Suscriptor digital

Con una señal, el BCRA aceleró la baja de tasas sin que tenga impacto sobre el dólar

Redujo de 65 a 60% el mínimo indicativo que ofrece a los bancos; la tasa que paga por las letras de liquidez cayó de 65 a 63,3%
Redujo de 65 a 60% el mínimo indicativo que ofrece a los bancos; la tasa que paga por las letras de liquidez cayó de 65 a 63,3% Fuente: Archivo
Javier Blanco
(0)
15 de noviembre de 2018  

Con solo una señal, el Banco Central (BCRA) dio ayer un mayor impulso al proceso bajista que ensayan las tasas en la plaza local una vez superada la corrida cambiaria. Fue al favorecer condiciones para que el tipo de interés de referencia, fijado por lo que paga al colocar letras de liquidez (Leliq) entre bancos, cayera en 175 puntos en el día, duplicando el ritmo al que venía retrocediendo en este ciclo, que lleva 8 ruedas consecutivas.

La señal consistió en bajar -por primera vez desde la vigencia del nuevo plan- del 65 al 60% anual la tasa mínima indicativa que se compromete a pagar cada vez que convoca a los bancos a subasta por esos títulos, algo que venía evaluando en los últimos días, como adelantó anteayer LA NACION.

Así favoreció un recorte del 65,04% al 63,29% (y abarató en casi 5 puntos el costo de la deuda pactada hace 8 días al 68,20%), lo que no le impidió cumplir con su objetivo de absorción del día, ya que buscaba renovar al menos títulos por $120.000 millones (de un vencimiento total de $ 167.158 millones) y terminó colocando por $ 174.745 millones. Y concretó una esterilización extra por $5500 millones que le permite mantenerse sobrecumpliendo cómodo su meta.

Esto indica a su vez que, de haberlo pretendido, la baja en la tasa pudo haber sido aún mayor.

Empero, el dato sustancial fue que la aceleración a la baja en las tasas no hizo mella finalmente sobre el dólar , más allá de haberlo impulsado al alza por algunas horas.

El billete, que arrancó la rueda cotizando a $35,98 para la venta mayorista (-7 centavos de su cierre previo), comenzó a subir una vez conocido el recorte en la tasa por impulso de una mayor demanda hasta tocar $36,32 después del mediodía. Sin embargo, al llegar a ese nivel (que significaba un repunte del 0,7% en el día y del 2,6% desde el mínimo de $35,40 del viernes) fue la oferta la que prevaleció y comenzó a presionar a la baja al billete, que finalizó a $35,90, es decir, cayó 15 centavos (0,41%) en el día.

Según algunos operadores, la baja de la segunda mitad de la rueda fue en parte propiciada por ventas para jugar con el cambio de referencia de $35,8850 que regía para suscribir con pesos letras del Tesoro (LETE) en dólares. "Arriba de $36 se notó que aparecieron ventas con ese destino", apuntó Fernando Izzo, de ABC Mercado de Cambios.

Para los analistas, el comportamiento de ambas variables en la jornada estaría demostrando que "sobra tasa".

"La baja en la tasa de la Leliq indica que a los bancos les sobra liquidez. Eso estimula la competencia por acceder a este parking bien rentado y hace caer las tasas. Y si tiene liquidez es porque repuntó la demanda de activos remunerados en pesos, lo que permite que esta baja de tasas no afecte mucho al dólar, aunque deberá calibrarlo", explicó Eric Ritondale, de EconViews.

"Con expectativas de devaluación ancladas y bancos líquidos por freno al crédito y fuerte aumento de los plazos fijos, el BCRA tiene vía libre para bajar la tasa en cuotas hasta 60% cumpliendo con su meta monetaria. Pero hacia adelante, con bancos teniendo que compensar con renta por spread la mayor mora en sus carteras, para evitar que la baja de la Leliq pegue fuerte sobre las tasas pasivas, será clave que el BCRA comience a bajar los encajes no remunerados", advierte Federico Furiase, del Estudio Eco/Go.

Según un informe de Ramiro Castiñeira, de Econométrica, que apunta a mostrar cuán lejos se está aún de la normalidad pese a lo progresado en los últimos 45 días en la estabilización del mercado, la tasa que el BCRA paga por su deuda para regular la oferta monetaria debería caer al 32% anual para que su impacto sobre los agregados monetarios no tenga efecto inflacionario. De otra manera, es esconder emisión espúrea pasada en el "placard" del BCRA.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?