Suscriptor digital

Brainstorming: 8 ideas que rompieron el molde

Pablo Villani
Pablo Villani Crédito: Fabián Malavolta
(0)
14 de noviembre de 2018  

Brandtrack

El servicio de musicalización argentino que suena fuerte

Las compañías que ofrecen servicios de musicalización para locales comerciales siguen utilizando dispositivos físicos. Por eso, Juan Pablo Villani y Santiago Lagier desarrollaron una app que, con inteligencia artificial, facilita la reproducción de canciones sincronizadas dentro los locales comerciales, salones o establecimientos de una misma compañía. Ese desarrollo, sumado a la curaduría musical, es la esencia de Brandtrack, el servicio de musicalización que ya utilizan más de 300 empresas, entre las que se destacan grandes firmas del retail, hotelería y gastronomía. "Ayudamos a unificar la música en todas las tiendas y permite que te quedes tranquilo y sepas que donde querés que suene tango, está sonando tango y no un reggaeton", ejemplificó Villani.

El emprendedor destacó que otros de los diferenciales respecto de servicios como el de Spotify, además de la tecnología y la sincronización, está en la selección especializada. "Tenemos DJ especializados en branding y en cómo la música afecta el estado de ánimo del consumidor", describió, y agregó que el éxito del servicio se debe a que las marcas son cada vez más conscientes de que deben entender que la experiencia que brindan y la música son componentes fundamentales.

"¿Cómo hacen para saber cuál es la música que va mejor con cada marca?", preguntó la periodista Martina Rua, moderadora del panel. "Hay muchos estudios que ayudan a entender psicológicamente cómo los ritmos afectan a los seres humanos", explicó Villani, quien anunció que ya se encuentran en proceso de desembarco en España y buscan expandirse a Brasil y Estados Unidos.

El licenciado en Administración de Empresas y exlíder del desembarco de PedidosYa en la Argentina, reconoció ante el auditorio que Brandtrack no se originó gracias a un "momento Eureka". "Mi socio, Santiago, es DJ y pasaba música en boliches y eventos de marcas de moda. Los gerentes le decían 'qué buena estaba la música' y le pedían un pendrive con la selección. La tercera vez que le pasó esto dijo 'che, acá hay un negocio'", contó entre risas, y dijo que forma de impulsar la creatividad está en la conexión con las cosas que no le gustan. "Mi mejor forma de ser innovador está en hacer cosas que me hagan sentir incómodo", destacó.

Lucila Anderson
Lucila Anderson Crédito: Fabián Malavolta

Pick a Toy

Alquiler online de juguetes, la opción para no acumularlos

Lucila Anderson es licenciada en Sistemas y trabajó en grandes consultoras y empresas de tecnología y telecomunicaciones. Su vida tenía poco que ver con los juguetes, hasta que tuvo a sus dos hijos... y los empezó a acumular. Con dos amigas empezaron a hablar de esta situación hasta que decidieron poner manos a la obra y crearon Pick a Toy: una tienda online de alquiler de juguetes para chicos de seis meses a tres años orientada al consumo responsable.

"El objetivo es que puedan acceder a los juguetes, pero que lo tengan por el tiempo que les interesa", destacó la emprendedora, y señaló que el margen de edad elegido fue a partir de los fuertes cambios que tienen los niños a esa edad en su crecimiento y, en consecuencia, de los juguetes que utilizan. Cada padre o madre puede seleccionar el juguete que quiere para su hijo por un tiempo determinado y renovar ese alquiler. La oferta está segmentada por categorías y estilos, según el tipo de habilidad que los padres quieran que sus hijos desarrollen. "La idea es una alternativa a la acumulación de juguetes en desuso y mantiene a los niños activos para que aprendan jugando", describió.

A la hora de armar el plan de negocios, Anderson explicó que se inspiraron en otros modelos implementados en el exterior. "Siempre hay que mirar afuera, lo hicimos desde el primer momento en que nos empezamos a preguntar qué hacer con los juguetes", explicó y afirmó que el alquiler es una tendencia que pisa fuerte en el mundo.

Una de las principales complicaciones para el funcionamiento de Pick a Toy en la Argentina es la logística. Aunque el objetivo a largo plazo es transformar a la tienda en un servicio de gran escala, lo cierto es que aún están trabajando para mejorar el sistema de distribución. "La ventaja es que hoy nos encontramos con el cliente cara a cara y nos da feedback, eso nos suma un montón en este momento", describió. Al momento, el servicio llega a provincia de Buenos Aires. En el largo plazo, las tres socias esperan alcanzar todo el país para lo que están estudiando la manera de hacerlo. "Estamos viendo si trabajamos con un modelo de franquicias o de inyección de capital. Estamos buscando inversores, así que, quienes estén interesados, serán bienvenidos", concluyó Anderson.

