Suscriptor digital

La educación sexual abre una grieta entre los padres

Un grupo se opone a la reforma, que elimina la posibilidad de adaptar los contenidos a cada escuela; otro valora el respeto por la diversidad que promueve la ley
Un grupo se opone a la reforma, que elimina la posibilidad de adaptar los contenidos a cada escuela; otro valora el respeto por la diversidad que promueve la ley Fuente: LA NACION - Crédito: Santiago Hafford
Andrés Krom
(0)
25 de octubre de 2018  

-¡Ustedes están cambiando los valores de la cosas!

-Hay una ley nacional, señor.

-¡No voy a obedecer tu ley perversa!

El intercambio, capturado en video la semana pasada cuando un grupo de activistas provida interrumpió una clase de educación sexual en una escuela de La Plata, encapsula como pocos el nacimiento de (aún otra) grieta entre los argentinos, esta vez, por el control sobre los contenidos que se imparten a los chicos en esta materia.

Doce años después de la aprobación de la ley 26.150, que determinó la creación del Programa Nacional de Educación Sexual Integral (ESI), destinado a los alumnos de todos los establecimientos de gestión estatal y privada, el posible cambio de un artículo clave disparó una nueva disputa entre los sectores, encabezados, en su mayoría, por padres, que ya se habían enfrentado en la primera mitad del año por el proyecto de legalización del aborto.

El 4 de septiembre pasado, en un plenario de las comisiones de Educación y de Familia, Mujer y Adolescencia se obtuvo dictamen para declarar de orden público la ley ESI, medida que, en los hechos, vuelve obligatoria la inclusión de sus contenidos en las currículas de las instituciones educativas de todo el país. A la fecha, solo cuatro distritos (Catamarca, La Rioja, Río Negro y Santa Cruz) adhirieron a la norma, mientras que otras seis (Buenos Aires, Chaco, Capital Federal, Entre Ríos, Misiones y Santa Fe) tienen leyes propias.

A la fecha, solo cuatro distritos (Catamarca, La Rioja, Río Negro y Santa Cruz) adhirieron a la norma, mientras que otras seis (Buenos Aires, Chaco, Capital Federal, Entre Ríos, Misiones y Santa Fe) tienen leyes propias

Además, el dictamen prevé la modificación del artículo 2 para incluir legislación relacionada a la norma, como las leyes 26.618 de Matrimonio Igualitario y 26.743 de Identidad de Género y la eliminación del artículo 5, que permite a cada escuela adaptar las propuestas de la ESI "a su realidad sociocultural, en el marco del respeto a su ideario institucional y a las convicciones de sus miembros", lo que encendió la mecha del conflicto.

El diputado José Luis Riccardo (UCR), autor del proyecto de modificación, dijo que el artículo 5 "era innecesario". "Es obvio que todas las instituciones enseñan los contenidos sobre la base de sus principios, creencias y cultura, como es obvio que existe la libertad de expresarse. Lo que no puede suceder es que una convicción vaya en contra de los derechos consagrados por la ley. Alguien puede estar convencido de que la identidad de género está mal, pero existe", indicó.

Nivel primario
Nivel primario Fuente: LA NACION

Su colega Marcela Campagnoli (CC-ARI) criticó aspectos de la redacción del dictamen, aunque sostuvo que "la ley 26.206 de Educación Nacional, establece que quienes pueden prestar servicios educativos de gestión privada tienen el derecho a aprobar el proyecto educativo institucional de acuerdo con su ideario y participar del planeamiento educativo, lo cual aplica para cualquier aspecto de la educación que el Estado establezca y, por lo tanto, no hace falta establecerlo en forma diferenciada en una ley".

Muchos colegios católicos ya contaban con un programa de "Educación para el amor, la castidad, el matrimonio y la familia" y se niegan a dictar los contenidos porque se oponen a la enseñanza de la perspectiva de género, a la que califican como una ideología que intenta reducir la sexualidad a una construcción cultural.

"Consideramos que la ley de 2006 sigue siendo la mejor propuesta", señaló el licenciado en Educación y vocero de Unidad Provida, Martín Vergara. Y agregó: "No nos oponemos antes ni ahora a que haya ESI, sí a que haya una perspectiva única. El artículo 5 dice que cada comunidad adaptará las propuestas a su situación sociocultural. El dictamen actual elimina ese artículo".

