Cayó Cortez, un colaborador del secretario de Kirchner

Cortez fue detenido al arribar a Ezeiza, en un vuelo de American Airlines
Cortez fue detenido al arribar a Ezeiza, en un vuelo de American Airlines Crédito: NA
Fue apresado cuando llegaba de Miami; la Justicia sospecha que movió dinero negro para Daniel Muñoz
Maia Jastreblansky
Mariela Arias
(0)
26 de octubre de 2018  

Los viajes al exterior le jugaron una mala pasada ayer a Carlos Temístocles Cortez, el santacruceño de 56 años que movía dinero negro para Daniel Muñoz, el secretario privado de Néstor Kirchner.

Con un pedido de captura internacional, cuando Cortez arribó, ayer en la mañana, en el vuelo AA931 de American Airlines, procedente de Miami, los agentes de Interpol y de la Policía Federal Argentina lo detuvieron en la terminal A del Aeropuerto de Ezeiza.

Cortez fue detenido por el juez Claudio Bonadio en el marco de la causa de los cuadernos de las coimas como uno de los colaboradores de Muñoz, el valijero de los Kirchner fallecido en 2016 que llegó a comprar 16 propiedades por casi US$70 millones en Miami y en Nueva York.

Se espera que hoy el santacruceño, que expandió sus negocios por el mundo, declare en indagatoria en Comodoro Py.

Cortez usó las firmas offshore panameñas Zulmen International Inc. y Yusel Enterprises Inc. para operar una parte del dinero negro que terminó en el emporio inmobiliario de Muñoz y de sus herederos en Estados Unidos, según reconstruyó LA NACION en septiembre a partir de documentos judiciales y fuentes oficiales.

Según consta en un documento de los Panama Papers, Zulmen International Inc. hizo al menos una transferencia de US$3500 entre BSI SA, una entidad financiera de Lugano (Suiza), y el Citibank de Nueva York. En el swift figura el apellido "Cortez". Mossack Fonseca indicó que esa transferencia es importante para "iniciar la incorporación de una sociedad", aunque no brindó más detalles.

Cortez, además, coincidió en un viaje con Carolina Pochetti, la viuda de Muñoz. Compartió un vuelo exprés a Uruguay, un destino frecuente para ella. Según registros de Migraciones que pudo analizar LA NACION, tomaron un vuelo de Air France el 20 de diciembre de 2016, cerca de las 21, y volvieron al día siguiente, a las 15.45.

De Santa Cruz al mundo

Cortez tenía apenas 9 años cuando empezó a pescar con una latita en la vera del río Gallegos, pasión temprana a la que sumó a sus amigos de toda la vida, Rubén y Daniel Llaneza. Nació allí una amistad que con los años se vería plasmada en los negocios.

Cortez creció entre Río Gallegos y Buenos Aires, pero en la Patagonia desarrolló su pasión por la pesca y construyó un emporio de millonarios negocios.

Así detuvieron a Carlos Cortez en Ezeiza

2:33
Video

Más de 30 años después de su primer día de pesca, y ya licenciado en Sistemas con experiencia laboral en varias empresas, Cortez desembarcaría, a inicios de 2000, como gerente en el grupo de farmacias Llaneza, la empresa de sus amigos de infancia. Según la página web de la firma, gracias al ingreso de Cortez al frente de la gerencia, la cadena farmacéutica -hoy convertida en Autofarma- se expandió y abrió 22 locales en toda la Patagonia, donde emplea a 240 personas.

La expansión empresarial de Cortez se dio a partir de 2004: junto a los Llaneza conformó por lo menos siete sociedades dedicadas a la compra, venta, importación y exportación de medicamentos, productos farmacéuticos e implantes.

También diversificó sus negocios hacia la construcción. En 2010 constituyó New Wall SRL junto a Luis Antonio Gugino, un hombre que comparte sociedades con Pochetti, la viuda de Muñoz. Con Gugino, Muñoz también inscribió FMP Sociedad Inversora. Tuvo para ese emprendimiento la asistencia del escribano Leandro Albornoz, un viejo conocido de los Kirchner.

En 2013, Cortez desembarcó en el directorio de San-Up, empresa líder en nebulizadores. Fue presidente del directorio hasta 2017. La pesca no quedó fuera de sus negocios y en 2009 creó Autofly SRL.

El sitio Flydreamers consideró a Cortez un referente indiscutido de la pesca con mosca en agua salada. En una entrevista, el santacruceño se mostró como un hombre de mundo: mencionó entre sus lugares favoritos de pesca Key West, en los Cayos de la Florida, Placencia, en Belice, y Bahamas. Y dijo que le gustaría intentar la pesca del permit en Seychelles, Mauritius y Australia.

"La vida ha sido muy generosa conmigo, en lo personal, familiar, profesional y social. Tengo más de lo que hubiera soñado en cualquier momento. La pesca juega un rol muy relevante, la integré con éxito a los demás aspectos de mi vida", dijo Cortez a la revista de aficionados. Ahora deberá brindarle explicaciones a la Justicia.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.