Guido Dodero
Guido Dodero Crédito: Fabián Malavolta

The Break Club

El espacio que invita a romper todo y liberarel estrés

Guido Dodero es coach ontológico y quería ofrecer un servicio que le permitiera incomodar a los demás, sacarlos de su rutina y ponerlos en contacto con sus emociones desde lo físico. En esta búsqueda es que surgió The Break Club, un espacio ubicado en el barrio porteño de Colegiales en el que, sencillamente, cualquiera puede ir y romper cosas para liberar el estrés.

Muchos se acercan después del horario de oficina. Al llegar, son recibidos en un living con un ambiente más ligado al de un after office. Luego, se los hace pasar a un espacio que se denomina dressing room en el que se sacan su vestimenta ejecutiva y se ponen el "uniforme breaker" que consiste de un mameluco, guantes y casco de seguridad. Luego, se les da un bate de béisbol y al ritmo de AC/DC empiezan a destruir vajilla, electrodomésticos viejos, en definitiva, todo lo que se les interponga en el camino en un ambiente especialmente diseñado para eso.

"No existía nada parecido", sostuvo Dodero, quien también destacó cómo es el proceso que vivieron muchos de sus clientes. "Todos llegan con mucho entusiasmo y ganas de romper, pero cuando ya están preparados con el bate en la mano y arranca la música les agarra una cosita en el fondo", destacó.

Dodero explicó que esa sensación está directamente vinculada a la conexión física que los seres humanos tienen con sus emociones. "La experiencia pasa a ser un disparador de todos los sentidos. The Break Club termina siendo una experiencia más física de lo que se cree", aclaró, y agregó que el trabajo con el cuerpo ayuda a generar un reseteo mental para volver a las raíces. "Se trata de ver qué siento y qué me pasa con esa adrenalina", explicó.

Al espacio ya se acercaron tanto grupos de amigos y familiares como equipos de trabajo que organizan la experiencia en particular para realizar trabajos en equipo o bien liberar el estrés después de concretar un proyecto importante. El final de la experiencia de The Break Club se da en un espacio tranquilo, que tiene como objetivo bajar las revoluciones y generar un ambiente ameno de descanso para los participantes.

Danil Tchapovski
Danil Tchapovski Crédito: Fabián Malavolta

Juegos Mentales

Las salas de escape que eligen las empresas

Danil Tchapovski nació en Kazajistán. A los cuatro años se mudó con su familia a la ciudad de Barnaul, capital de Siberia, y en el 2001 volvió a trasladarse, pero hacia el otro lado del mundo: la Argentina. Desde que llegó al país, Tchapovski hizo de todo. Fue lavacopas, cadete, administrativo, trabajó en un call center y hasta hizo las veces de profesor de danza. "La vida de migrante es difícil, uno llega a un lugar distinto, sin saber el idioma y en el camino va aprendiendo, innovando, tratando de emprender para sobrevivir", reconoció Tchapovski, quien a los 16 años comenzó a estudiar en el Instituto de Capacitación Aduanera (ICA), donde se recibió de agente de transporte aduanero, despachante de aduana y técnico superior en comercio exterior.

A esta experiencia le suma un par de emprendimientos y negocios fallidos, uno de ellos, la dirección de una empresa extranjera de pago electrónico cuya operación local no prosperó. Su última iniciativa fue crear Juegos Mentales, una firma de salas de escape que comenzó en el barrio de San Telmo. "Hoy somos una empresa de entretenimiento. Ofrecemos un formato distinto para personas que quieran hacer trabajo en equipo", destacó.

Estos equipos ingresan a una habitación de la cual tienen una hora para salir. "Me pareció una actividad distinta por las sensaciones que te provoca estar dentro de un juego que tiene un objetivo claro", explicó. La oferta está preparada para dos tipos de actividades. Por un lado, familias o grupos de amigos que quieren pasar un buen momento y, por otro, empresas que llevan a sus equipos a realizar ejercicios de team building. "En un espacio cerrado se puede ver el alma y cuáles son las cualidades y los roles de cada una de las personas", describió.

Los más de 20 años que Tchapovski lleva en la Argentina hacen que no pueda ser neutral: "Yo amo a este país. Desde afuera a los argentinos se los ve como personas muy familiares, amigables y cariñosas", aseguró y aclaró que él convive con sus dos mitades, "la más conservadora y la más latina y liberal". A modo de consejo, animó a todos los asistentes a trabajar en lo que desean y a entender que la motivación está en la autosuperación. "La innovación es el futuro", cerró.