Muchos colegios católicos ya contaban con un programa de "Educación para el amor, la castidad, el matrimonio y la familia" y se niegan a dictar los contenidos porque se oponen a la enseñanza de la perspectiva de género

En ese sentido, sostuvo: "Si se va a poner el foco en que el sexo es un dato accidental tenemos un problema, porque estoy construyéndome a partir de la dictadura de lo cultural. Por eso, solicitamos que la ley sea respetuosa de las diversas convicciones y creencias basadas en conocimientos científicos".

Las reacciones por este tema se multiplicaron en las últimas semanas de la mano de algunos contenidos que comenzaron a circular por las redes sociales. En un audio dirigido a Mauricio Macri, una mujer que se identificó como Marta Rechia de Olivero afirmó que la ESI "busca pervertir a los niños" y plantea la existencia de "112 posibilidades de sexualidades diferentes, entre ellas, la del delfín". Un mensaje de WhatsApp, firmado por Silvana Cassidy, profesora de la Escuela Media N° 8 de La Plata (a cuya defensa acudieron los activistas provida como se cuenta en esta nota), afirmaba que en las clases de ESI se enseña "erotismo abierto en todas sus posibilidades".

El tema incluso se coló en la prueba Aprender, que se tomó la semana pasada a alumnos de sexto grado. La pregunta 28 del cuadernillo indagaba si los docentes hablaban de los cambios en el cuerpo durante la adolescencia, el embarazo y la diversidad en la orientación sexual y la identidad de género y cómo evitar el abuso sexual, entre otros temas.

Para manifestar su rechazo a la ESI, organizaciones provida marcharán al Congreso el domingo, a las 17, con la consigna #ConMisHijosNoTeMetas, que también es el nombre del grupo de Facebook que reúne a 45.000 personas. Este eslogan surgió en Perú en 2016, cuando grupos cristianos protestaron contra la enseñanza del "enfoque de género".

Educación media
Educación media Fuente: LA NACION

"Los sectores más fundamentalistas empezaron a traer a la Argentina estas consignas que están dando vueltas en otros países de América Latina -consideró Laura Velasco, educadora e integrante del Frente por la Educación Sexual Integral-. Cuestionan algunos de los contenidos de la ley, como el respeto a la diversidad sexual y plantean que la homosexualidad es una enfermedad", agregó.

Dos altas fuentes en los ministerios de Educación nacional y provincial, que prefirieron permanecer anónimas, defendieron la ESI y consideraron que el programa debería ampliarse.

Guías

Pero ¿hay algo de cierto en las versiones que circulan? Una revisión de los materiales de la ESI publicados en el sitio web del Ministerio de Educación no revelan evidencias de lo que denuncian los grupos provida. Por ejemplo, en el nivel inicial se enseñan las partes externas del cuerpo y a no guardar secretos que los hagan sentir incómodos, mal o confundidos. En la primaria, se muestran los procesos de crecimiento, desarrollo y maduración, los cambios que se ven y se sienten en la pubertad, la igualdad entre varones y mujeres. Y en el secundario se habla de reproducción, embarazo, parto, maternidad y paternidad, métodos anticonceptivos y prevención de enfermedades de transmisión sexual, entre otros.

Los promotores de la ESI señalan que la ley no enseña a masturbarse, como señalan los grupos provida, ya que los contenidos no refieren a prácticas sexuales específicas; que no incita a la homosexualidad, sino que propicia el respeto a la diversidad sexual; que no promueve la pedofilia, sino que otorga herramientas para prevenir y denunciar abusos sexuales, y que no adoctrina en la "ideología de género".

La ESI no tiene que ver con conceptualizaciones, con el aborto ni con las leyes de género que se discutieron y fueron aprobadas en el Congreso
Yael Bendel (Asesora del Ministerio Público Tutelar)

"La ESI no tiene que ver con conceptualizaciones, con el aborto ni con las leyes de género que se discutieron y fueron aprobadas en el Congreso", dijo Yael Bendel, asesora general del Ministerio Público Tutelar.

"Está perfecto que se brinde un contenido común a todos, sin perjuicio de que los colegios confesionales quieren agregar algo después", dijo Diego Langier, padre de dos hijas. Claudia Córdoba, madre de cinco, advirtió que si se aprueba la reforma "lloverán los amparos y situaciones que se van a ir de las manos".

Aún el debate en el recinto de Diputados no tiene fecha.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?