srcset

Arte y Cultura

Un siglo de la muerte de Sívori, el pintor que fue del escándalo a la celebración

Celina Chatruc
(0)
30 de octubre de 2018  • 00:06

"Excesivo", "indecente" y "pornográfico". Así fue calificado por la crítica El despertar de la criada, un desnudo con el que Eduardo Sívori escandalizó a la escena porteña tras haberlo presentado en el Salón Anual de París, en 1887. "Fue el primer gesto vanguardista en la historia del arte argentino", dice la historiadora Laura Malosetti Costa sobre esa obra del pintor, fallecido hace un siglo.

Le lever de la bonne (El despertar de la criada, detalle), pintada por Eduardo Sívori en 1887. Obra perteneciente a la Colección del Museo Nacional de Bellas Artes, donde se exhibe actualmente
Le lever de la bonne (El despertar de la criada, detalle), pintada por Eduardo Sívori en 1887. Obra perteneciente a la Colección del Museo Nacional de Bellas Artes, donde se exhibe actualmente Crédito: Gentileza Museo Nacional de Bellas Artes

El museo que lleva su nombre, además, acaba de cumplir ocho décadas y se dispone a celebrar ambas fechas el próximo jueves, con una comida/remate.

Es el Museo Nacional de Bellas Artes (MNBA), sin embargo, el que exhibe la obra de la polémica: la representación naturalista de un cuerpo con piernas gruesas y pies toscos que, según Malosetti Costa, "fue visto como feo, sucio y desagradable" por una sociedad poco acostumbrada a ver ese tipo de imágenes en público.

Pampa, de Eduardo Sívori (detalle), la primera obra que ingresó al patrimonio del Museo Sívori
Pampa, de Eduardo Sívori (detalle), la primera obra que ingresó al patrimonio del Museo Sívori Crédito: Gentileza Museo Sívori

La audacia de Sívori se había revelado ya a los 12 años, cuando se presentó como candidato a una beca de estudios de pintura en Europa. Fue rechazado por su edad, pero tres lustros más tarde logró cruzar al Viejo Continente.

Eduardo Sívori
Eduardo Sívori

De regreso en Buenos Aires volvió a demostrar su vocación de liderazgo al convocar a varios representantes de la "generación del 80" -incluido Eduardo Schiaffino, quien veinte años más tarde fundaría el MNBA- para crear la Sociedad Estímulo de Bellas Artes, antecedente directo de la actual Academia Nacional. La primera asamblea se realizó en la Confitería del Águila, sobre la calle Florida, en octubre de 1876.

El Hostal del Ciervo, la confitería donde hoy se aloja el Museo Sívori
El Hostal del Ciervo, la confitería donde hoy se aloja el Museo Sívori Crédito: Gentileza Museo Sívori

Quiso el destino que 120 años más tarde el Museo de Artes Plásticas Eduardo Sívori, inaugurado en 1938, encontrara por fin sede propia en una vieja casona que también funcionó como confitería. En la década de 1920, las damas de la alta sociedad tomaban té y cócteles al son de la orquesta en El Hostal del Ciervo, en los Bosques de Palermo. En el mismo lugar que había alojado antes el tambo de la quinta de Juan Manuel de Rosas.

Imagen histórica del Museo Sívori
Imagen histórica del Museo Sívori Crédito: Gentileza Museo Sívori

Llegar hasta allí fue toda una odisea para el museo que posee -junto con el MNBA y el Moderno- una de las colecciones de arte argentino más importantes del país: más de 4000 obras realizadas desde el siglo XIX, que incluyen autores como Sívori, Antonio Berni, Lino Enea Spilimbergo y Emilio Pettoruti. Gran parte de ellas fueron sumadas a la colección gracias al Salón Manuel Belgrano, con 250.000 pesos en premios adquisición.

Imagen histórica del Museo Sívori
Imagen histórica del Museo Sívori Crédito: Gentileza Museo Sívori

Desde su primera sede, en el edificio de la actual Legislatura de la la Ciudad de Buenos Aires, se mudó tres veces, fue fusionado con el Museo de Arte Moderno y pasó a depender de lo que es hoy el Centro Cultural Recoleta.

Imagen histórica del Museo Sívori
Imagen histórica del Museo Sívori Crédito: Gentileza Museo Sívori

En ese pedregoso camino no sólo perdió por un tiempo su autonomía: también le costó recuperar por vía judicial 130 obras que habían quedado en la Legislatura. Entre ellas Chacareros, una de las principales piezas realizadas por Berni.

Chacareros, de Antonio Berni, en una de las salas del Museo Sívori
Chacareros, de Antonio Berni, en una de las salas del Museo Sívori Crédito: Gentileza Museo Sívori

Incluso la sede definitiva fue cerrada durante seis meses el año pasado, para resolver serios problemas de filtración de agua, ya que el antiguo edificio se encuentra 15cm por debajo de los cercanos lagos de Palermo, en el Parque Tres de Febrero, frente al puente del Rosedal.

Chacareros, de Antonio Berni (detalle), una de las obras más destacadas de la colección del Museo Sívori
Chacareros, de Antonio Berni (detalle), una de las obras más destacadas de la colección del Museo Sívori Crédito: Gentileza Museo Sívori

Teresa Riccardi, ex directora del Museo de Arte Contemporáneo de Buenos Aires (Macba) asumió entonces como directora tras dos años de gestión interina de Graciela Limardo. Hasta 2014, durante casi dos décadas, ese puesto había sido ocupado por María Isabel "Cocó" de Larrañaga, quien definió el museo como "la casa de los artistas".

Nísperos (2014, detalle), realizada por Carlos Alonso y Guillermo Roux, una de las obras que se rematarán el jueves
Nísperos (2014, detalle), realizada por Carlos Alonso y Guillermo Roux, una de las obras que se rematarán el jueves Crédito: Gentileza Museo Sívori

Así lo demostrará una vez más el jueves próximo cuando Horacio Rodríguez Larreta, jefe de gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, presente las tres obras que se subastarán esa misma noche: Circle II (1974), de Carmelo Arden Quin; Paisaje (2013), de Eduardo Stupía, y Nísperos (2014), realizada a cuatro manos por Carlos Alonso y Guillermo Roux. Lo recaudado se destinará la realización de la 18° edición de los tradicionales remates del Sívori, que regresarán el año próximo.

Paisaje, de Eduardo Stupía (detalle), una de las obras que se rematarán el jueves
Paisaje, de Eduardo Stupía (detalle), una de las obras que se rematarán el jueves Crédito: Gentileza Museo Sívori

"Es un momento de celebración y por este motivo expondremos obras significativas de nuestro acervo, como la obra monumental Chacareros, de Berni, y Pampa, de Sívori, la primera pieza que ingresó al acervo del museo", adelantó Riccardi.

También se exhiben en estos días en el Sívori las obras ganadoras del premio Trabucco-Dibujo 2018, organizado por la Academia Nacional de Bellas Artes. La misma institución que tanto le debe a aquella reunión en la confitería de la calle Florida, impulsada por Sívori.

Para agendar

Para participar de la comida/remate del 1° de noviembre hay que contactarse con la Asociación Amigos del Museo Sivori (4774-9452 o asociacion@amigosmuseosivori.com.ar). Para realizar ofertas por las obras, escribir a arttelma@gmail.com.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.