Vista Alegre

La cereza quiere ser la "próxima Vaca Muerta"

Carlos Enriquez es tercera generación de la familia fundadora de Moño Azul -una de las firmas frutihortícolas más antiguas de la región del Alto Valle- e ingeniero agrónomo con un MBA en dirección de empresas. Hoy es socio gerente de Vista Alegre, empresa que fundó junto a su socio y amigo Alfredo Poli en 2012 y que se dedica al desarrollo de la cereza, producción a la que Enriquez describió, sin titubear, como "la próxima Vaca Muerta de la Argentina".

"Vengo de una familia de tradición de la fruticultura y nos pareció una buena idea, porque, ¿a quién no le gusta la cereza?", destacó ante el auditorio, y explicó: "Decidimos armar este emprendimiento de alto impacto para Neuquén, provincia que tienen condiciones excepcionales para desarrollar este tipo de cultivo". A las condiciones geográficas, el emprendedor sumó como fuerte del negocio las oportunidades de mercado: "China va a ser el gran motorizador del crecimiento. Hoy son 350 millones de personas de clase media y se estima que, en cinco años, serán 650 millones", destacó.

Al momento, la compañía produce 300 millones de cerecitas y genera 700 puestos de trabajo. "Para que tengan una idea, si uno pusiera los árboles de cereza en fila, formarían un cerco de 750 kilómetros", describió. Por otro lado, la apertura al mercado chino, para la cual se encuentran trabajando, permitiría generar 100.000 puestos de trabajo, la misma cantidad de empleados que tiene Chile en este segmento en el que se posicionó como el principal oferente. "Este último año charlamos con el propio presidente Mauricio Macri sobre el proyecto y se entusiasmó por el impacto social que tiene para la Argentina", sostuvo Enriquez.

El ingeniero agrónomo aseguró que para lograr una producción como la que hoy poseen en Vista Alegre se necesita mucho sacrificio y, a su vez, mucha inversión en tecnología. "Se necesita innovación para producir un producto que sea realmente adecuado para el mercado", describió.

Consultado por José Del Rio, secretario general de Redacción de LA NACION, por su fórmula para la innovación, Enriquez aseguró que innovar es transformar el sueño en realidad y para eso "hay que canalizar la energía que uno tiene en acción".

Pueblos Originales

Una invitación a conectar con las culturas

"Romper el molde con culturas que estaban en peligro de extinción" fue el motor que impulsó a Diego Noriega, emprendedor serial y cofundador de Alamaula.com, a cofundar Pueblos Originales, una compañía que ofrece experiencias turísticas en distintas comunidades del país. "Decidimos armar una compañía entre blancos y originarios para llevar al mundo culturas ancestrales con formas y estilos de vida que los blancos tenemos que aprender", describió Noriega, quien destacó que el nombre nació de un brainstorming y que está directamente relacionado con la intención de "dar vuelta la tortilla para cocrear y generar confianza".

"Los verdaderamente originales son ellos, nosotros ponemos el e-commerce, los procesos y el espíritu de escala", describió, y destacó que "los originarios trabajan por 10 centavos de dólar, por lo que esta transformación significa multiplicar sus ganancias por 100". En un primer momento, pensaron que lo mejor sería que la experiencia se dé de manera individual. Pero en la práctica se dieron cuenta de que lo mejor era que un miembro de estas comunidades acompañe al viajero en todo su proceso. Ellos son quienes reciben a la persona en el aeropuerto y la acompañan en todos sus recorridos. "En la experiencia van contando su cultura, que la llevan con orgullo. Se trata de un viaje totalmente diferente para aquellos que vienen del mundo corporativo. Por eso, en vez de pagar pasajes a Miami, nosotros los invitamos a conocer mejor lo nuestro", explicó.

Noriega es conocido en el ecosistema emprendedor por Alamaula. Sin embargo, en su participación en el evento de Innovación destacó que vender su compañía a eBay no lo hizo más feliz, y contó que, tras la venta, intentó crear "el Airbnb de América Latina", pero el proyecto no funcionó. "Me di cuenta de que tenía que trabajar en cosas trascendentales y con espíritu asociativo. Otra Argentina es posible si somos parte del cambio y lo hacemos en comunidad", insistió, e hizo hincapié en la importancia de asociarse, hacer networking y no emprender solo. "Es importante compartir las ideas y asociarse con personas que sean complementarias, con los mismos valores, pero con un know how diferente, para que juntos puedan emprender con entusiasmo y coraje", concluyó.

