimismo capacitaciones corporativas y esta idea (dentro de la cual la huerta es simplemente un medio de generar conciencia ambientalista, reducir la basura y producir compost) ya se está implementando en Uruguay.

Hay quienes brindan solidariamente herramientas para que otros se capaciten y cultiven la tierra.
Hay quienes brindan solidariamente herramientas para que otros se capaciten y cultiven la tierra.

Más info:

www.facebook.com/loshuerterossanisidro

Escuela de jardineros: Clara Billoch

Es Técnica en Floricultura y Jardinería en la escuela Hall. Trabaja como jardinera y paisajista. Se dedica a la enseñanza y a escribir, compartiendo las prácticas de más de 30 años de oficio para tratar de contagiar la alegría de ser jardinero.

Hay quienes brindan solidariamente herramientas para que otros se capaciten y cultiven la tierra.
Hay quienes brindan solidariamente herramientas para que otros se capaciten y cultiven la tierra.

A partir de viajes por otros países en donde esta tarea es muy valorada, se dio cuenta de la gran necesidad de formar gente con conocimientos básicos y profundos a la vez para que puedan tener un trabajo mejor remunerado. Lo que quería también era ofrecer los saberes de un jardinero profesional que sepa cómo cuidar sus plantas a lo largo de todo el año.

Si bien la idea le rondaba la cabeza desde hace mucho, recién la pudo concretar en 2017. Hubo que sumar voluntades, armar el programa. La Asociación Pilares hizo de nexo con la Municipalidad de Pilar para poner en marcha la iniciativa.

Hay quienes brindan solidariamente herramientas para que otros se capaciten y cultiven la tierra.
Hay quienes brindan solidariamente herramientas para que otros se capaciten y cultiven la tierra.

La propuesta está dirigida a quienes quieran formarse en el oficio de jardinero, y también a personas que ya están desarrollando esa tarea pero buscan profesionalizase y mejorar su salida laboral.

Se cursa desde marzo a noviembre y las clases son teóricas y prácticas, una vez por semana, de tres horas de duración.La convocatoria se hace a través de la Municipalidad de Pilar en el marco de Escuelas Municipales, un programa que tiene escuelas de formación en oficios.

Hay quienes brindan solidariamente herramientas para que otros se capaciten y cultiven la tierra.
Hay quienes brindan solidariamente herramientas para que otros se capaciten y cultiven la tierra.

"La jardinería está creciendo mucho en la Argentina, y por lo tanto veo un horizonte grande y con muchas posibilidades ahí. La gente valora cada vez más su jardín y se da cuenta de que necesita un buen mantenimiento. Este oficio maravilloso es sobre todo para aquellas personas que aman la tierra y el trabajo al aire libre", entusiasma Billoch.

Hay quienes brindan solidariamente herramientas para que otros se capaciten y cultiven la tierra.
Hay quienes brindan solidariamente herramientas para que otros se capaciten y cultiven la tierra.

Más info:

www.pilar.gov.ar/inicio/gobierno-municipal/secretaria-general/educacion/escuelasmunicipales/

Germinar ONG: Leandro Sciancalepore

Hay quienes brindan solidariamente herramientas para que otros se capaciten y cultiven la tierra.
Hay quienes brindan solidariamente herramientas para que otros se capaciten y cultiven la tierra.

Germinar es un grupo interdisciplinario conformado por diseñadores, arquitectos, biólogos, ingenieros, educadores, huerteros, licenciados en ambiente y fotógrafos, entre otros profesionales. Surgió en 2014, después de que sus integrantes compartieran cuatro años en un proyecto de concientización y acción para el cuidado del ambiente en la Facultad de Arquitectura, Diseño y Urbanismo (FADU) de la Universidad de Buenos Aires (UBA), llamado "FADU Verde".

Tienen un manifiesto fundacional con múltiples objetivos para la concientización y el cuidado del ambiente. Entre ellos está la creación de un espacio modelo de huerta y vivero educativo y experimental, en el que trabajan desde hace cuatro años y que ha recibido varios reconocimientos.

"Nos definimos como un medio o canal de reconexión del ser humano con la naturaleza. El objetivo final es elevar la conciencia para darnos cuenta de que los problemas ambientales que vivimos en la actualidad son un reflejo de la relación que proponemos a nuestra madre tierra", cuenta Leandro Sciancalepore, presidente de la ONG.

Hay quienes brindan solidariamente herramientas para que otros se capaciten y cultiven la tierra.
Hay quienes brindan solidariamente herramientas para que otros se capaciten y cultiven la tierra.

Actualmente están trabajando con los siguientes ejes principales:

  • Biodiversidad: creación de un vivero de especies autóctonas y diseño e implementación de proyectos colaborativos de forestación junto a vecinos e instituciones privadas, municipales y provinciales.
  • Agroecología: concreción de un espacio educativo-experimental de huerta donde brindan talleres para capacitar sobre la producción sana de alimentos y el cuidado del suelo.
  • Medicina y alimentación: compartir información sobre hábitos alimenticios saludables y el uso de las plantas medicinales para recuperar el poder de cuidar nuestra propia salud.
  • A rquitectura y diseño sustentable: recuperar, fomentar y capacitar en técnicas de construcción natural.
  • Separación de residuos y consumo responsable: concientizar sobre la importancia de modificar hábitos de consumo, disminuirlo y hacernos responsables de los residuos que generamos.

Hay quienes brindan solidariamente herramientas para que otros se capaciten y cultiven la tierra.
Hay quienes brindan solidariamente herramientas para que otros se capaciten y cultiven la tierra.

El accionar de esta ONG está dirigido a quienes sienten la necesidad de estar en relación más armónica con la naturaleza y deciden promover la agroecología, pero también a empresas e instituciones públicas y privadas que quieran comenzar una conversión hacia la sustentabilidad y necesiten un acompañamiento técnico o inspiracional.

"Vemos a Germinar como una escuela, para los demás y para nosotros mismos. Es un espacio -dice- donde nos enriquecemos y capacitamos y también nos nutrimos en aspectos profesionales y humanos".

Más info:

www.germinar.org.ar

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?