Suscriptor digital

"Che, acabo de recibir un disparo": balearon en un asalto a un repartidor de una empresa de delivery y está grave

Kevin Sanhuesa, de 27 años y estudiante de arquitectura, fue asaltado mientras hacía una entrega para la empresa Glovo
Kevin Sanhuesa, de 27 años y estudiante de arquitectura, fue asaltado mientras hacía una entrega para la empresa Glovo Crédito: Archivo
(0)
18 de noviembre de 2018  • 20:50

Un joven universitario fue baleado mientras trabajaba como repartidor de la empresa de "delivery online" Glovo. El hecho ocurrió en La Plata cuando el joven, de nombre Kevin, se disponía a hacer una entrega. La bala impactó en el pecho del joven, que fue internado en el Hospital San Martín y se encuentra grave.

Las fuerzas de seguridad creen que se trató de un asalto. Hasta el momento no se halló a los responsables, pero la policía bonaerense trabaja en un operativo cerrojo.

Según informaron medios locales, los compañeros de Kevin recibieron un mensaje suyo luego del asalto: "Che, che, acabo de recibir un disparo", les dijo según publica el medio bonaerense Infocielo.

Luego un cliente avisó al grupo de whatsapp con el celular de la víctima. "Loco: estoy acá con un compañero de ustedes, que venía en bicicleta y le acaban de pegar un tiro. Estamos en 16 entre 42 y 43", dijo en un audio.

Desde el sindicato de motociclistas, mensajeros y servicios informaron que sus afiliados "se autoconvocaron por el grave hecho de inseguridad sufrido por el trabajador de Glovo".

En diálogo con LA NACION, la empresa dijo: "Glovo se puso en contacto con la familia del joven y se encuentra a disposición para acompañarlos en este duro momento. Al mismo tiempo, la empresa entrará en diálogo con las autoridades de seguridad para manifestar su preocupación y colaborar con ellas en el esclarecimiento de los hechos."

Asimismo, desde la empresa expresaron que, en términos de seguridad y frente a los sucesos delictivos ocurridos en el último tiempo, el equipo de Operaciones de Glovo tomó diversas medidas entre las que figuran el seguimiento de las denuncias y las alertas realizadas por parte de repartidores y la reducción de las zonas de mayor riesgo donde la aplicación se encuentra disponible.

"La compañía reconoce la solidaridad de los repartidores que estuvieron al lado de la familia desde el primer momento y se pone a disposición de las autoridades locales para colaborar con el esclarecimiento de lo ocurrido", concluyeron.

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?