Suscriptor digital

Desconocido por la mayoría, el nuevo mandato de Maduro divide a la región

La vicepresidenta venezolana, Delcy Rodríguez, anunció ayer que Maduro asumirá su segundo mandato mañana
La vicepresidenta venezolana, Delcy Rodríguez, anunció ayer que Maduro asumirá su segundo mandato mañana Fuente: Reuters - Crédito: Carlos García Rawlins
Los países del Grupo de Lima, excepto México, no validarán con su presencia la jura del sucesor de Hugo Chávez; lo respaldan los presidentes de Nicaragua, Bolivia y Cuba
Daniel Lozano
(0)
9 de enero de 2019  

CARACAS.- Un solo presidente sudamericano, Evo Morales , asistirá mañana en Caracas a la investidura de Nicolás Maduro ante el revolucionario Tribunal Supremo de Justicia (TSJ). Del resto de los países, Uruguay y México enviarán delegaciones de segunda línea, mientras que las demás naciones mantendrán la posición de desconocer la legitimidad de Maduro, que una vez más se convierte en fuente de divisiones en la región.

Al margen del gran aliado regional de la Revolución Bolivariana, solo una delegación sudamericana, la uruguaya, confirmó su asistencia a la toma de posesión, aunque todavía quedaba ayer abierta la incógnita sobre la decisión que tomará el mandatario ecuatoriano Lenín Moreno, toda una prueba de fuego. Los dos países están sin embajadores tras el choque diplomático del año pasado, que llevó al sucesor de Rafael Correa a calificar al chavismo de socialismo corrupto.

El resto de los países del subcontinente, desde la Argentina hasta Colombia, pasando por Chile, Brasil, Perú, Paraguay y Guyana, cumplirán el acuerdo alcanzado la semana pasada dentro del Grupo de Lima: desconocimiento y no asistencia.

Todos ellos ultiman las sanciones que impondrán al líder venezolano, que también fue objetado por la Iglesia venezolana, que lo calificó de "ilegítimo y moralmente inaceptable" para la primera magistratura. Un claro distanciamiento del papa Francisco, que había llamado a la concordia.

Pretextos

"La presencia de Uruguay en la jura de Maduro tiene una razón y un pretexto. La razón es que la mayoría del oficialista Frente Amplio apoya al chavismo y el presidente Tabaré Vázquez prefiere no ponerse en contra. El pretexto es que Uruguay reconoce Estados y no gobiernos y que el Grupo de Lima es 'como los autoconvocados' -palabras del canciller Nin Novoa- y carece de institucionalidad", explica Andrés Malamud, politólogo e investigador de la Universidad de Lisboa.

Una asistencia "simbólica", sostiene Malamud, ya que no acudirán ni el presidente, ni el vicepresidente, ni el canciller ni el embajador ante Caracas. Apenas el encargado de negocios, el mismo cuarto nivel de representación que eligió el presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, para salir del enredo. El "hijo de Chávez" sí asistió el 1° de diciembre al banquete posterior a la "toma de protesta" del mexicano.

En Quito también se esperaba con expectativa la decisión del gobierno ecuatoriano, con votación previa incluida en el Parlamento. Diputados afines al expresidente Correa, cuya revolución ciudadana se alineó de forma irrestricta con el chavismo, intentaron forzar una propuesta de solidaridad con Venezuela, pero solo alcanzaron 26 votos a favor, frente a 46 en contra. La oposición contraatacó pidiendo el respaldo para la decisión del Grupo de Lima y pese a salir ganadora, 63 contra 29, no obtuvo los apoyos suficientes para incluirla en el orden del día.

"Es difícil pensar en un régimen más aislado y criticado que el de Maduro en la historia reciente del hemisferio occidental. Deja las relaciones internacionales de Venezuela muy disminuidas, obligando a tejer redes con gobiernos lejanos como China, Rusia y Turquía, que sobre todo están interesados en obtener provecho económico en sus relaciones, algo muy difícil con un régimen que ha llevado al colapso la economía venezolana", concluye el internacionalista venezolano Mariano de Alba desde Washington.

"Respaldar el legítimo derecho de la hermana nación a decidir su destino es defender la dignidad de todos", avanzó Miguel Díaz-Canel, presidente de los consejos de Estado y de Ministros de Cuba, antes de confirmar su participación en la jura de mañana, lo que ya todo el mundo presuponía.

El sucesor de Raúl Castro representó a su padrino político durante todo el primer mandato de Nicolás Maduro, acudiendo en numerosas ocasiones a Caracas. De hecho, el jefe del Estado venezolano fue el primero en acudir a La Habana para felicitarlo tras su nombramiento, en abril del año pasado.

Las autoridades bolivarianas también esperan la presencia de varios mandatarios del Caribe, una región a la que nutrieron de petróleo desde la llegada al poder de Hugo Chávez. El otro aliado ideológico, el nicaragüense Daniel Ortega, anunció su comparecencia para respaldar a su amigo. Ambos presidentes sufrirán en las próximas horas el examen del Consejo Permanente de la OEA. "Nicolás, la vergüenza es de ellos; la dignidad es nuestra", escribió Ortega, sobre el que pesa la amenaza de aplicación de la Carta Democrática.

"Maduro quedó aislado y solo tiene el apoyo internacional de China, Rusia, Cuba, Turquía... ¡Caramba! No está tan aislado", ironiza Malamud.

Los aliados internacionales acudirán a Caracas, pero no sus primeras espadas. China anunció que Han Changfu, ministro de Agricultura, encabezará la delegación del país asiático y Turquía enviará a su vicepresidente, Fuat Oktay.

En la otra trinchera, el embajador francés Romain Nadal confirmó el sábado, durante la instalación de la nueva junta directiva de la Asamblea Nacional, que los países de la Unión Europea (UE) mantendrán el acuerdo previo alcanzado en Bruselas y no asistirán ni reconocerán, de momento, al líder bolivariano.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?