Suscriptor digital

Los Macri no se quedaron al margen de los cuadernos de las coimas

Hugo Alconada Mon
Hugo Alconada Mon LA NACION

Columna de hugo Alconada Mon

07:32
Video
(0)
13 de diciembre de 2018  • 21:56

A continuación, los principales conceptos:

  • La declaración de Gianfranco Macri es la encarnación del inicio de la segunda fase de la investigación de los cuadernos : esta fase consiste en que llaman a declarar a todas las personas que fueron señaladas por las confesiones de algunos de los arrepentidos.
  • El caso puntual de Gianfranco Macri, uno de los hermanos del Presidente, junto con su padre, Franco Macri , fueron convocados por su participación en una empresa llamada AUSOL. Ambos tenían que presentarse hoy y lo hizo en Tribunales. Franco Macri, en cambio, no se presentó por problemas de salud.
  • Vamos a aclarar un par de aspectos: ¿Por qué Claudio Uberti tuvo que presentarse? Por un lado Uberti era el embajador paralelo de la Argentina ante Venezuela para los negocios. Es aquel que dijo que Néstor Kirchner y Hugo Chávez sacaron unos bonos que a su vez compraba Venezuela y se terminaron quedando con una fortuna en sobornos. Además en su doble vida como embajador paralelo también era el titular del órgano controlador de las concesiones viales, es decir, el OCOVI. Su función allí era supervisar todas las autopistas y las concesiones viales de la Argentina. Es por ello que a Uberti se lo conoció de inmediato con un apodo particular: "el señor de los peajes". Efectivamente, 15 años después Uberti terminó confirmando que él cobraba peaje y cobraba 150 mil dólares por mes de las distintas empresas concesionarias viales.
  • En esas circunstancias, puesta en esta situación que ya es la segunda fase, lo que hizo el juez es llamar a distintos empresarios que integraban distintas empresas concesionarias viales. En el caso de Gianfranco Macri y de su padre se los convoco por AUSOL y lo que planteó Gianfranco es que no tenía nada que ver. Lo que dijo fue que en un momento en esa concesionaria ,que era Autopistas del Sol, tenían el 23,3% pero luego de 2001 ese 23% pasó al 10%. Luego entró en un fideicomiso y se transformó en un 7% que a su vez eran acciones menores.
  • Añadió que a su vez tenía capacidad de voto por el 2,37% con lo cual lo que terminó diciendo Gianfranco Macri era, que no se sentaba en el directorio, no tenían ni voz ni voto porque solo tenían el 2% y mucho menos que tenían el "timón de mando" como CEO. Incluso es que en ese momento ni siquiera trabajaba para SOCMA porque estaba haciendo un proyecto propio de golf. Entonces lo que dice es que lo están llamando para algo en lo que no estaba metido, no sabía y no le interesaba.
  • Pero esto no es todo lo que de los Macri aparece en los cuadernos. Otro protagonista que está en los cuadernos que adoptó el régimen del arrepentido y empezó a contar es Carlos Enrique Wagner . Él empezó a trabajar en su cargo en 2004 y ahí se integró en el "club" de la obra pública y mencionó a no menos de diez empresas, una de ellas es IECSA. Esta es una empresa que entre 2004 y 2007 cuando tomó el mando Angelo Calcaterra estaba en manos de los Macri, con lo cual, en algún momento en el sector de la construcción IECSA y algunas empresas, los Macri van a tener que dar explicaciones. Franco Macri es por un lado el gran protagonista pero probablemente quede inimputable por demencia senil.

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?