La Nueva Ola: 10 artistas que tenés que conocer

Dream Wife, Mitski, Francisco Victoria y más: RS recomienda 10 artistas para ver
Dream Wife, Mitski, Francisco Victoria y más: RS recomienda 10 artistas para ver Crédito: Hollie Fernando
(0)
31 de octubre de 2018  • 10:42

Mitski

Ciudad natal: Brooklyn, Nueva York

Suena como: Un corazón rompiéndose sobre una guitarra distorsionada de Waxahatchee o Frankie Cosmos.

Por suerte, los jóvenes con el corazón roto de hoy tienen a Mitski Miyawaki. La cantautora de 27 años, conocida por sus letras demoledoras y su guitarra distorsionada, se convirtió en una heroína de las chicas criadas por Internet. Sus discos, Bury Me at Makeout Creek (de 2014) y Puberty 2 (2016), están llenos de observaciones que suenan muy reales para cualquiera con más emoción de la que puede manejar. "Una mañana esta tristeza se va a fosilizar/Y me voy a olvidar de cómo llorar", canta en "Fireworks", de Puberty 2.

Este año, Mitski se volcó con confianza hacia el pop, teloneando la gira de Lorde, componiendo para otros artistas que aún no puede nombrar, y editando un álbum nuevo, Be the Cowboy, con sus canciones más catchy hasta ahora. "No le veo sentido a solo juntar palabras", dice. "Me interesa que me entiendan."

Mitski prefiere no entrar en detalles sobre las batallas románticas que dan forma a sus discos. "Ya doy mi alma y mis canciones", dice. "No quiero dar mi vida también. Quiero quedarme algo para mí."

Dicho esto, Be the Cowboy suena como un punto de inflexión en su carrera: ya no se ahoga en el dolor. "Es genial madurar", dice Mitski con una sonrisa. "No tenés que sentir las cosas todo el tiempo. ¡Y eso es un alivio tremendo!"

Rebecca Haithcoat

Francisco Victoria

Ciudad natal: Victoria, Chile

Suena como: El romanticismo de Álex Anwandter entre fantasmas de Víctor Jara y Violeta Parra

'El disco es muy contestatario y político. Son canciones de amor gay", dice el chileno Francisco Victoria acerca de Prenda, su álbum debut, para el que contó con Álex Anwandter como productor. Francisco Rojas, de 22 años, se crió en Victoria, a 600 kilómetros de Santiago, donde tuvo una adolescencia marcada por la discriminación. "Baja al pueblo y mírame/Vuelvo a verte, pero aquí no te pueden ver feliz", canta en "Quiero que quieras saber de mí", el primer tema que compuso para el disco.

Después de dejar su ciudad natal, adoptó Victoria como su apellido artístico y eso fue "como una terapia" para él, que al llegar a Santiago en 2014 se anotó en un taller de producción musical dictado por Anwandter. Ahí empezó a "pensar la música desde un lugar más personal", dice, y esa experiencia sentó las bases de Prenda, donde sintetizadores y una drum machine le sirven como vehículo para canciones queer con un gen combativo heredado de cantautores chilenos tradicionales como Víctor Jara y Violeta Parra. "He visto a muchas personas tener que ocultar todo de sí mismas", dice Francisco. "Y me doy cuenta de que este tipo de demostraciones siguen siendo necesarias."

Emilio Zavaley

Dream Wife

Ciudad natal: Brighton, Inglaterra

Suena como: Ruidosas como Sleater-Kinney, cool como los Strokes, y con actitud inteligente

Miren para el costado: ahora las mujeres están furiosas. Y el estilo riot-grrrl del trío británico de "bitches al frente" Dream Wife crea condiciones ideales para el mosh en temas como "Somebody", en la que la cantante Rakel Mjöll, de 27 años, aúlla: "¡Yo no soy mi cuerpo!/¡Soy alguien!". Formó el grupo con la guitarrista Alice Go y la bajista Bella Podpadec (ambas de 25) en la escuela de arte, cuando descubrieron un gusto compartido por el feminismo y el pop de los 90. "Existe la idea de que, si querés ser una mujer poderosa, tenés que deshacerte de tu feminidad", dice Podpadec. "¡No! Aferrate a lo tuyo, rompé las reglas y probá cosas nuevas."

Cady Drell

Ca7riel

Ciudad natal: Buenos Aires

Suena como: Canciones de melodías oscuras para que los hipsters también puedan tirarse un dab

'No me gusta una mierda el indie, me parece música para chetos que aparentan ser felices", dice Ca7riel recostado sobre un colchón en el piso de su cuarto. Entre estas paredes de la casa antigua de Barracas que alquila con amigos, grabó POVRE, su EP debut: un ajustado pack de canciones de trap y hip-hop que lo ubican en algún lugar entre Coral Casino y Juan Ingaramo. "Cazan Pokemones y likes como ratas ciegas/Quieren calor de la aceptación, pero el corazón les nieva", rima en "De güinter is comin".

Desde marzo, cuando editó su EP, Ca7riel (nacido Catriel Guerriero, 24 años) apareció en la grilla del Lollapalooza, Marilina Bertoldi lo sumó al videoclip de "Racat", fue de gira con El Zar y se convirtió en el nuevo chico mimado de la misma escena que dice odiar. Mientras hace música para publicidades -reversiones trap de Fito Páez o Pappo- y conduce Órbita Fri (con Vera Spinetta en Bitbox), prepara la segunda parte de POVRE y viene de hacer una fecha en Niceto Club con Dante, Neo Pistéa y Dak1llah.

