Suscriptor digital

Emmanuel Macron llegó de capa caída y con muchos frentes internos

Fuente: LA NACION - Crédito: Santiago Filipuzzi
Natalia Pecoraro
(0)
28 de noviembre de 2018  • 21:01

Intentó desactivar las protestas de los "chalecos amarillos" antes de viajar. No lo logró. El presidente de Francia, Emmanuel Macron , llegó hoy a la Argentina en una visita oficial. A más de 10.000 kilómetros del Elíseo, se reunirá mañana con Mauricio Macri y participará el viernes y el sábado de la Cumbre de Líderes del G-20 .

Antes de abordar el Airbus A330-200 de la flota presidencial francesa rumbo a Buenos Aires, Macron pronunció el martes un discurso en el Palacio del Elíseo en el que defendió la decisión de subir los impuestos al diesel y a la nafta para alentar el uso de transporte amigable con el medioambiente, pero también admitió la necesidad de "abrir el diálogo" con la sociedad. Como única concesión, anunció que el gobierno ajustará las tasas a la fluctuación del precio del petróleo, para evitar que coincidan dos subas y que se vuelva una carga excesiva para los consumidores.

Así llegaba Emmanuel Macron al país

01:27
Video

"No hay que renunciar al rumbo de la transición ecológica, que es justa y necesaria, pero se trata de cambiar de método, porque muchos pensaron que se les imponía desde arriba y que no se les aportaban soluciones", sostuvo Macron. Las protestas, que llevaban dos semanas sin líder claro ni consigna clara, no se detuvieron.

Según una encuesta de la consultora Opinion Way para el canal de televisión LCI, la cadena de radio RTL y el diario Le Figaro, dos de cada tres franceses apoyan las protestas de los "chalecos amarillos" y ocho de cada diez creen que son "insuficientes" las medidas anunciadas por Macron.

Con ese frente interno, el presidente francés aterrizó en Ezeiza a las 20.30. Al pie del avión no había ningún funcionario para recibirlo. Les dio la mano a dos trabajadores aeroportuarios. Uno vestía chaleco amarillo. Junto a su esposa, Brigitte Trogneaux, caminaron por la alfombra roja y cuando estaban subiendo al auto llegó -demorada- la " greeting party". La vicepresidenta Gabriela Michetti ; el secretario de Relaciones Exteriores de la Cancillería, Daniel Raimondi, el embajador francés en la Argentina, Pierre Henri Guignard, y su pareja, María del Carmen Boue-Guignard, les dieron la bienvenida.

El presidente francés, acompañado por Guignard, será recibido mañana en la Casa Rosada por la Fanfarria Militar Alto Perú del Regimiento de Granaderos a Caballo General San Martín. Luego mantendrá la bilateral con Macri. Será la tercera reunión entre ambos y comenzará a las 12 en el despacho presidencial.

A pesar de que el mandatario argentino sabe que Francia es uno de los principales escollos para un acuerdo comercial entre el Mercosur y la Unión Europea (UE), Macri insistirá en avanzar con las negociaciones. Tras la reunión bilateral, Macron y Macri darán una conferencia de prensa y luego compartirán un almuerzo con sus respectivas parejas, Trogneux y Juliana Awada .

Brigitte Trogneaux conversa con Gabriela Michetti en la pista de Ezeiza

00:42
Video

Crédito: Prensa G-20

Crédito: Prensa G-20

Crédito: Prensa G-20

ADEMÁS

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?