El Abierto de Palermo se renueva: más música, gastronomía y acento en la experiencia para el público

El Campo Argentino, una atracción extra más allá de los partidos
El Campo Argentino, una atracción extra más allá de los partidos Fuente: LA NACION - Crédito: Rodrigo Néspolo
Xavier Prieto Astigarraga
(0)
7 de noviembre de 2018  • 23:59

Carpas al lado de la tribuna Dorrego central, sin gradas laterales; un escenario permanente para música; más oferta gastronómica; nuevos palcos, y un patio de stands de equipos más amplio propone el Campeonato Argentino Abierto, que se iniciará este sábado y reunirá a los 10 mejores equipos de polo del mundo.

Si bien los partidos en general están previstos para las 14 y las 16.30, los de la jornada inaugural se desarrollarán más temprano, a las 11.30 y las 14.30, en razón de no coincidir con el Boca vs. River de la final por la Copa Libertadores de fútbol.

En la fecha inicial, que ofrecerá Alegría/La Irenita vs. La Ensenada y La Aguada vs. La Dolfina Polo Ranch, por la zona A, seguramente impactará el aspecto del estadio de la cancha 1: no estarán las tribunas Dorrego laterales, que durante décadas identificaron al escenario más emblemático de este deporte. Sucede que desde hacía varios años el gobierno porteño venía habilitándolas como excepción por pedido de la Asociación Argentina de Polo (AAP), pero ya en 2018 no permitió más sus tablones de madera, vedados por las normas sobre espectáculos deportivos. La AAP aprovechará el cambio para probar algo: instalará carpas para el público destinadas a la gastronomía, y que estarán apenas por encima del nivel del suelo. Se trata de un experimento comercial, y se lo evaluará para el futuro. Por lo pronto, para las fechas de definiciones de zona (sábado 8 y domingo 9 de diciembre) y para la final (sábado 15) habrá allí nuevas tribunas, tubulares, cuya capacidad será 600 localidades mayor que las de sus antecesoras de tablones de madera y elevarán el aforo total del estadio a 14.000 ubicaciones, incluidos algunos agregados en otros sectores.

Nuevas atracciones en el Campo Argentino para el Abierto
Nuevas atracciones en el Campo Argentino para el Abierto Fuente: LA NACION - Crédito: Rodrigo Néspolo

Entre esas incorporaciones figuran cuatro palcos corporativos cerrados, con aire acondicionado, que estarán en lo más alto de la platea C, a donde en el futuro, según se proyecta, se podrá acceder vía ascensor. Otra idea a futuro, pero por ahora restringida a una intención, es disponer de luces para la cancha 1, algo que se probó el año pasado. Para ello, la Asociación aguarda la posibilidad de firmar con el Estado nacional, dueño del Campo Argentino de Polo, un contrato de largo plazo para la utilización del predio, ya que la inversión en esa iluminación, como en otros equipamientos, demandaría varios años de recuperación.

El predio contará durante el Abierto con cuatro sectores por fuera de las canchas. El primero, cercano al acceso por Libertador, tendrá un escenario donde en cada fecha habrá bandas musicales y disc-jockeys reconocidos. Más en el centro de la calle entre ambas canchas, alrededor del Roble Olímpico, habrá una zona orientada a un público más adulto, con un nuevo bar debajo de la tribuna C y un espacio especial del auspiciante principal del certamen. Un poco más hacia el lado de la avenida Luis María Campos habrá un espacio pensado más bien para padres e hijos, con muy variada oferta gastronómica (varios restaurantes más el clásico bar de ALPI), lugares para que se diviertan los chicos y precios -según promete la AAP- accesibles para un grupo familiar. Y en el sector más cercano al quincho de remonta, del lado del acceso por la calle Arguibel, se encontrará el patio de los equipos, con estructuras fijas, más amplio e iluminado y con un jardín.

La música, presente: el año pasado tocaron Los Totora
La música, presente: el año pasado tocaron Los Totora Fuente: LA NACION - Crédito: Rodrigo Néspolo

Para el público habrá dos tipos de entradas. Las válidas para mirar los partidos, cuyo valor más bajo en las primeras fechas será de 450 pesos (tribuna Dorrego central), y la novedad de las "after polo", también de $ 450, que permitirán ingresar al predio a las 19 y están dirigidas a esa creciente cantidad de consumidores que acuden a Palermo por una cuestión social más que deportiva. De hecho, fue necesario catalogar el Argentino Abierto como acontecimiento social y no solamente deportivo para que esas personas puedan ingresar una vez concluidos los encuentros de polo, algo que un evento únicamente deportivo no permite.

"Lo que hoy exige la audiencia es más una experiencia que un partido de polo", explicó a LA NACION Delfín Uranga, el vicepresidente de la Asociación (el presidente, Eduardo Novillo Astrada -h.-, se encuentra de viaje de trabajo en Qatar), entusiasmado por la respuesta del público en los grandes encuentros de este año. "Por el G-20, con un fin de semana sin torneo [sábado 1 y domingo 2], estamos haciendo la prueba de meternos más a diciembre con el fixture y hay buena repercusión en venta de tickets, sobre todo por parte de extranjeros. Queremos ver si es un tema de fechas. Algo está pasando porque está viniendo más gente: para la final de Tortugas hubo una hora de fila y para la de Hurlingham hubo récord de tickets vendidos en la historia del club. Acá, en Palermo, va a haber más contenido entre el predio, lo gastronómico y los artistas, para traer a un público que estaba dormido", contó el directivo. Por caso, antes la AAP habilitaba el predio a las 13, y por la demanda ahora lo hará a las 12, "para que la gente pase todo el día acá", justificó Uranga.

Además, en la cabecera de la cancha 2 que da a la calle ubicada entre ambos campos de juego, existirá un espacio que durante las jornadas de competencia será la sala de prensa pero en los demás días servirá como espacio de trabajo co-working para cualquier persona.

Otro motivo de optimismo es el ingreso comercial por auspicios, que en contramano de la situación económica del país, se presenta favorable, mejor que el año pasado. "Nos fue muy bien. Se relanzó el interés por el polo en marcas importantes, y las tradicionales confirmaron su presencia y en algunos casos lo hicieron a más largo plazo, dos o tres años. Incluso respetaron los acuerdos a pesar de que el dólar subió. Y una de ellas está haciendo comunicación del torneo en televisión abierta, lo cual nos ayuda con la difusión", celebró el vicepresidente de la AAP.

Se avecina el Argentino Abierto. Un certamen que encuentra su origen 125 años atrás, pero que está en pleno proceso de renovación.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?