NotCo

La aplicada a la producción de alimentos veganos

"Nuestro propósito es hacer los alimentos que nos gustan de una manera diferente y sacar al animal de la ecuación", definió Sebastián Álvarez, country manager de TheNotCompany (NotCo) en la Argentina y responsable del roll out de sus productos a América Latina. Se trata de una empresa foodtech que combina el uso de inteligencia artificial (IA) con ciencia alimentaria para crear alimentos sustentables, sabrosos y accesibles a partir de vegetales. "Cuando alguien quería pasar a una alimentación vegana tenía que hacer un sacrificio importante, porque no sé si a alguien le gusta realmente la milanesa de soja", bromeó el licenciado en Administración de Empresas, quien trabajó durante más de 20 años en Unilever en posiciones relacionadas al marketing y las finanzas.

El principal objetivo de la compañía es evitar que los consumidores tengan que hacer sacrificios en su alimentación. "La mayonesa tiene el mismo sabor que la tradicional y no tiene huevos ni conservantes. En sus ingredientes van a leer productos de la naturaleza como garbanzos o aceite. Está creada a partir de la información que obtenemos de la inteligencia artificial", añadió. La NotMayo ya está presente en el mercado chileno y esperan que desembarque en la Argentina en enero. "Pensábamos hacerlo mucho antes, pero la devaluación nos complicó las cosas, aunque ya tuvimos muy buena recepción de los retailers", destacó Álvarez.

En Chile, la mayonesa ya alcanzó el 10% del mercado total y, próximamente, esperan que suceda lo mismo con el resto de sus desarrollos: NotMilk, NotCheese y NotYogurt. "Los dos grandes del mercado ya nos mandaron cartas para comprarnos", confesó Álvarez, y aclaró que, desde la empresa, les dijeron que no. "Aún tenemos mucho para hacer y una venta afectaría la capacidad de desarrollar la industria alimenticia, que no innova desde hace años", explicó.

El fondo Kaszek Ventures ya invirtió en NotCo. Sin embargo, Álvarez aseguró que necesitan más fondos para incentivar la investigación y creación de nuevos alimentos. "La inteligencia artificial da la receta para combinar los vegetales de la mejor manera, pero lo difícil es escalar, para eso necesitamos capital", aclaró y concluyó: "El objetivo es ser la Danone o la Unilever de los millennials".

Grupo SET

Lo que las pymes les pueden enseñar a las grandes firmas

"Cuando empecé mi carrera nunca pensé que iba a poder aprender tanto de dos mundos en los que siempre estuve involucrado: el de las pymes y el de mi abuela", confesó Jonatan Loidi, CEO de Grupo SET, firma que brinda consultoría a empresas, entre otros servicios. En una presentación especial para el evento de Innovación, Loidi explicó que muchas empresas grandes desean parecerse a las pequeñas por la velocidad con que estas incorporan cambios y ejecutan procesos, y, sobre todo, por su capacidad de resiliencia. "Las pequeñas firmas tienen el cambio asumido", afirmó, y destacó que muchos CEO de firmas multinacionales están llamando a los gerentes generales de pequeñas y medianas compañías para entender cómo trabajan la innovación puertas adentro.

Esa es la primera enseñanza que compartió con el auditorio. La segunda estuvo relacionada con la historia de su abuela, quien tenía la movilidad reducida, pero, cada tres meses, debía realizar un pago con su tarjeta de débito para dar cuenta de su supervivencia. Para eso, necesitaba que alguien la ayude a ir a la farmacia. Al detectar esto, su farmacéutico le propuso acercarse a su casa con el posnet inalámbrico para que pudieran efectuar una compra. "¿Cuál es la probabilidad de que mi abuela cambie de farmacéutico? Ninguna. ¿De que le pelee el precio? Ninguna. ¿De que lo recomiende a sus amigas? Alta", reflexionó Loidi y agregó: "La innovación está en mejorar pequeños problemas que para la persona son importantes". Con estos ejemplos recomendó a los ejecutivos presentes trabajar la observación y, sobre todo, hacer ese trabajo en equipo. "Involucrar a todos tiene un beneficio adicional: si la idea prospera, se van a sentir orgullosos y responsables del proceso", explicó.

Por último, hizo hincapié en la importancia de que toda idea o plan innovador esté alineado con procesos y valores de triple impacto para la sociedad, para la organización y para las personas que trabajan dentro de ella. "La innovación genera valor en el negocio y, cuando la historia es buena, seguro llegue a más personas. Por ejemplo, el farmacéutico no solo fidelizó a mi abuela, también hizo que ella lo recomendara a sus amigas y que yo, su nieto, hable de él en el evento de innovación más grande de la Argentina", concluyó.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?