Manuel Buscalia

Rolling Blackouts Coastal Fever

Ciudad natal: Melbourne, Australia

Suena como: Una actualización fresca de tres décadas de pop de guitarras

"Somos más grosos en Estados Unidos que en Australia", dice el bajista de Rolling Blackouts Coastal Fever, Joe Russo, de 28 años. No bromea: la fusión de rock universitario de los 80 e indie de los 2000 que hace este grupo de Melbourne (escuchá "French Press") conectó mucho en Estados Unidos, donde cosecharon elogios de la crítica por su debut, Hope Downs, y dieron shows repletos por todo el país. "El día más emocionante de las giras es cuando logramos lavar y tocar con ropa limpia", dicen ellos.

Andy Greene

Lizzo

Ciudad natal: Houston

Suena como: Canciones de hip-hop divertidas y empoderadoras para tu próxima sesión de entrenamiento funcional

Cuando Lizzo se mudó de Houston, su ciudad natal, luego de que su grupo de rock se disolviera en 2010, estuvo a punto de dejar la música. Después fue a Minneápolis. "Un año después estaba tocando en First Avenue", dice Lizzo, de 30 años, nombrando el lugar más famoso de la ciudad. "Y a los dos años de eso, Prince me había pedido que fuera a grabar a Paisley Park." Trabajar en Plectrumelectrum, el disco de Prince de 2014, la ayudó a cristalizar su propia perspectiva, fusionando su amor por el pop, el rap, el rock y el funk para crear un sonido propio. "Me dio la confianza para ser artista, no solo una rapera, una cantante o la chica de la banda", dice. "Cuando sos artista, te volvés eterna." Después de llamar la atención con su primer EP en un sello grande, Coconut Oil, Lizzo salió de gira con Haim y fue jurado invitada en RuPaul's Drag Race. Ahora, con singles como "Fitness", un track pensado para el twerking, Lizzo está en otro nivel de libertad creativa. "Definitivamente me siento una marginal", dice mientras termina su primer disco. "¡Pero estoy haciendo cosas cool! Eso es lo único que importa."

Brittany Spanos

Obie

Ciudad natal: Buenos Aires

Suena como: Un cargamento de reggaetón antiguo, aggiornado a la era de Fuete Billete y La Mafia del Amor

'Capaz hoy rapeo sobre un ritmo que entienden", dice Obie, de 29 años, que con "Reggaetón prendido" hizo el croosover de las fiestas trap (Black Cream, Remeneo, Dab...) a los boliches del GBA profundo. Obie fue el primer rapero en pasarse a la cumbia, por lo que lo rostizaron ("Me bardearon todos"), y en 2011 tuvo sus cinco minutos en Pasión de sábado. No funcionó ("estaban de moda los Wachiturros"), y volvió al boom-bap, desde donde inició una transición lenta al trap y este año compuso "Reggaetón prendido", un homenaje a Héctor Lavoe hecho "en 15 minutos" que le dio el aval de nuevos reyes como Ysy-A y Duki, a quien acompañó en su primera gira por España. "Los pibes le decían a todos: 'Lo que quieran darnos, dénselo a él que en Argentina es el Jefe'", dice. "¡Imaginate! Yo, agradecido amigo."

Juan Ortelli

Amara La Negra

Ciudad natal: Miami

Suena como: Una versión actualizada y for export de la música del Caribe, que se mueve del reggaetón al R&B

Amara La Negra apareció en Love & Hip-Hop: Miami, de VH1, pero desde niña -cuando salió en Sábado Gigante, de Univisión- viene tratando de dar el salto. Ahora que "What a Bam Bam" tuvo millones de views, la cantante de 27 años criada en Miami por padres dominicanos está disfrutando de ser el centro de atención y reivindicar sus raíces. "Aún hay mucha ignorancia acerca de la comunidad afrolatina", dice. "En algún momento, empecé a sentir la necesidad de liberar a la gente, de hablar. ¿Por qué nadie dice nada?"

Maruja Estevez

U.S. Girls

Ciudad natal: Chicago

Suena como: Sátiras políticas filosas, embutidas en canciones pop muy pulidas

Meg Remy pasa por una cervecería y dice: "¿Cómo le explicás a esta gente por qué debería salir de un sistema que le funciona?". La cantante de Chicago con base en Toronto (Canadá) conocida como U.S. Girls lleva una década buscando la respuesta. In a Poem Unlimited, su sexto disco, es una estimulante mezcla de groove y letras contra la injusticia. Su nuevo sonido, más elegante, la llevó a tocar en varios festivales, y Remy entiende si los nuevos fans prefieren las melodías y no el mensaje. "La gente necesita un descanso de la vida", dice, "y la música es una medicina maravillosa".

Judy Berman

Empath

Ciudad natal: Filadelfia

Suena como: Punk y noise del tipo "do it yourself" con una alta dosis de experimentación psicodélica y jazz marciano

Nadie hace ruido como Empath. En sus canciones, estos punks de Filadelfia apilan guitarras psicodélicas, sonidos encontrados, drones New Age y más en la mezcla confusa y estimulante de su EP Liberating Guilt and Fear. "Muchas de nuestras ideas empiezan con '¿No sería gracioso si hiciéramos esto?'", dice la cantante y guitarrista Catherine Elicson, de 24 años, quien formó Empath en 2015 con el baterista Garrett Koloski, de 27, y la tecladista Emily Shanahan, de 26. El mago de los sintetizadores Randall Coon, de 32, completa el amplio rango del sonido anárquico de la banda. La recepción positiva del EP sorprendió completamente al grupo, agrega Elicson entre risas: "Pensamos: '¿De verdad? ¿Están seguros?'".

Simon Vozick-Levinson

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?