Foster the People tocó un tema de los Ramones y apoyó a la "clase obrera"

En su tercera visita a Buenos Aires, la banda de Mark Foster actuó en Obras
En su tercera visita a Buenos Aires, la banda de Mark Foster actuó en Obras Crédito: Iván Pinto
(0)
3 de noviembre de 2018  • 13:11

Mark Foster hizo bien su research. No invocó demagogias comunes en el show de su banda Foster the People, ayer en Obras. En cambio, buscó en su selección de covers que suelen tocar para interpretar uno cargado de historia para el lugar en el que estaban. Incrustado en el medio del intenso "Lotus Eater", el trío que lidera Foster (ampliado a sexteto sobre el escenario) puso a sonar "Blitzkrieg Bop" de los Ramones, para furor de un público que tímidamente emuló el pogo de alguno de los 21 recitales históricos que los cuatro de New York dieron en suelo porteño. Más tarde, para los bises, "Pumped Up Kicks" ofició de celebración obligada y abrió el terreno de para apelar nuevamente a aquél espíritu punk ramonero: "Apoyemos a la clase obrera", dijo en un español fracturado. "No importa de donde venimos, somos todos hermanos y familia."

Durante el resto del recital, a diferencia de la visita anterior en el marco de Lollapalooza en 2015, FTP aprovechó el contexto del estadio cerrado para construir distintos climas. Pudieron ser una maquinaria industrial en los iniciales "Loyal like Sid & Nancy" y "A Begginer's to Destroying the Moon", y de ahí mutar al funk blanco de "Call It What You Want" o ingresar de lleno al pop radial sesentoso con "Coming of Age".

Si bien sus discos no suenan estériles, hay algo en lo escénico que le da a Mark Foster una bravura necesaria para convencer a sus fans. Se trata de un frontman económico pero que sabe cómo dirigir lo que ocurre, ya sea agregando capas a su timbre andrógino y hacerlo crecer en "Miss You", en un rapto de percusión tribal en el gran "Are You What you Want to Be?" o empujando a sus compañeros en el ataque cuádruple de sintetizadores de "Helena Beat".

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.