Suscriptor digital

Inés Estévez contó los avances de su hija Vida en un conmovedor relato

La pequeña, de 8 años, tiene un retraso madurativo; hasta hace un tiempo le costaba comunicarse y moverse sola, pero hoy habla y se moviliza por sí misma
La pequeña, de 8 años, tiene un retraso madurativo; hasta hace un tiempo le costaba comunicarse y moverse sola, pero hoy habla y se moviliza por sí misma
(0)
23 de noviembre de 2018  • 13:23

Inés Estévez es actriz y madre presente de sus dos niñas, Vida, de 7 años, y Cielo, de 8 . Desde su cuenta de Instagram refleja sus ocurrencias, pero también los avances de la menor de ellas, quien tiene un retraso madurativo que, hasta hace un tiempo, le impedía movilizarse por sí sola y hablar con fluidez .

Ayer, la actriz relató, de una manera muy tierna, que la pequeña la sorprendió con un "hello" como bienvenida, que le pidió un "cambio de look" y que se duchó por primera vez sola. Estevez, además, adjudicó todos esos pequeños grandes logros no sólo al amor, sino también a su decisión de enviarla a una escuela inclusiva.

"Llego de un día de 72 horas y me dice 'jelóu, pintame las uñas de anaranjado y cortame el pelo como cuando era chiquitita', busca la foto en cuestión y me va dando directivas", escribió la actriz en el conmovedor posteo que subió a Instagram.

"Luego no se banca el jopo pero consigue un par de hebillas, arma una mochila 'para este verano', me pregunta como se dice 'chau' en inglés, y se va a dormir feliz con la bikini que le regalé puesta. Antes de caer rendida agrega 'te amo mucho mami. Bái (sic)', y hoy se duchó sola por primera vez. Soy buena peluquera, pero conseguir la permanencia del 1er grado y pasar a escuela común con integración es lo mejor que pude haber hecho por ella", explicó.

Estévez, quien en el verano hará temporada en Villa Carlos Paz con la obra Brujas, suele apoyar las campañas para la difusión del autismo y de patologías relacionadas con los retrasos madurativos. En ese sentido, cerró su tierno posteo con un mensaje contundente: "Ni la ley, ni el entorno, ni quienes la rodeaban estaban a favor de esta movida. Hay que cambiar las miradas. Hay que cambiar normativas. Hay que contemplar las singularidades #hablemosdeinclusion".

Vida y Cielo fueron adoptadas en 2011 por Estévez y Fabián Vena, quienes en ese entonces eran pareja. En 2016, la actriz contó que Vida tenía una especie de retraso madurativo, inclasificable: "Aclaro que tengo una hija que no es autista, pero tiene una condición madurativa tan compleja como eso. Quizá mayor, porque es inclasificable. Es decir, no hay manual que acompañe el caso (...). Tiene la incapacidad de hablar (...). Es incapaz de comer, hacer pis, beber, taparse y destaparse en la cama o sacarse los zapatos por sí sola. No puede decirnos cuándo tiene hambre o frío o le duele algo. Somos tremendos necios si no aceptamos que tiene una incapacidad".

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?