Suscriptor digital

El oficialismo acordó impulsar un proyecto para que los jueces paguen ganancias

Fuente: LA NACION - Crédito: Fabián Marelli
Laura Serra
(0)
14 de noviembre de 2018  • 21:35

El oficialismo en la Cámara de Diputados acordó esta tarde incluir en el temario de su última sesión del año un tema por demás polémico: el proyecto que presentó el radicalismo por el cual se dispone que los jueces, funcionarios y empleados judiciales, tanto nacionales como provinciales, paguen el impuesto a las ganancias.

La iniciativa en cuestión genera un indisimulado nerviosismo en el Poder Judicial. Por de pronto, la Corte Suprema resolvió que el próximo 27 de este mes se expedirá sobre el tema a raíz de la medida cautelar que interpuso la Asociación de Magistrados en contra de la ley que obliga a los jueces incorporados en 2017 a pagar el tributo. Sin embargo, la Cámara de Diputados se le adelantaría una semana al máximo tribunal y avanzaría con el proyecto, aunque le incluirá modificaciones para que el impacto de la medida sea progresivo y no provoque el rechazo in limine de la Corte Suprema.

De hecho, mañana los principales referentes de los bloques de la Cámara baja recibirán a representantes de la Asociación de Magistrados para intentar acercar posiciones.

"Nuestra intención es agregar un segundo artículo por el cual se establece una deducción especial para el Poder Judicial -explicó el diputado radical Luis Borsani, autor del proyecto-. Mediante este mecanismo se incluirá a todos los magistrados como obligados al pago del impuesto, se le reconoce a cada uno la intangibilidad de su actual sueldo neto y se prevé una incorporación paulatina de su salario a la base del impuesto a partir de los aumentos que se produzcan desde la vigencia de la ley."

"Al crearse una deducción especial cristalizada en el tiempo, en pocos años la base del impuesto se irá incrementando, sin que se afecte de forma inmediata el poder adquisitivo y capacidad de pago de los magistrados, funcionarios y empleados judiciales", agregó el legislador.

En buen romance, esta "deducción especial" del impuesto a las ganancias se aplicaría sólo sobre los futuros aumentos salariales que perciban los miembros del Poder Judicial. Según Borsani esta fórmula respetaría la intangibilidad de los sueldos de los jueces, mandato establecido en la Constitución Nacional.

Justamente, la intangibilidad de los salarios de los magistrados fue el argumento que esgrimió el pasado fin de semana el presidente de la Corte Suprema, Carlos Rosenkrantz, para poner en tela de juicio los proyectos que se presentaron en el Congreso para que el Poder Judicial pague sin más el impuesto a las ganancias.

"La sociedad argentina se convenció de que los jueces buscan proteger un privilegio -sostuvo Rosenkrantz durante una entrevista con este diario-. No es la consagración de un privilegio, sino cómo se hace para que los jueces paguen ganancias sin que su sueldo de bolsillo se vea reducido."

Borsani sostiene que esta nueva propuesta podrá conciliar las dos tensiones: por un lado, el reclamo social para que el Poder Judicial pague el impuesto a las ganancias y, por el otro lado, el respeto a la intangibilidad de los salarios de los magistrados. Además, permitirá solucionar la inequidad que existe entre los nuevos magistrados (obligados por ley a pagar el impuesto plenamente) y quienes revisten ese cargo desde antes de 2017, que permanecen exentos.

Tal como publicó este diario, en la actualidad solo 12 jueces pagan este tributo en todo el país. Esto representa al 1% de los magistrados federales y nacionales, según datos oficiales. Además, un porcentaje similar de los 20.000 trabajadores judiciales tributan ese gravamen. Lo recaudado está muy lejos de los $10.000 millones que se priva el Gobierno de recaudar si el impuesto se aplicara sobre la totalidad del Poder Judicial.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?