Suscriptor digital

Microsoft estaría por abandonar Edge para tener un navegador con el motor de Chrome

El navegador Microsoft Edge debutó en 2015 y hoy está disponible para Windows, para Android y para iOS
El navegador Microsoft Edge debutó en 2015 y hoy está disponible para Windows, para Android y para iOS Crédito: Shutterstock
(0)
4 de diciembre de 2018  • 09:00

Microsoft reemplazará el motor que le da vida a su navegador Edge (conocido como EdgeHTML) y usará, en cambio, Chromium, el motor de código abierto que da vida a Chrome, el navegador más popular del planeta. Así lo reportan The Verge y Windows Central; Microsoft no hizo el anuncio en forma oficial todavía.

Cada navegador tiene un motor gráfico, una pieza de software que toma la información que le envía un sitio web y define cómo la mostrará en pantalla, cómo procesará los comandos que envía y recibe, etcétera, y es la razón por la que un mismo sitio se ve levemente diferente según qué navegador se use para visitarlo; también hay diferencias en el tiempo en que le toma procesar todo eso, y en la cantidad de recursos del sistema que requiere por ejemplo. Google Chrome está basado en Chromium (o mejor, en el motor Blink); Edge, en EdgeHTML; Firefox usa Gecko; Safari usa WebKit (Blink es un derivado de WebKit, que a su vez está basado en otro motor de renderizado de páginas Web).

Microsoft anunció Edge hace tres años, como un reemplazo a Internet Explorer; y aunque fue bien recibido por los analistas y tiene buen desempeño, choca con una realidad: muchos sitios Web están configurados, hoy, para esperar un navegador Chrome del otro lado, y anulan algunas funciones si el visitante no se identifica como tal, o al menos, como un browser compatible con Chrome, que es lo que será el próximo navegador de Microsoft.

La compañía no sería la primera en hacer un navegador basado en Chromium: hace unos años, Opera dejó de desarrollar su propio motor y comenzó a usar Chromium. Pero para Microsoft será un caso particular, terminando con el linaje oscuro de Internet Explorer, pasando a la revitalización con Edge y, ahora, al pragmatismo puro, que se evidencia también en otras acciones, como el centenar de aplicaciones que hace para Android y para iOS, incluyendo el propio navegador Edge para esos sistemas operativos, que debutó hace unos meses y que suma, entre otras cosas, su propio bloqueador de anuncios.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?