Suscriptor digital

La baja de la edad de imputabilidad genera diferencias en la juventud de Cambiemos

El radicalismo y la Coalición cívica presentaron reparos ante el proyecto del Ministerio de Seguridad
El radicalismo y la Coalición cívica presentaron reparos ante el proyecto del Ministerio de Seguridad
Alan Soria Guadalupe
(0)
9 de enero de 2019  • 16:02

Así como ya generó roces en el Congreso, el proyecto del Ministerio de Seguridad que busca bajar la edad de imputabilidad a 15 años para delitos graves provocó algunas fisuras en la dirigencia joven de Cambiemos.

La iniciativa promovida por el macrismo generó cuestionamientos de la UCR y la Coalición Cívica (CC), que rechazaron un endurecimiento de los procesos judiciales contra los más jóvenes y exigieron al Gobierno de Mauricio Macri más detalles sobre los alcances de los cambios en el Código Penal que hoy son apenas un borrador. Sí hubo coincidencia, sin embargo, en la necesidad de reformar el sistema actual.

"La legislación que tenemos al día de hoy es de la dictadura militar y no respeta la convención del Niño ni nuestra Constitución Nacional. Por lo tanto, hay que encarar una reforma urgente. Seguramente haya puntos a discutir y para eso están los distintos partidos políticos, pero de lo que estamos convencidos es que el Estado tiene que darle una respuesta a las víctimas de homicidios y violaciones pero también un proceso adecuado y con garantías para el supuesto delincuente que al día de hoy queda a merced del juez", dijo en diálogo con LA NACION el director ejecutivo de Instituto Nacional de Juventud, Pedro Robledo.

El funcionario dijo que hoy hay en el país 100 jóvenes menores de 16 años detenidos sin ningún tipo de garantía en juicio. "El sistema que tenemos hoy es una vergüenza para la víctima pero también para quien haya cometido el delito y nuestro gobierno va a cambiarlo", sostuvo.

El presidente de la CC de Córdoba, Gregorio Hernández Maqueda, manifestó su rechazo a una iniciativa que todavía no se conoció en los papeles y recordó que su partido presentó numerosas veces, desde 2002, un proyecto de ley para crear un régimen penal juvenil.

Según esa iniciativa del espacio que lidera Elisa Carrió , que no se trató en el Parlamento, tendrán responsabilidad penal los mayores de 14 años y no de 15 como lo que propone el oficialismo. Sin embargo, los imputados por un delito que tengan entre 15 y 18 años no podrán "en ningún caso" podrá ser juzgada en el sistema penal general.

El propio kirchnerismo, en tanto, había impulsado durante la primera presidencia de Cristina Kirchner un régimen penal juvenil que no prosperó en el Congreso por diferencias dentro del partido. Unidad Ciudadana ya adelantó su rechazo al proyecto oficial.

"No estamos de acuerdo con la baja pura y simple de la edad de imputabilidad. No se puede equiparar [a los menores] con los mayores. Además, el proyecto de Bullrich todavía no está. No vimos nada concreto", sostuvo Hernández Maqueda en diálogo con LA NACION.

Fiel al estilo de su jefa política, el joven abogado fue tajante al definir la iniciativa oficialista como una "bomba de humo de demagogia de derecha" que "se volvió costumbre en el verano".

"Se tiene que juzgar a los mayores por un lado y por el otro a los menores con otro sistema, que no sea el mismo proceso ni que tenga las mismas penas. Los menores tienen que indicar quiénes son los mayores que los inducen al delito y hay que resocializarlos. No se puede aplicar el castigo por el castigo en sí", subrayó.

En tanto, la presidenta de la juventud radical, Luciana Rached, dijo ayer que no quería ver "a los pibes de 15 años en la cárcel".

"El sistema carcelario no prepara al ciudadano detenido, al contrario, lo daña más. Hay que ver qué pasa con ese chico de 15 años que no está con sus amigos y está delinquiendo. Yo no quiero a los chicos presos", dijo en diálogo con El Destape radio.

"Me da la sensación de que quienes se oponen a esta reforma pocas veces pisaron una cárcel o hablaron con una madre a la que le mataron su hijo, la reforma propuesta por nuestro gobierno es necesaria y urgente", señaló, en tanto, Robledo.

El rechazo entre la militancia joven también tuvo su eco en el Congreso, que no está en funciones por el parate de verano. Las opiniones encontradas no se dan solo en el ámbito oficialismo-oposición, sino que hubo sectores del peronismo que avalaron la necesidad de discutir cambios en el Código Penal en lo que refiere a los delitos cometidos por menores de edad.

Por caso, el presidente del bloque de diputados del peronismo no kirchnerista, Pablo Kosiner (Alternativa Federal), se mostró a favor de "modernizar" el sistema de responsabilidad penal de los menores, aunque criticó que el Gobierno haya impuesto el tema en la agenda política en la víspera del inicio de la campaña electoral. En el mismo sentido se había expresado el senador Miguel Pichetto .

En cambio, la izquierda y el kirchnerismo -que denuncia una "bolsonarización" de las políticas de seguridad- no acompañarán la iniciativa, en caso de llegar a debatirse en los recintos.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?