Más competencia para el país: el escenario que se abre con Bolsonaro en Brasil

El trigo es el principal producto agroindustrial que se exporta al vecino país
El trigo es el principal producto agroindustrial que se exporta al vecino país
Josefina Pagani
(0)
30 de octubre de 2018  • 03:20

"El Mercosur es demasiado restrictivo para lo que estamos pensando. Cuando fue creado, fue hecho totalmente ideológico. Brasil quedó prisionero de alianzas ideológicas, y eso es malo para la economía", dijo Paulo Guedes, el futuro ministro de Economía del presidente electo de Brasil, Jair Bolsonaro. Así, dijo que el bloque regional no será prioridad para su país.

En este contexto, una pregunta se impone: ¿qué puede pasar con los productos de agro que la Argentina le vende al vecino país?

Marcelo Elizondo, consultor en economía y negocios internacionales, explicó que lo más importante que la Argentina exporta a Brasil son bienes industriales (dos tercios del total) y de eso 40% son automóviles. "La principal exportación del campo argentino a Brasil es el trigo y otros productos que son bienes manufacturados agroalimentarios que van desde los lácteos hasta los vinos", detalló.

Para el experto, con la reciente elección de Bolsonaro "no va a haber cambios en materia de comercio internacional".

"No habrá trabas en el ingreso de productos al país vecino, pero lo que Brasil puede lograr son nuevos acuerdos bilaterales con terceros mercados cuyos productos puedan comenzar a ingresar en Brasil sin pagar arancel y, por ende, a competir con los argentinos en condición de preferencia arancelaria como los nuestros", afirmó.

Elizondo recordó que el acuerdo del Mercosur plantea un libre comercio sin carga arancelaria entre los países miembros y un alto arancel entre terceros.

"¿A qué mercados aspirará Brasil?", preguntó LA NACION. "No sabemos, pero Bolsonaro está diciendo que quiere marcar relaciones bilaterales con grandes países del mundo. Brasil es una de las diez mayores economías del mundo y quiere dejar de presentarse como una economía regional sudamericana. Quiere negociar con países como Estados unidos, Japón, Corea y Europa, por ejemplo. No sé qué pasaría con China", indicó.

Como informó LA NACION, el Gobierno argentino prefirió no confrontar con el futuro ministro de Economía Guedes tras sus dichos. El canciller Jorge Faurie afirmó: "Dejemos que a quienes son ministros designados del presidente Bolsonaro los vayamos conociendo por sus decisiones fuera de la campaña", dijo el funcionario, que también negó que Guedes se hubiera referido al Mercosur cuando habló de alejarse de los procesos "con alto grado de ideologización".

Según los expertos no habrá trabas en el ingreso de productos argentinos al país vecino, pero sí más competencia
Según los expertos no habrá trabas en el ingreso de productos argentinos al país vecino, pero sí más competencia Fuente: Archivo

Nelson Illescas, abogado de la Fundación INAI, explicó que los dichos de Guedes "no implican necesariamente la ruptura del bloque ni mucho menos. Bolsonaro va a tener que negociar con un Congreso fraccionado y una Cancillería de gran tradición diplomática, como es Itamaraty", recalcó.

Además destacó que hay que tener presente que una modificación en el Tratado de Asunción -piedra basal del Bloque-, requiere del consenso de los países miembros, y que incluso una eventual salida del Mercosur requiere aprobación del Congreso de Brasil y un período de dos años en el cual continúan vigentes las normas del bloque.

El profesional explicó, además, que en materia de comercio agroindustrial la Argentina es el principal origen de las importaciones agroindustriales de Brasil, con un 30% del total. "Dentro de estos productos, el trigo argentino es el más importante, con exportaciones en torno a los 871 millones de dólares (promedio 2015-2017)", afirmó, y agregó: "El Mercosur es importante no solo por el poder relativo a la hora de negociar, sino como mercado protegido por el Arancel Externo Común (AEC): mientras el trigo proveniente de otros países tributa un 10%, el argentino entra libre de arancel al país vecino".

Por último, Illescas destacó que Bolsonaro y sus asesores han remarcado la necesidad de buscar acuerdos comerciales con otros países. "Esto se da en un momento en el cual el Mercosur se encuentra avanzando en negociaciones con varios países y regiones, como la Unión Europea, la EFTA, Canadá, Corea del Sur y Singapur. En este sentido hay que esperar para ver qué tipo de relacionamiento se buscará con los Estados Unidos y China, en un momento de conflicto comercial entre ellos", puntualizó.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?