Suscriptor digital

Arrestaron a una activista en la India por mostrar el muslo en una foto

La foto que Rehana Fathima subió a su Facebook y provocó su detención
La foto que Rehana Fathima subió a su Facebook y provocó su detención
(0)
1 de diciembre de 2018  • 03:21

La religión hinduista tiene muchas restricciones para las mujeres a la hora de visitar lugares sagrados, ya que para entrar se le exige, entre otras cosas, que lleven una vestimenta adecuada. El martes pasado, una mujer fue detenida por la policía en la India por postear una foto en Facebook que las autoridades consideraron ofensiva.

Todo comenzó en el templo de Sabarimala en Kerala. Hasta la semana pasada estaba totalmente prohibido el ingreso de mujeres al recinto. Hace algunos días, la corte suprema india revocó esta restricción después de 20 años de batallas judiciales.

Rehana Fathima, una activista, modelo y actriz india se dirigió al lugar junto con otras mujeres para ingresar al templo, pero un grupo de manifestantes en contra de la medida no les permitió ingresar.

Al día siguiente, un grupo que todavía no fue identificado destrozó la casa de la activista. Horas después, la policía llegó a la vivienda y arrestó a la mujer por una selfie que subió a su Facebook donde se podía ver su muslo. La explicación de las autoridades fue que la publicación "hería los sentimientos religiosos".

Fathima se encuentra detenida y las autoridades investigan tanto la foto como la visita al templo, a pesar de que la prohibición a mujeres ya estaba levantada. Quienes acusan a la activista señalan, además, que en la selfie la mujer imitó la pose de Ayyappa, la deidad a la cual homenajea el templo.

Según la doctrina hinduista, varios de los templos de la India buscan preservar la pureza de las deidades, por lo cual la presencia de mujeres que hayan menstruado es prohibida en muchos recintos.

Las mujeres de entre 10 y 50 años no pueden entrar a los templos desde hace varios siglos. Si bien durante casi toda la historia esta prohibición fue de manera informal, fue promulgada como ley en 1972. Ahora, a pesar de que la Justicia india desestimó esta medida hace algunos días, las mujeres todavía no pueden ingresar a algunos lugares sagrados.

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?